Consejo de Derechos Humanos de la ONU acepta escuchar a activista cubano tras 5 días de huelga de hambre

Por Eduardo Tzompa
28 de Junio de 2020
Actualizado: 28 de Junio de 2020

El Consejo de Derechos humanos de la ONU aceptó escuchar al científico cubano Ariel Ruiz Urquiola por lo que el activista depuso este viernes su huelga de hambre y sed, tras permanecer cinco días en los alrededores del organismo.

La coordinadora de la plataforma Cuba Decide, Rosa María Payá hizo el anuncio a través de sus redes sociales asegurando que la decisión del Consejo es “una victoria”.

“Ariel tiene en sus manos la carta que lo registra para dirigirse, sin intermediarios, tal y como es su demanda, al pleno del Consejo de Derechos Humanos de Naciones Unidas”, dijo Payá.

El documento fue entregado a Ruiz Urquiola por la organización UN WATCH cuyo director pidió a Bachelet conceder una audiencia al activista, “en nombre de todas las víctimas de los derechos humanos del régimen de Castro”.

Antes de iniciar su huelga de hambre Ruiz Urquiola envió una carta a Michelle Bachelet pidiendo ser escuchado “como víctima de crimen de lesa humanidad por parte de la dictadura cubana”. Asimismo, el activista cubano denunció en la carta que el régimen cubano le “inoculó una cepa del VIH”, tras ser encarcelado en Cuba hace dos años.

Diario las Américas reportó que las acusaciones de Ruiz Urquiola fueron apoyadas por exámenes médicos y opiniones de varios expertos que lo examinaron en Europa. Los resultados de las investigaciones concluyeron que la infección detectada en Ariel habría sido transmitida por vía intravenosa.

El científico cubano dijo a The Epoch Times que decidió hacer una huelga de hambre y de sed sin tomar sus medicamentos antiretrovirales “porque sabía que la única forma de acceder a la plataforma de todos los ciudadanos del mundo”.

Ante el posible ingreso del régimen cubano a la Comisión de Derechos Humanos de la Organización de Naciones Unidas, Ruiz Arquiola dijo que “sería una evidencia más de la infuncionalidad del sistema de la alta comisionada de derechos humanos”, y agregó que si eso sucede ”debería de generar un estado de conciencia mundial y dejar de financiar a esa institución para que desaparezca de manera abrupta”.

El activista cubano indicó que es “una falta de respeto” que países violadores de derechos humanos integren el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas.

A principios de este mes, más de 500 de activistas cubanos dirigieron una carta a la Alta Comisionada de DD.HH. de la ONU, Michelle Bachelet, pidiendo que se exija al régimen de Cuba que respete su Constitución y los pactos internacionales reconocidos por la ONU.

En la carta abierta enviada el 1 de junio al Consejo de Derechos Humanos de la ONU, los firmantes señalan que Cuba ha pasado “del pesimismo a la frustración en sus esperanzas” de que el régimen castrista respetara y gobernara de acuerdo a la ley, luego de que se proclamara una nueva Constitución el pasado 10 abril de 2019.


Apoye nuestro periodismo independiente donando un “café” para el equipo.


Video relacionado

Cómo China, Rusia, Irán y Cuba contribuyen a la inestabilidad de América Latina

TE RECOMENDAMOS