Chofer se percata de que el niño llorando en el autobús fue secuestrado y un rápido plan salva su vida

Por Louise Bevan- La Gran Época
31 de Mayo de 2019 Actualizado: 10 de Junio de 2019

Era un día normal en el trabajo para el conductor de autobuses VTA, Tim Watson, hasta que su aguda mirada lo convirtió en un héroe de buena fe. Ese mismo día, un niño de tres años que estaba con su mamá fue secuestrado en la Biblioteca Pública Milpitas de California.

La biblioteca fue cerrada por las autoridades y la policía comenzó una búsqueda durante la cual se pidió a todos los conductores locales de autobuses VTA que permanecieran alerta.

Tim recibió el mensaje y poco después, con ojos de águila, vio a un dúo de aspecto extraño sentado en los asientos del autobús: un hombre y un niño llorando que coincidían en cierta medida con la descripción del menor desaparecido.

El conductor no estaba seguro, así que de inmediato ideó un ingenioso plan, les dijo a todos los ocupantes del autobús que un pasajero anterior había perdido su mochila y que tendría que detenerse para llevar a cabo una revisión. “Lo que realmente intenté hacer”, dijo Tim a KGO, “es levantarme sin que él lo sepa y mirar al niño”.

Los pantalones cortos del chico y los Crocs de color rojo brillante lo delataron.

Sus sospechas se confirmaron, el corazón de Tim se aceleró al darse cuenta de lo que tenía que hacer a continuación. Bajó del autobús por un momento y se puso en contacto discretamente con la policía local para avisarles que el secuestrador y el niño desaparecido podrían estar en su autobús. Según el  Daily Mail, le indicaron que “condujera el vehículo como lo hacía normalmente” y, en la próxima parada de la estación Fremont BART la policía estaría esperando.

“Abro una puerta lentamente”, dijo Tim explicando lo que pasó cuando su autobús llegó a la estación, “dándoles tiempo para que se preparen y estén listos para bajar”. Tim abrió entonces la segunda puerta del autobús, y Alfonso David Edington, de 23 años de edad, de Pittsburg, caminó “calmado, fresco, tan tranquilo como se puede”, fuera del vehículo con el niño secuestrado. Sin embargo, no llegó muy lejos. De inmediato fue arrestado y un oficial tomó al niño. Alfonso fue detenido.

La escena que siguió en el cuartel general de la policía de Milpitas afectó hasta al más reservado de los espectadores, ya que el niño por fin se reunió con sus padres. La angustia abrumadora se convirtió en alivio, y luego en gratitud.

Tim, padre de dos hijos, dijo que le afectó mucho: “Me acordé de mis hijos”, compartió, “y me desmoroné […] Solo pude subirme al autobús y reflexionar”.

Las intenciones de Alfonso siguen siendo un misterio, ya que el hombre no tenía ninguna conexión familiar con el niño. Los comentarios de las redes sociales indican que el rescate se extendió como un reguero de pólvora después que el niño de 3 años fue encontrado sano y salvo.

“Dios puso al conductor del autobús en el lugar correcto en el momento preciso”, compartió un lector.

“Es un gran héroe”, comentó otro. “Pudo salvar la vida de este niño”.

“El conductor del autobús es un héroe, es un absoluto héroe”, coincidió Robert Vega, supervisor de comunicaciones de la policía de Milpitas. Y Nuria Fernández la jefa de Tim le dijo a ABC News que el equipo estaba “orgulloso” de la participación del conductor.

“Tim fue una parte integral de ese esfuerzo de equipo”, dijo Nuria. “Utilizó a la perfección las habilidades que recibió en el entrenamiento de operadores, combinadas con su serenidad y astucia innata”. Ese equipo se aseguró que esta historia tenga un final feliz.

Tim recibió una ovación de pie, pero él fue muy modesto. “Siento que hice lo que cualquier padre haría”. Son las palabras de un héroe verdaderamente humilde.

Anciano camina 2000 kilómetros y usa 9 pares de zapatos para entregar este poderoso mensaje

Si esta linda historia inspiró tu corazón, por favor, compártela. Apoya el periodismo independiente y ayúdanos a difundir las buenas noticias a todo mundo.

TE RECOMENDAMOS