Biden pide a Congreso que acabe con la inmunidad de las redes sociales

Múltiples iniciativas para combatir la "violencia alimentada por el odio", el racismo y el extremismo fueron anunciadas en cumbre de la Casa Blanca

Por Mimi Nguyen Ly
16 de Septiembre de 2022 12:11 PM Actualizado: 16 de Septiembre de 2022 12:11 PM

En una cumbre celebrada el jueves en la Casa Blanca para hacer frente a la “violencia alimentada por el odio”, el presidente Joe Biden denunció a los supremacistas blancos e instó a los legisladores del Congreso a poner fin a la inmunidad especial de las empresas de redes sociales.

Biden también pidió a los estadounidenses en general que se manifiesten contra el racismo y el extremismo en el evento, denominado cumbre “United We Stand”, al que asistieron líderes locales bipartidistas, expertos y supervivientes de ataques violentos motivados por el odio.

El evento pretendía “contrarrestar los efectos destructivos de la violencia alimentada por el odio en nuestra democracia y en la seguridad pública, movilizar a diversos sectores de la sociedad y a las comunidades de todo el país ante estos peligros, y presentar una visión compartida, inclusiva y bipartidista para una América más unida”, dijo el gobierno de Biden en la página web del evento de la cumbre.

“Todas las formas de odio alimentadas por la violencia no tienen cabida en Estados Unidos”, dijo el presidente en la cumbre del jueves, recordando varios ataques, entre ellos un tiroteo masivo en el club nocturno Pulse de Orlando (Florida) en 2016 y otro en un supermercado de Buffalo (Nueva York) a principios de este año.

“Los supremacistas blancos no tendrán la última palabra”, dijo Biden, sin mencionar ningún otro grupo que haya incitado a la violencia y al odio en Estados Unidos en los últimos años.

Biden mencionó brevemente los sucesos del 6 de enero de 2021, cuando irrumpieron en el Capitolio de Estados Unidos, y dijo que el suceso no reflejaba “lo que somos” como nación.

Afirmó que Estados Unidos ha tenido durante mucho tiempo una “línea de odio” contra los grupos minoritarios y que la política y los medios de comunicación le han dado “demasiado oxígeno” en los últimos años.

El demócrata dijo que quiere que el Congreso “haga responsables a las empresas de redes sociales por difundir el odio”. Las declaraciones recibieron una gran ovación de los asistentes.

“Pido al Congreso que elimine la inmunidad especial para las empresas de redes sociales e imponga requisitos de transparencia mucho más estrictos a todas ellas”, dijo Biden, en alusión a la Sección 230.

Los editores pueden ser considerados responsables de cualquier contenido que publiquen, mientras que las plataformas de redes sociales están protegidas por la Sección 230 de la Ley de Decencia en las Comunicaciones, una ley federal que protege a las empresas de internet de la responsabilidad relacionada con el contenido publicado por los usuarios. En concreto, parte de la ley establece que “ningún proveedor o usuario de un servicio informático interactivo será tratado como editor o portavoz de cualquier información proporcionada por otro proveedor de contenido informativo”.

El gobierno de Biden ha pedido en repetidas ocasiones la revocación de la Sección 230 y también ha apoyado el aumento de la aplicación de la ley antimonopolio y de transparencia a las empresas tecnológicas, algunas de las cuales permiten actualmente a los usuarios publicar de forma anónima.

El FBI dijo en 2021 que los delitos de odio en Estados Unidos alcanzaron un máximo de 12 años en 2020, los últimos datos disponibles. El Departamento de Justicia ha dicho que aumentará los esfuerzos para contrarrestarlo.

Epoch Times Photo
El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, pronuncia un discurso de apertura en la Cumbre United We Stand en la Sala Este de la Casa Blanca en Washington, el 15 de septiembre de 2022. (Mandel Ngan/AFP vía Getty Images)

Múltiples iniciativas

El gobierno de Biden anunció el jueves lo que parece ser una plétora de iniciativas de los sectores público y privado para hacer frente a la violencia motivada por el odio.

Entre ellas se incluye una inversión de 1000 millones de dólares que impulsará un grupo de filántropos llamado “Nuevos Pluralistas” para que los financiadores apoyen un esfuerzo de 10 años para “construir una cultura de respeto, pertenencia y colaboración en las comunidades y organizaciones de todo Estados Unidos” y “respaldar el trabajo esencial de los valientes unificadores, sanadores y creadores de vínculos”.

