54 científicos pierden sus empleos a causa de investigación del NIH sobre sus lazos con el extranjero

Por Ivan Pentchoukov
14 de Junio de 2020
Actualizado: 14 de Junio de 2020

Una investigación en curso, por parte de los Institutos Nacionales de Salud (NIH), a becarios que fallaron en revelar sus vínculos extranjeros, ha resultado en el despido y la renuncia de 54 científicos.

El NIH investigó a 189 científicos por sus vínculos extranjeros no revelados. Se descubrió que el 93 por ciento de los fondos ocultos provienen de China. Unos 77 becarios fueron expulsados del sistema NIH como resultado de la investigación.

Las cifras fueron reveladas el 12 de junio en una presentación de Michael Lauer, subdirector de NIH para investigaciones externas. El esfuerzo del NIH se remonta a agosto de 2018, cuando la organización advirtió a las universidades de todo el país que algunas entidades extranjeras estaban apuntando sistemáticamente a los investigadores del NIH, esto con el fin de desviar la propiedad intelectual y obtener información confidencial.

El esfuerzo de los NIH es parte de una campaña más grande del gobierno de EE.UU. para contrarrestar la infiltración del Partido Comunista Chino (PCCh) en la academia estadounidense. El Departamento de Justicia (DOJ) y el FBI han realizado arrestos y llegaron a acuerdos con investigadores en el contexto de esta campaña amplia, lanzada en noviembre de 2018.

En el momento de la investigación, unos 143 científicos en 27 estados tenían subsidios activos por valor de USD 164 millones. Más del 80 por ciento eran asiáticos, lo que refleja el hecho de que el PCCh tiene como objetivo a los investigadores chinos.

El PCCh recluta agresivamente a investigadores extranjeros como parte de su programa de Los Mil Talentos, que el gobierno de Estados Unidos considera una maniobra de infiltración para obtener la propiedad intelectual estadounidense.

La investigación de los NIH ha resultado directamente en procesamientos por el Departamento de Justicia. Después de que los NIH señalaran que Xiao-Jiang Li, de 63 años, procedente de Atlanta, Georgia y profesor de la Universidad de Emory no había revelado su trabajo extranjero en las solicitudes de subvención, el DOJ procedió a acusarlo. Li fue sentenciado en mayo a un año de libertad condicional y se le ordenó pagar USD 35,000 al IRS por los ingresos procedentes de China que ocultó en sus declaraciones de impuestos.

Según la presentación de Lauer, un tercio de los 189 científicos investigados por los NIH ya estaban en el radar del FBI. Siete de cada 10 no reportaron subvenciones extranjeras y más de la mitad tienen un “premio al talento” no revelado.

El Departamento de Justicia llegó a un acuerdo en diciembre del año pasado con el Instituto de Investigación Van Andel. El gobierno alegó que el instituto hizo declaraciones falsas sobre solicitudes de subvención que no revelaron dos solicitudes para el gobierno chino. El Instituto de Investigación Van Andel acordó pagar USD 5.5 millones para resolver el caso.

En uno de los casos más destacados, el Departamento de Justicia acusó el 9 de junio al profesor de la Universidad de Harvard, Charles Lieber, de hacer declaraciones falsas a las autoridades federales sobre su participación en el programa, Mil talentos, del PCCh.

Sigue a Ivan en Twitter: @ivanpentchoukov


Apoye nuestro periodismo independiente donando un “café” para el equipo.


Mira a continuación

Institutos Confucio: amenaza a la libertad global

TE RECOMENDAMOS