China construyó en Kenia una de las carreteras más mortíferas del país

Por Dominic Kirui, especial para The Epoch Times
23 de Noviembre de 2019 11:53 AM Actualizado: 23 de Noviembre de 2019 11:53 AM

EMBAKASI, Kenia – Es la hora pico en Embakasi, en las afueras de la capital de Kenia, Nairobi. Los viajeros están ocupados bajándose de los autobuses mientras los coches entran y salen de la ciudad.

Los ocupantes de las zonas residenciales cercanas de Pipeline Estate y Fedha Estate están comprando su cena, mientras que otros regresan caminando a sus casas desde su trabajo informal en los alrededores.

Lo que tienen en común es la necesidad de cruzar la concurrida carretera de circunvalación exterior que se origina en ese punto y pasa a través del vecindario.

A medida que los vehículos avanzan a gran velocidad a lo largo de la carretera recientemente ampliada, los peatones cruzan corriendo la ruta, arriesgando sus vidas a diario. No hay puente peatonal que sirva de salvavidas en este punto de la carretera donde tanta gente necesita cruzar.

La razón, explican los vecinos, es que la empresa china que construyó la carretera se retrasó en instalar los puentes peatonales, algunos de los cuales aún no han sido terminados dos años después de haberse inaugurada la ruta.

La carretera más peligrosa

Según se informa, ha habido decenas de muertos y heridos desde que la carretera se amplió hasta convertirse en una importante autopista de cuatro carriles en 2017, ya que los peatones son atropellados y asesinados por vehículos que circulan a gran velocidad.

Simon Mwikali, residente de Pipeline Estate, es un comerciante que vende cacahuetes cerca de la carretera. Dijo que vio cómo, dos de sus amigos, fueron atropellados y asesinados por vehículos que circulaban a gran velocidad.

Simon Mwikali vende cacahuetes en Pipeline Estate junto a la carretera de circunvalación exterior en Nairobi, Kenia, el 28 de octubre de 2019. (Cortesía de Dominic Kirui para The Epoch Times)

“Johnny había ido a buscar cambio para sus clientes mientras vendía unos CD aquí mismo. Un vehículo lo atropelló y así, sin más, se fue”, recordó Mwikali.

Como muchos otros peatones que han perdido la vida en la transitada carretera, la vida de Johnny probablemente se habría salvado si se hubieran instalado puentes peatonales antes de que la ruta se abriera para uso público.

“Entonces mi otro amigo Ras, que era residente de Pipeline, estaba cruzando para acceder al supermercado por la tarde cuando también lo atropellaron y lo mataron. Nadie aquí parece preocuparse por la seguridad de los peatones. Lo único que les importa es que los vehículos se muevan. Los que no tenemos autos no contamos mucho”, se lamentó Mwikali.

El año pasado, los datos de la Autoridad Nacional de Transporte y Seguridad (NTSA) mostraron que esta carretera tuvo el mayor número de accidentes mortales en la ciudad en los primeros seis meses del año.

“La carretera de circunvalación exterior fue declarada la de más riesgo, por haber registrado un total de 23 muertes durante ese período, que fueron las más altas en comparación con otras rutas”, indica el informe.

Las estadísticas de 2019 hasta la fecha revelan un panorama similar, con 31 muertes registradas, lo que hace que la carretera de circunvalación exterior sea la segunda más peligrosa de la ciudad.

Una sección de la carretera de circunvalación exterior cerca de Tassia Estate en Nairobi, Kenia, el 28 de octubre de 2019. (Cortesía de Dominic Kirui para The Epoch Times)

Joyce Mwende, profesora de una de las academias de Embakasi, tiene que cruzar la calle todas las mañanas para ir y volver de su lugar de trabajo. Dice que ha sido testigo de muchos accidentes en la carretera.

“Cuando cruzamos por la mañana todos los días, no podemos dejar de ver a una persona que fue atropellada por un auto. De lo que hablaba el gobierno eran solo muertes. Hay muchos otros que sufren lesiones durante estos accidentes”, dijo.

A finales de septiembre, Anthony Kariuki, asesor del vicepresidente y ex editor online de Nation Media Group, fue víctima de un accidente de tráfico en la carretera de circunvalación exterior.

Según el jefe del Servicio de Prensa del vicepresidente, David Mugonyi, Kariuki fue atropellado por una furgoneta de turismo cuando cruzaba la carretera hacia su residencia aproximadamente a las 10:00 pm.

Preocupaciones previas

En 2014, el gobierno de Kenia adjudicó la licitación a la empresa estatal china SinoHydro Tianjin Engineering para ampliar el congestionado tramo de 8 millas desde el Aeropuerto Internacional de Kenyatta hasta la sede de la Unidad de Servicios Generales, a un costo de 8,400 millones de chelines kenianos (84 millones de dólares).

Según el Banco Africano de Desarrollo que financió el proyecto de ampliación, la carretera de circunvalación exterior atraviesa la zona más densamente poblada de Nairobi, que alberga hasta el 70 por ciento de todos los residentes de la ciudad.

Peatones cruzan la carretera de circunvalación exterior en Pipeline Estate en Kenia en medio del tráfico, el 28 de octubre de 2019. (Cortesía de Dominic Kirui para The Epoch Times)

En su informe de Evaluación de Impacto Ambiental y Social de 2013, el Banco Africano de Desarrollo señaló que habían celebrado un foro de participación pública durante el cual las mujeres que vivían en la zona expresaron su preocupación por la seguridad de los niños que cruzaban la carretera cuando se dirigían a la escuela, debido al aumento de la velocidad del tráfico previsto tras la ampliación.

Una de las soluciones propuestas fue la instalación de puentes peatonales.

Instalación de puentes

La modernización y ampliación de la carretera de circunvalación exterior comenzó en septiembre de 2014 y estaba previsto que finalizara en el verano de 2017, pero las obras de construcción se prolongaron hasta 2019. Sin embargo, la carretera está abierta al tráfico desde julio de 2017. 

Se esperaba que SinoHydro hubiera finalizado todos los trabajos, incluyendo la construcción de puentes peatonales, el paisajismo y la construcción de rutas de servicio restantes en un plazo de seis meses a partir de su inauguración. Sin embargo aún no había puentes peatonales casi un año después.

Un puente peatonal incompleto en la carretera de circunvalación exterior en Nairobi, Kenia, cerca del intercambiador de Dandora, el 28 de octubre de 2019. (Cortesía de Dominic Kirui para The Epoch Times)

El Organismo de Carreteras Urbanas de Kenya había contratado a SinoHydro para construir 11 puentes peatonales a un costo de 880 millones de chelines kenianos (8,7 millones de dólares).

Con la creciente presión de los residentes, en abril de 2018, comenzaron los trabajos de instalación de los puentes. Para mayo de 2019, se habían instalado alrededor de cinco de las puentes peatonales contratados, pero, como algunos se habían construido en zonas menos congestionadas, solo un número mínimo de personas las utilizaba.

En octubre se inauguró otro puente, y en noviembre se prometieron otros tres puentes.

“Una vez que completemos estos puentes, los peatones no tendrán excusa para cruzar la carretera descuidadamente mientras haya puentes peatonales disponibles”, dijo John Cheboi, funcionario de comunicaciones corporativas del Organismo de Carreteras Urbanas de Kenia, a The Star en octubre.

A continuación

¿Es posible que China tome el control de la economía global?

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.