El fiscal general Merrick Garland anunció en la cumbre que las 94 fiscalías de EE. UU. trabajarían en una iniciativa “Unidos contra el odio” a lo largo de 2023.

“A principios de este año, nuestras Fiscalías de Estados Unidos de Massachusetts, Nueva Jersey y el Distrito Este de Washington completaron los programas piloto de Unidos contra el Odio”, dijo. “Y hoy, me complace anunciar que esta iniciativa se ampliará a otras 16 Fiscalías de Estados Unidos y se pondrá en marcha en las 94 Fiscalías de Estados Unidos durante el próximo año”.

Mientras tanto, la Oficina de Terrorismo e Inteligencia Financiera del Departamento del Tesoro está desarrollando un sitio web de “informes y recursos clave sobre la financiación del extremismo violento doméstico para ayudar a informar a los sectores público y privado”.

“El Tesoro también emprenderá un compromiso estratégico con instituciones financieras regionales de todo Estados Unidos para debatir los riesgos asociados a la financiación del extremismo violento doméstico, y celebrará un taller con empresas de moneda virtual sobre el uso de activos virtuales por parte de los extremistas violentos domésticos”, anunció la Administración Biden.

Las empresas tecnológicas actúan

En la cumbre de la Casa Blanca también se anunciaron las medidas que cuatro empresas tecnológicas —YouTube, Twitch, Microsoft y Meta— están adoptando para combatir el extremismo violento en internet.

El gobierno de Biden dijo que “pero los avances en las tecnologías digitales, incluidas las redes sociales y otras plataformas de internet, también han llevado a consecuencias no deseadas”. Las consecuencias imprevistas incluyen “la propagación de ideologías extremistas violentas y la movilización hacia la violencia, de las que el sector tecnológico debe ser responsabilizado”.

“Los estadounidenses saben cómo Internet puede alimentar el odio, la misoginia y el abuso con efectos indirectos que amenazan la seguridad de nuestras comunidades fuera de internet”, añadió.

YouTube dijo que, entre otras acciones, eliminará “contenidos que glorifiquen actos violentos con el fin de inspirar a otros a cometer daños, recaudar fondos o reclutar, incluso si los creadores de dichos contenidos no están relacionados con un grupo designado como terrorista”.

Meta, antes Facebook, participará en una nueva asociación de investigación con el Centro de Terrorismo, Extremismo y Antiterrorismo (CTEC) del Instituto Middlebury de Estudios Internacionales. La investigación “analizará las tendencias del extremismo violento y las herramientas que ayudan a las comunidades a combatirlo”.

Twitch, una plataforma de streaming en vivo propiedad de Amazon, va a lanzar una nueva herramienta para “acelerar su compromiso continuo de disuadir el odio”. La herramienta “capacita a sus streamers y a sus comunidades para ayudar a contrarrestar el odio y el acoso y a individualizar aún más la experiencia de seguridad de sus canales”. No se han anunciado detalles sobre la nueva herramienta.

La compañía también pondrá en marcha “nuevas iniciativas de educación de la comunidad sobre temas como la identificación de la desinformación perjudicial y la disuasión de la violencia de odio”, anunció la Administración Biden.

Mientras tanto, Microsoft está “ampliando su aplicación de herramientas de inteligencia artificial (IA) y aprendizaje automático (ML) para la detección y prevención de la violencia, y utilizando los juegos para fomentar la empatía en los jóvenes”.

Microsoft ha desarrollado algunas herramientas de IA/ML “que pueden ayudar a detectar amenazas creíbles de violencia o a la seguridad pública”, y hará que estas herramientas sean más básicas y asequibles para que las escuelas y las organizaciones más pequeñas puedan utilizarlas “para ayudar en la prevención de la violencia”.

Microsoft también está desarrollando una “nueva experiencia” para Minecraft: Education Edition —una plataforma basada en juegos para el aprendizaje creativo— para “ayudar a los estudiantes, las familias y los educadores a aprender formas de construir un mundo online y offline mejor y más seguro a través del respeto, la empatía, la confianza y la seguridad”.

Con información de Reuters y The Associated Press.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.