Datos federales muestran que 1.5 millones de niños en edad escolar no tienen hogar

Por GQ PAN
30 de Enero de 2020 7:32 PM Actualizado: 30 de Enero de 2020 7:32 PM

Datos federales publicados el 29 de enero mostraron un récord histórico de 1.5 millones de estudiantes de escuelas públicas sin hogar durante el año escolar 2017-18, un aumento del 15% en un período de tres años.

Realizado a petición del Departamento de Educación de los Estados Unidos, el último informe del Centro Nacional para la Educación de los Desamparados ofrece un resumen de los datos recopilados por las agencias de educación locales y estatales de los distritos de escuelas públicas de los 50 estados durante los años escolares de 2015-16, 2016-17 y 2017-18.

Según la ley federal de Ayuda a las Personas sin Hogar de McKinney-Vento, los niños se consideran sin techo si carecen de una “residencia nocturna fija, regular y adecuada”. Eso incluye a los niños que viven en autos, parques, moteles, campings o lugares similares como resultado de la falta de alternativas. También incluye a niños cuyas familias tienen que compartir la vivienda con otros debido a las dificultades económicas o a la pérdida de la misma. La separación para vivir con otras personas representó el 74% de los estudiantes sin hogar en el año escolar 2017-18.

Según el informe, el número de estudiantes sin hogar en situaciones de desamparo, incluyendo autos, parques y calles, se duplicó entre los años escolares 2016-17 y 2017-18, alcanzando el 104%. El número de estudiantes sin hogar que se alojan en moteles también aumentó un 17%. Además, el número de personas que se alojan temporalmente con otras personas aumentó un 9%, y el número de estudiantes sin hogar que se alojan en refugios de emergencia o en viviendas de transición disminuyó un 2%.

En cuanto a los estados, 16 estados reportaron un aumento superior al 10% de sus poblaciones de estudiantes sin hogar durante los tres años cubiertos por el informe. Ocho estados experimentaron un crecimiento de la población de estudiantes sin hogar del 20% o más. En cambio, solo cuatro estados, a saber, Hawai, Kentucky, Michigan y Carolina del Sur, informaron de una reducción de más del 10%.

Los estados con números particularmente altos de estudiantes sin hogar incluyen California (263.000), Texas (231.000) y Nueva York (153.000). De hecho, la población de estudiantes sin hogar de Texas se duplicó en el período de los tres años.

Los datos federales también reflejan cómo la falta de vivienda ha obstaculizado significativamente el éxito académico de los estudiantes. Solo cerca del 29% de los estudiantes que se quedaron sin hogar alcanzaron la competencia académica en lectura (artes del lenguaje) en el año escolar 2017-18. Durante el mismo año escolar, solo el 24% alcanzó el dominio de las matemáticas y el 26% el dominio de las ciencias. En cuanto a las tasas de graduación, entre el 44 y el 87% de los estudiantes de 4 años sin hogar pudieron graduarse a tiempo, mientras que entre el 41 y el 83% de los estudiantes de 5 años sin hogar pudieron completar los requisitos de graduación en su último año.

Los autores del informe señalan que las cifras representan un conteo insuficiente ya que incluyen solo a los niños inscritos en las escuelas públicas y no incluyen a los que abandonaron la escuela, a los que se quedaron sin hogar durante el verano o los que son demasiado pequeños para inscribirse en cualquier programa preescolar.

***

A continuación

Casas escondidas: un fenómeno oculto y horrible en la frontera México-EE.UU.

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.