Aumenta la presión sobre Biden desde ambos partidos políticos tras la crisis en Afganistán

Por Joseph Lord
18 de Agosto de 2021
Actualizado: 18 de Agosto de 2021

La administración Biden se enfrenta a un mayor escrutinio, por parte de los congresistas de ambos partidos, tras el colapso de Afganistán ante los talibanes a principios de esta semana.

El presidente Joe Biden defendió su decisión de retirar las tropas estadounidenses de Afganistán en una conferencia de prensa el lunes. Criticó la gestión de la guerra en Afganistán por parte de las tres administraciones anteriores durante los 20 años que Estados Unidos ha ocupado el país. “Nunca se suponía que nuestra misión fuera construir una nación… [o] crear una democracia centralizada unificada”, dijo Biden en un momento dado. Continuó: “Nunca hubo un buen momento para retirar las fuerzas estadounidenses”, refiriéndose a los varios intentos de otras administraciones para salir del conflicto, pero dijo: “Respaldo firmemente mi decisión”.

Comparó el conflicto en Afganistán con el de Vietnam y preguntó: “¿Cuántas generaciones más de hijas e hijos de Estados Unidos me harían enviar para luchar en la guerra civil de Afganistán?” ¿Cuántas vidas estadounidenses más valen la pena?”.

Concluyó describiendo algunos de los planes que tiene la administración para sacar del país a ciudadanos estadounidenses, aliados afganos y ciudadanos afganos vulnerables. “La responsabilidad es mía”, dijo Biden.

El lunes, el senador Rick Scott (R-Fla.) preguntó en una publicación de Twitter: “¿Joe Biden es capaz de cumplir con los deberes de su cargo o ha llegado el momento de ejercer las disposiciones de la 25a Enmienda?” La Enmienda 25 prevé la destitución de un presidente en caso de que no pueda cumplir con las funciones de su cargo por razones mentales o físicas, pero requiere un proceso difícil antes de que se pueda ejecutar la destitución. La vicepresidente y la mayoría del gabinete del presidente tendrían que determinar que el presidente no es apto para el cargo. Entonces, el Congreso necesitaría aprobar esta determinación por una mayoría de dos tercios de votos, tanto en la Cámara como en el Senado.

Este es un evento extremadamente improbable, pero Biden también tiene otras preocupaciones en el horizonte.

Afganos se aglomeran a lo largo del muro del aeropuerto internacional, Hamid Karzai, antes de saltar buscando abandonar el país, el 16 de agosto de 2021, en Kabul, Afganistán. (EFE/STRINGER)

En una entrevista con Fox News, el senador Tom Cotton (R-Ark.) arremetió contra la administración por su manejo de la crisis. Cotton dijo que la gente razonable podría estar en desacuerdo sobre si traer o no tropas a casa desde Afganistán, pero aseguró que el plan de Biden para lograr esta retirada era “impotente, incompetente y una catástrofe estratégica para Estados Unidos”. Cotton dijo que temía que este repentino retroceso en Afganistán, un aliado de Estados Unidos contra los talibanes durante casi dos décadas, pueda disminuir la confianza de otros aliados en Estados Unidos. Dijo que China reconoció los temores que ha provocado esta situación y que “ya los está utilizando en contra nuestra”.

El senador Roy Blunt (R-Mo.) dijo en una entrevista con una estación local de Missouri: “No creo que tengamos que irnos y creo que irnos resultará en un gran error”. Blunt calificó esto como un “error no forzado” y dijo que Estados Unidos debería haber mantenido su presencia en Afganistán para detener el surgimiento de otros grupos terroristas.

Biden también ha recibido críticas inusualmente duras de su propio partido. El senador Mark Warner (D-Va.), presidente del Comité Selecto de Inteligencia del Senado, dijo en una declaración pública que “las imágenes de Afganistán que hemos visto en los últimos días son devastadoras”. Se hizo eco del temor de Cotton de que otros aliados pierdan la fe en los compromisos del país con sus obligaciones, insistiendo en que “el mundo debe saber que Estados Unidos apoya a sus amigos en tiempos de necesidad, y este es uno de esos momentos”. Warner concluyó con la promesa de que dentro de su comité haría “preguntas difíciles pero necesarias sobre por qué no estábamos mejor preparados para el peor de los casos que involucra un colapso tan rápido y total del gobierno y las fuerzas de seguridad afganas”.

La representante Crissy Houlahan (D-Pa.) comenzó su declaración con críticas similares al presidente: “Estos últimos días han sido difíciles de procesar, y no porque el progreso de los talibanes fuera sorprendente. De hecho, todo lo contrario. Dimos la alarma y nuestras terribles advertencias cayeron en oídos sordos”. Houlahan luego dijo que está “comprometida a ser parte de esas duras conversaciones y responsabilizar a quienes aparentemente engañaron al pueblo estadounidense”.

El senador Bob Menendez (D-N.J.), presidente mayoritario del Comité de Relaciones Exteriores del Senado, dijo que el comité investigaría la política de Estados Unidos hacia Afganistán.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS