¡Cuidado si usas chanclas todos los días! La advertencia de este médico te deja sin palabras

Por Louise Bevan
27 de Agosto de 2019 Actualizado: 27 de Agosto de 2019

Las chanclas pueden obtener una A por comodidad y frescura, pero también obtienen una F por la salud de los pies, según los médicos. Tal vez es hora de reevaluar tu guardarropa de verano.

Hablando con CBS News, la Dra. Mallika Marshall compartió sus mejores consejos para los ávidos fans de este calzado cómodo y de suela delgada. El hecho de que todo el mundo los use no significa que sean buenos para tus pies, advierte la Dra. Marshall; lo que es fácil ahora podría dañar tus pies a largo plazo.

Según Marshall, la Universidad de Auburn en Alabama ha estado investigando el efecto de las suelas delgadas sobre el soporte del arco, o más bien la falta de él; las chanclas prácticamente no ofrecen amortiguación en el talón ni absorción de impactos.

Para algunos, el roce del plástico entre los dedos de los pies también puede causar llagas desagradables, pero eso es solo la punta del iceberg. Nuestra necesidad de sujetar el plástico en el centro de la sandalia con los dedos de los pies nos obliga a caminar de manera diferente, alterando la forma de andar y ejercitando los músculos que no deberíamos estar ejercitando.

pies-mar
Imagen ilustrativa. (Meg B./Unsplash)

Los investigadores lo llaman el “thong effect”.

Según North Central Surgical, un estudio de 39 hombres y mujeres en edad universitaria descubrió que los usuarios habituales de chanclas “daban pasos más cortos” y sus talones “golpeaban el suelo con menos fuerza vertical que las personas que llevaban zapatos deportivos”. Con el tiempo, esta alteración en la forma de andar podría inducir dolor en la parte inferior de la pierna y problemas en el talón, como espolones en el talón y tensión plantar (es decir, inflamación del tejido que cubre las plantas de los pies).

Usando chanclas, somos más vulnerables al impacto de objetos que caen y peatones torpes. Los médicos se están acostumbrando a las lesiones de las uñas y a los dedos de los pies rotos y magullados en los meses de verano; ninguna de estas lesiones ocurriría con los zapatos cerrados.

Algunos médicos incluso advierten de un peligro adicional, aún más grave, relacionado con el hábito casual de usar chanclas: el cáncer de piel.

La piel de tus pies, normalmente protegida y delicada, está expuesta al sol en chanclas, y seamos honestos; ¿cuántos de nosotros recordamos ponernos protector solar en los pies?

chanclas-sandalias
Imagen ilustrativa. (stevepb/Pixabay)

El cáncer de piel en los pies también puede pasar desapercibido, ya que las manchas que se producen en los rincones, grietas y entre los dedos de los pies son más fáciles de pasar por alto.

El Dr. Zachary Vaupel, cirujano de pie y tobillo del Hospital Beaumont en Royal Oak, Michigan, habló con WXYZ y estuvo de acuerdo; el uso continuo de chanclas puede definitivamente desgastar tus pies. “Las tendinitis, las fracturas por estrés y las espinillas son comunes”, dijo, y algunos problemas causados por las caídas, como “tropiezos y caídas, torceduras y esguinces, [y] huesos rotos”, podrían reverberar fácilmente en el resto del cuerpo.

pies-playa
Imagen ilustrativa. (Jan Romero/Unsplash)

“Con los niños”, añadió Vaupel, “debido a que son más activos, normalmente tienden a correr y a hacer cosas que probablemente no deberían hacer con una sandalia”.

Las chanclas que son demasiado pequeñas para nuestros pies pueden causar puntos de presión que causan dolor en la piel y ampollas. Las chanclas que son demasiado grandes, por otro lado, pueden hacer que el usuario resbale y caiga. “Los zapatos acolchados que [son] de apoyo, con los dedos cerrados que pueden proteger de lesiones y sostener el pie pueden reducir el dolor en el pie”, aconsejó el médico.

radiografía-pie
Imagen ilustrativa. (TippaPatt/Shutterstock)

Claro, los zapatos cerrados son los más seguros, ¿pero de qué gravedad estamos hablando? ¿Qué es peor, chanclas o tacones altos? “Yo diría que probablemente sean las chanclas”, concluyó Vaupel.

Los consejos finales de la Dra. Marshall merecen ser considerados seriamente este verano. Cualquier persona que tenga lesiones en los pies no debería usar chanclas, dijo. Las personas con diabetes, que tienen un mayor riesgo de infección y lesiones, deben evitarlas, al igual que cualquier persona que tenga un sobrepeso significativo.

radiografía-pie
Imagen ilustrativa. (Suttha Burawonk/Shutterstock)

Lo positivo es que si no puedes soportar separarte de tu armario de verano, al menos ten cuidado. No camines largas distancias en chanclas y elija un par con suelas gruesas y acolchadas. Disfrute de tu calzado de verano fácil y alegre por todos los medios, pero recuerda:

bebé-camina
Imagen ilustrativa. (wherelifeishidden/Shutterstock)

¡Los pies sanos triunfan sobre la comodidad a largo plazo!

¿Te gustó este artículo?

Entonces, te pedimos un pequeño favor. Compártelo en tus redes sociales, apoya al periodismo independiente y contribuye a que tus amigos se enteren de las noticias, información e historias más interesantes. Tardarás menos de un minuto. ¡Muchas gracias!

Reencuentros conmovedores de perros con sus dueños

TE RECOMENDAMOS