Chuck Norris deja su carrera para cuidar a su esposa intoxicada por una resonancia magnética

Por Louise Bevan
09 de Agosto de 2019 Actualizado: 09 de Agosto de 2019

Nadie lanza un puñetazo como Chuck Norris. Su habilidad física y su carismática actuación han honrado nuestras pantallas de televisión durante 45 años, convirtiendo a Chuck en un nombre muy conocido y en un icono de la cultura popular.

Entonces, ¿por qué el gran experto en artes marciales se retira? Resulta que las batallas de la vida real han superado a las luchas en pantalla, y Chuck esta necesitado. Se retiró de la actuación para luchar por su familia.

Chuck nació con el nombre de “Carlos Ray Norris” y no fue llamado “Chuck” hasta que sirvió en la Fuerza Aérea de los Estados Unidos. Al mismo tiempo que lucía el apodo que lo acompañaría a lo largo de su carrera, Chuck tuvo su primera exposición a las artes marciales. Le encantaba, y entrenó duro antes de ganar un campeonato de karate de peso medio en 1968.

Su estrella se elevó con rapidez en el circuito de karate. Chuck incluso abrió un estudio que se convirtió en un lugar popular para la clientela de las celebridades. Chuck tenía entre sus clientes a Steve McQueen, Priscilla Presley y los Osmond, el primero del que se hizo amigo y lo animó a actuar.

Chuck apreciaba la conexión entre las artes marciales y el cine, y con sus habilidades ejemplares, no pasó mucho tiempo antes de que consiguiera su primer papel en la película de 1968 The Wrecking Crew. Su amigo cercano, Bruce Lee, lo llevó a su papel en la comedia de acción de artes marciales Way of the Dragon.

Los seguidores de Chuck crecieron durante los años 80, pero la industria no parecía apoyar un futuro longevo para él en el cine. En cambio, miró hacia la televisión. Un papel fundamental en Walker, Texas Ranger duró ocho temporadas y consolidó su éxito. Podría decirse que Norris había encontrado su nicho.

Estableció la Liga Mundial de Combate en 2005 y fue pionero del “Chun Kuk Do”, un estilo híbrido de artes marciales basado en su propio entrenamiento en Tang Soo Do. Chuck también puso la pluma sobre el papel en los últimos años de su carrera, escribiendo nueve libros. Dos entraron en la lista de best-sellers del New York Times.

Pero en poco tiempo, los problemas familiares comenzaron a invadir las preocupaciones profesionales de Chuck. Él se casó con su esposa, Gena, en 1998. Tuvieron gemelos en 2001, pero una década después, Gena comenzó a tener problemas de salud.

Gena fue enviada a hacerse una resonancia magnética después de mostrar síntomas de artritis y se le administró una inyección. Por desgracia, tuvo una reacción muy adversa que la llevó al shock: ella necesitaba atención de enfermería las 24 horas del día.

Chuck no dudó: dejó todo para estar al lado de su esposa. “Toda mi vida en este momento se trata de mantenerla viva”, dijo en ese momento. Gena tenía problemas para respirar y también sufría de disfunción renal y cerebral. Las facturas médicas superaron rápidamente los 2 millones de dólares. La propia Gena se refirió al percance médico como “un secreto vicioso y feo” y, con el apoyo de su devoto esposo, demandó a la institución de salud.

Supuestamente, un metal llamado gadolinio, usado durante el procedimiento de RMN, había causado que Gena contrajera la “enfermedad por deposición de gadolinio”. La pareja ha estado haciendo campaña para concienciar al público sobre el problema desde el diagnóstico de Gena. “Para todas las personas que están pensando en someterse a una resonancia magnética, es necesario que haya algunas advertencias más estrictas”, dijo Gena a la CBS.

La familia Norris está más cerca que nunca desde el declive de la salud de Gena. Ella ya no está postrada en cama, y desde que reclamó su autonomía quiere ofrecer una voz a otros que han sido afectados de la misma manera.

Norris con su esposa, Gena, y sus gemelos Dakota y Danilee (ROBYN BECK/AFP/©GettyImages)

Ni siquiera los antecedentes de Chuck, llenos de batallas, pudieron prepararlo para la lucha de presenciar cómo su esposa sufría de mala salud. Pero su decisión de dar prioridad a su familia por encima de su carrera es un testimonio de la heroica personalidad del icono. Para Carlos “Chuck” Norris, la familia es lo primero.

¿Tienes un momento favorito de Chuck Norris? ¡Comparte este artículo si crees que los valores de la familia deben estar por encima de todo lo demás!

La precisión de estos chicos es una gran desafío

TE RECOMENDAMOS