Casa Blanca refuta comentarios de secretario de DHS sobre posibles “pasaportes de vacuna” para viajeros

Por Jack Phillips
28 de Mayo de 2021
Actualizado: 28 de Mayo de 2021

La Casa Blanca intentó el viernes minimizar los comentarios realizados por el secretario del Departamento de Seguridad Nacional (DHS, por sus siglas en inglés), Alejandro Mayorkas, sobre la implementación de un posible sistema de pasaportes de vacunas para los viajeros que entran y salen de Estados Unidos.

Mayorkas declaró el viernes a ABC News que la administración está estudiando “muy de cerca” los sistemas de pasaportes y dijo que “uno de nuestros principios que nos ha guiado a lo largo de esta pandemia es el valor de la diversidad, la equidad y la inclusión, y asegurarnos de que cualquier pasaporte que proporcionemos para las vacunas sea accesible para todos y que nadie quede privado de sus derechos”.

Pero en un raro desacuerdo público, una portavoz de la Administración Biden dijo que la Casa Blanca no ha cambiado su postura sobre un sistema de pasaportes respaldado por el gobierno federal.

“No hemos cambiado nuestra postura al respecto”, dijo la secretaria de prensa adjunta, Karine Jean-Pierre, a los periodistas en el Air Force One en respuesta a las preguntas sobre la declaración de Mayorkas. “No habrá una base de datos federal de vacunación ni un mandato federal que obligue a todo el mundo a obtener una única credencial de vacunación”.

Cuando se le preguntó más sobre la afirmación de Mayorkas sobre un pasaporte de vacunas, Jean-Pierre dijo que “el gobierno de Estados Unidos reconoce que otros países tienen o pueden tener requisitos de entrada para extranjeros”.

“Haremos un seguimiento de estos y ayudaremos a todos los viajeros estadounidenses a cumplirlas”, añadió Jean-Pierre, “pero no habrá ningún mandato federal que obligue a nadie a obtener una única credencial de vacunación”.

La Unión Europea, algunos gobiernos asiáticos y el sector de las aerolíneas se están esforzando por desarrollar pasaportes para la vacuna COVID-19. Estos gobiernos están trabajando en sistemas que permitirían a los viajeros utilizar apps de celular para demostrar que han sido vacunados, ayudándoles a evitar los requisitos de cuarentena en sus destinos.

A principios de este mes, la secretaria de prensa de la Casa Blanca, Jen Psaki, dijo que la opinión de la administración es “que el gobierno federal no desempeñará ese papel”, y añadió: “El sector privado puede, y puede impulsar al sector privado a avanzar en las acciones, que es donde pensamos que está apropiadamente situado”.

Los sistemas de pasaporte de vacunación se han convertido en un punto de controversia, ya que varios estados liderados por los republicanos han prohibido a los gobiernos estatales y locales su implantación. Algunos estados también han tomado medidas para impedir que las empresas privadas utilicen los sistemas de pasaporte.

El 31 de marzo, la Unión Americana de Libertades Civiles (ACLU, por sus siglas en inglés) manifestó su preocupación por los posibles “riesgos y fallos que probablemente se produzcan” al implantar cualquier tipo de sistema de pasaportes.

“También nos preocupa que un pasaporte con vacunas fomente el uso excesivo”, dijo el grupo de libertades civiles. “Las cuestiones relativas al diseño de los pasaportes son independientes de la cuestión de dónde y cuándo se puede exigir a las personas que presenten un comprobante de vacunación, pero si un sistema de pasaportes hace que sea muy fácil pedir y presentar un comprobante de vacunación, es probable que tales solicitudes se usen excesivamente a medida que se le pide a la gente credenciales en todo momento”.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS