Aficionado al ciclismo de 74 años recorre EE. UU. en bicicleta para apoyar a familias sin hogar

Por Michael Wing
25 de Junio de 2020 6:07 PM Actualizado: 25 de Junio de 2020 6:12 PM

Este no fue el primer paseo en bicicleta de Sam Gloyd a lo largo de Estados Unidos, pero si fue la primera vez que lo hizo en 54 años.

El ciclista de 74 años de edad, aficionado de Natick, Massachusetts, ha estado trabajando para una organización sin fines de lucro llamada Family Promise, que ayuda a las familias que luchan contra la falta de vivienda o que corren el riesgo de quedarse sin hogar.

Ahora pedalea de costa a costa a través de Estados Unidos con el propósito de ayudar a aliviar ese problema mientras crea conciencia sobre la falta de vivienda.

La última vez que Gloyd cruzó Estados Unidos en bicicleta fue en 1966.

“Tenía 20 años en ese momento”, dijo a WCVB.

Recientemente, el actual cierre de la pandemia ha planteado un gran desafío para la organización de beneficencia, ya que el desempleo y la falta de vivienda han aumentado, y encontrar refugio para las familias también se ha vuelto mucho más costoso.

Gloyd trabajó como conductor de camioneta para Family Promise, y su principal tarea era llevar a los niños a la escuela. Sin embargo, después de que las escuelas cerraron debido a las medidas para contener el virus, sus servicios tuvieron menos demanda.

En cuanto a su viaje en bicicleta, inicialmente, simplemente planeó ir a Indiana a visitar a sus parientes. Sin embargo, apoyar la causa de ayudar a las familias sin hogar lo inspiró a trazar ambiciosamente un nuevo rumbo. Y así, el ciclista senior salió por su cuenta de Natick cross country la segunda semana de junio, y ha estado haciendo buen tiempo desde entonces.

“Han sido aproximadamente de 50 a 70 millas al día”, dijo a la agencia de noticias.

Gloyd duerme en una tienda de campaña plegable durante el viaje.

Los integrantes del personal de la organización sin fines de lucro estaban un poco preocupados cuando Gloyd anunció por primera vez su intención de viajar a través de Estados Unidos, y le ofrecieron refugio a lo largo del camino —la organización tiene 200 afiliados en todo el país. Y, el ciclista también ha estado haciendo una crónica del trabajo a la organización sin fines de lucro durante sus visitas.

Family Promise Metrowest en Natick, Massachusetts (Screenshot/Google Maps)

“El hecho de que esté en su bicicleta, atravesando el país, es inspirador”, dijo Susan Crossley, directora ejecutiva de Family Promise Metrowest en Natick.

“Es un muy buen tipo”, dijo Carole Brodrick, directora de desarrollo de la organización. “Está dispuesto a hacer cualquier cosa y todo por nosotros”.

“Nos envía fotos y mensajes. Tratamos de subirlas a nuestra página de Facebook tan pronto recibimos fotos de él”.

Brodrick señaló que el actual bloqueo ha tenido un impacto financiero significativo en las familias que luchan por un refugio. “Alrededor del 30 por ciento de las familias perdieron sus trabajos por completo o se redujeron sus ingresos”, explicó.

La organización normalmente hace arreglos para que las familias se alojen en las iglesias locales, pero han tenido que recurrir a los hoteles para alojar a las personas necesitadas, lo que ha incrementado drásticamente los costos.

“Pasamos de algo que era pro bono a más de 8000 dólares al mes”, compartió Crossley.

Ahora, Family Promise ha creado una campaña de financiación que resalta el viaje de Gloyd a través del país, llamado “Ciclismo con Sam“, donde los partidarios pueden contribuir a ayudar a las familias que se enfrentan a la falta de vivienda en Massachusetts.


Apoye nuestro periodismo independiente donando un “café” para el equipo.


Descubra

Vivió 15 años con dolor y ahora viaja compartiendo el hallazgo que le cambió la vida

 

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.