Conductora detiene cada día el bus escolar en parada no planeada y alimenta a un perrito callejero

Por The Epoch Times
03 de Abril de 2018
Actualizado: 12 de Abril de 2019

Los pequeños y sencillos gestos de amabilidad que nos hacemos los unos a los otros nos mantienen motivados en la vida. La compasión que se muestra hacia aquellos que requieren nuestro apoyo hace que lo humano en nosotros sea más fuerte.

Tal es la gentileza de esta conductora de autobús que se detiene todos los días en una parada no programada, para darle a su amiguito peludo algo de comer.

La conductora vio por primera vez al perro cuando excavaba el cubo de basura. Estaba bastante claro que luchaba con la vida en las calles. El delgado y pálido animal era un cachorro sin hogar que vivía solo en las calles.

Pero la conductora no se detenía allí, todos los días se aseguraba de no pasar por delante de él con las manos vacías. Se convirtió en un ritual de los últimos dos años. Ella se detiene en esta parada no programada en su ruta diaria de autobús escolar.

Imagen ilustrativa (Créditos: Pixabay/junzer)

El perro la espera con paciencia, sin importar cuán duras sean las condiciones climáticas. La conductora del autobús pidió el anonimato, pero se ofreció como voluntaria para una organización que recauda fondos para alimentar a los animales necesitados.

Todos los días, su peludo amigo espera a que abra la puerta y le arroja una bolsa de comida. Luego se aleja meneando su cola.

Mira el video a continuación:

¡Estos hombres rescatan a náufragos cachorros abandonados en un islote!

Si esta linda historia inspiró tu corazón, por favor, compártela. Apoya el periodismo independiente y ayúdanos a difundir las buenas noticias a todo mundo.

Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS