300,000 personas rastrearon el avión militar de EE.UU. donde viajó Pelosi a Taiwán

Por Andrew Thornebrooke
02 de Agosto de 2022 1:00 PM Actualizado: 02 de Agosto de 2022 1:00 PM

Más de 320,000 personas rastrearon el avión militar estadounidense que llevó el martes por la mañana a Taiwán a la presidente de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi (D-Calif.).

Antes de confirmarse la presencia de la congresista en la aeronave, hubo rumores de que Pelosi estaba a bordo del avión de la Fuerza Aérea de EE.UU., SPAR19, que salió de Malasia el martes sin un destino en la lista. El destino de la aeronave se actualizó a Taipéi cuando pasó por Filipinas.

El avión donde iba Pelosi llamó la atención de los ansiosos observadores de China. Flightradar24, un popular sitio web de seguimiento de aviones, anunció que el interés “sin precedentes” por el avión provocó una sobrecarga en sus servidores, haciendo que el sitio web no estuviera disponible temporalmente.

El revuelo se produjo después de que la Casa Blanca reconociera el lunes que Pelosi estaba utilizando un avión militar para viajar en su gira por el sudeste asiático.

“Es común que la presidente de la Cámara viaje a bordo de un avión de transporte militar de EE.UU.”, dijo el portavoz del Consejo de Seguridad Nacional de la Casa Blanca, John Kirby, durante una conferencia de prensa el 1 de agosto. “Eso es muy usual”.

“Parte de nuestra responsabilidad es asegurarnos de que pueda viajar de manera segura y les puedo asegurar que lo hará”.

Es normal que los miembros del Congreso visiten Taipéi, y eso ha sucedido varias veces este año. Sin embargo, la última vez que un presidente de la Cámara en funciones visitó Taiwán fue en 1997.

El viaje se ha convertido en una especie de tambor de guerra para el Partido Comunista Chino (PCCh), que ha utilizado la situación para desatar un aluvión de amenazas bélicas.

Durante una llamada telefónica entre el presidente Joe Biden y el líder del PCCh, Xi Jinping, la semana pasada, Xi supuestamente le dijo a Biden: “Jugar con fuego te hará arder”.

Del mismo modo, los medios estatales chinos recurrieron a las redes sociales para pedir que se derribara el avión de Pelosi si visitaba Taiwán.

Posteriormente, tanto Estados Unidos como China han maniobrado con activos militares en la región que rodea a Taiwán, lo que contradice la sensación de tensión que sienten ambas naciones.

Muchos expertos creen que las amenazas del PCCh son huecas y tienen la intención de afectar la política estadounidense sin tener que usar la diplomacia. Aun así, la Casa Blanca advirtió que tales situaciones pueden conducir con demasiada facilidad a problemas de comunicación e incidentes catastróficos.

“No es tanto que pueda haber un ataque directo, sino que aumenta el riesgo de error de cálculo y confusión, lo que también podría tener consecuencias no deseadas”, dijo Kirby el lunes.

Kirby agregó que Estados Unidos estaría atento a mayores provocaciones militares del PCCh, incluidas actividades aéreas y navales y lanzamientos de misiles.

Dijo que existía la posibilidad de que el PCCh repitiera sus acciones de 1995 y 1996, cuando lanzó misiles a las aguas alrededor de Taiwán después de que se anunciara que el presidente de Taiwán visitaría su alma mater en Estados Unidos.

Las autoridades comunistas chinas han realizado una serie de amenazas radicales y belicosas hacia Estados Unidos en un esfuerzo por impedir que se lleve a cabo el viaje de Pelosi, y no está claro hasta dónde puede llegar el régimen con su retórica sin perder prestigio a nivel internacional.

El liderazgo chino teme que tales viajes aumenten los lazos entre Taiwán y Estados Unidos y legitimen aún más a Taiwán como una nación independiente.

El PCCh afirma que Taiwán es una provincia disidente que debe unirse con el continente, por la fuerza si es necesario. Taiwán se ha autogobernado desde 1949, nunca ha estado bajo el control del PCCh y cuenta con un próspero gobierno democrático y una economía de mercado.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.