Biden defiende a los superdelegados mientras aboga por una convención abierta

Por Zachary Stieber
21 de Febrero de 2020
Actualizado: 21 de Febrero de 2020

El exvicepresidente Joe Biden defendió a los casi 800 superdelegados no elegidos que votarán en rondas adicionales de votación que se podrían activar si ningún candidato presidencial demócrata gana la mayoría de los delegados, argumentando a favor de una convención abierta.

La Convención Nacional Demócrata de julio podría presentar una convención disputada, que incluya rondas adicionales de votación más allá de las primarias y caucus estatales. La votación extra debería tener lugar si ningún candidato gana la mayoría de los delegados, argumentó Biden durante un debate abierto de la CNN el jueves por la noche.

“Digamos que tienes que conseguir más de 1900 delegados, ese es el trato”, dijo Biden, refiriéndose al número que un candidato puede alcanzar para conseguir la nominación del partido sin recurrir a una convención abierta.

“Digamos que alguien viene con la mayoría de los delegados y se divide y tienen mil delegados y el resto se separa. ¿Significa eso que deberías seguir adelante y cambiar las reglas? No lo creo. Supongo que soy un chico de escuela católica. Tú juegas según las reglas”, dijo.

Biden dijo que los superdelegados —delegados automáticos que no votan en la primera ronda, pero que se agregan al grupo si se desencadena una convención disputada— deberían tener la oportunidad de participar en el proceso.

“Hay una gran cantidad de demócratas que se presentan en esa convención que trabajaron muy duro para involucrarse en el partido y darles a todos una oportunidad”, dijo Biden.

Los candidatos presidenciales demócratas, el exalcalde de la ciudad de Nueva York Mike Bloomberg, la senadora Elizabeth Warren, el senador Bernie Sanders, el exvicepresidente Joe Biden, el exalcalde de South Bend, el alcalde de Indiana Pete Buttigieg y la senadora Amy Klobuchar participan en el debate de las primarias presidenciales demócratas en París Las Vegas, en Las Vegas, Nevada, el 19 de febrero de 2020. (Mario Tama/Getty Images)

De los seis candidatos en el escenario de debate en Las Vegas esta semana, sólo el Senador Bernie Sanders (I-Vt.) expresó su apoyo para que un candidato que gane una pluralidad de delegados gane la nominación sin votación adicional.

“El proceso incluye 500 superdelegados en la segunda votación. Así que creo que la voluntad del pueblo debe prevalecer, sí”, dijo Sanders, recibiendo aplausos del público.

“La persona que tenga más votos debería convertirse en el candidato”, añadió.

El exalcalde de la ciudad de Nueva York Michael Bloomberg, la senadora Elizabeth Warren (D-Mass.), la senadora Amy Klobuchar (D-Minn.) y el exalcalde de South Bend Pete Buttigieg, todos dijeron que apoyan una convención abierta.

Los resultados de los dos estados de votación temprana de Iowa y New Hampshire muestran a Buttigieg con 22 delegados, incluyendo un delegado de Iowa en disputa que podría pasar a Sanders después de un recuento, y Sanders con 21.

Warren tiene ocho, Klobuchar tiene siete, y Biden tiene seis. Bloomberg ignora los estados de votación temprana y se centra en los estados donde los votantes irán a las urnas el 3 de marzo, incluyendo California, Texas y Maine.

Algunos de los principales actores del Partido Demócrata han expresado su apoyo a una convención abierta, incluyendo al exsecretario de estado John Kerry, que apoya a Biden. Dijo que las reglas del partido establecen claramente una segunda ronda de votación si ningún candidato obtiene la mayoría de los delegados.

“Esas son las reglas. Así es exactamente cómo funciona la democracia”, dijo Kerry durante una aparición en “New Day” de CNN. “Cuando te conviertes en candidato a la presidencia de los Estados Unidos, sabes cuáles son las reglas. Y si vas a ser un buen presidente, tienes que jugar según las reglas, algo que Donald Trump no hace”.

 

Descubra

El peligro de poner la vara del ‘impeachment’ tan bajo: Juicio político a Trump, Estados Unidos

TE RECOMENDAMOS