Defensa vs experiencia en un Super Bowl con extrema seguridad

06 de Febrero de 2016 Actualizado: 06 de Febrero de 2016

La edición 50 del Super Bowl en San Francisco será para alquilar balcones con los Carolina Panthers dueños de una gran ofensiva y la férrea defensa de los Denver Broncos, en un evento que directivos de seguridad de la NFL dicen que “no existe amenaza creíble”.

La historia deportiva dice que “la mejor defensa es un buen ataque”, y éso precisamente mostraron los Panthers en la temporada regular, que terminaron con balance de 15-1.

Los Panthers ganaron la Conferencia Nacional, al eliminar a los Arizona Cardinals por 49-15, mientras que los Broncos se titularon con su icónico mariscal de campo Payton Manning en la Conferencia Americana, donde eliminaron a los hasta entonces campeones defensores New England Patriots (20-18) y a su mariscal Tom Brady.

Manning, de 39 años, se convertirá en el mariscal de campo más viejo en participar en el Supertazón por el título de la NFL, en el que será probablemente el último partido de su carrera. Manning busca ofrecer un tercer título a Denver y su segundo personal.

No es habitual que se hable tanto de la defensiva de los Panthers en la semana previa a un partido, pero eso es exactamente lo que está sucediendo de cara el encuentro más importante del año.

“No siento que nos estén faltando el respeto”, declaró el apoyador Luke Kuechly. “Denver tiene una muy buena defensiva, pero nosotros sabemos de lo que somos capaces también”.

La unidad liderada por probablemente el mejor dúo de apoyadores internos de la NFL -Kuechly y Thomas Davis- terminó ranqueado sexta en yardas y puntos permitidos, cuarta en yardas por tierra, totalizó 44 capturas y fue la mejor defensiva de la Liga a la hora de generar pérdidas de balones a los contrarios con 39.

La línea defensiva está encabezada por dos de los jugadores más subestimados como Star Lotulelei y Kawann Short, que sin embargo lideró a todos los ´tackles defensivos´ con 11 capturas.

Un duelo que despierta mucho interés también es entre los mariscales Cam Newton (Panthers) y Manning.

Manning, pese a ausentarse varios partidos por lesión, llevó al equipo al título de la Conferencia Americana, mientras que Newton, quien logró pases para 35 touchdowns y es un fuerte favorito para el premio MVP (Jugador Más Valioso), guió a las ´Panteras´ a llevarse la corona en la Conferencia Nacional.

Durante la semana, Manning ha manifestado que no sabe si continuará la próxima temporada.

“Todavía no sé la respuesta. Algo que ha hecho bien este equipo y yo también, es enfocarnos en el momento, ir semana a semana”, señaló Manning.

Según rumores, el mariscal le había dicho a amigos cercanos que pase lo que pase el próximo domingo posiblemente se retiraría.

En tanto, Manning agregó que “no veo mucho hacia el futuro, simplemente estoy emocionado por lo que estoy viviendo esta semana. Quiero enfocarme en eso (el Super Bowl)”.

Expresó también que para él, el quarterback de Carolina, Newton, será el MVP de la temporada regular.

– Toque latino – El toque principal latino en el Super Bowl está a cargo del mexicano-boricua Ron Rivera, quien tiene la oportunidad de convertirse en el segundo hispano en la historia del Super Bowl en ganar el título de la NFL al mando de un equipo.

Rivera dirigirá a los Carolina Panthers en su tercera viaje al Super Tazón, ya que en 1986 se había coronado campeón como jugador con los Chicago Bears, con quienes también llegó en el 2007 a la final en Miami, donde en esa ocasión, como coordinador ofensivo, perdió ante los Indianápolis Colts.

El técnico no desperdició después la oportunidad que le dieron los Panthers en el 2011 de dirigir el equipo, al que ahora llevó al Super Bowl con un récord de 17-1 (contando las dos victorias de los playoffs).

“El béisbol y el fútbol son los deportes más populares entre los hispanos en Estados Unidos”, comentó Rivera, quien agregó que “el football trata de convertirse también en un deporte global, por lo que siento orgullo de contribuir a esa expansión”.

– No existe amenaza a la seguridad -Directivos de seguridad de la NFL y funcionarios judiciales de alto rango dicen que no existe “amenaza creíble” al Super Bowl.

Jeffrey Miller, vicepresidente de seguridad de la NFL, señaló que está satisfecho con el esfuerzo de colaboración entre agencias judiciales locales, estatales y federales para manejar cualquier asunto posible, incluyendo terrorismo de cualquier tipo.

Miller añadió que “brinda a la NFL bastante confianza en la seguridad de nuestro evento, nuestros equipos y nuestros aficionados”.

“Las autoridades han aprendido mucho de ataques recientes en París y San Bernardino, California”, señaló por su parte Jeh Johnson, secretario de Seguridad Nacional.

“Nosotros estamos, con la NFL, con nuestros socios federales, y agencias judiciales estatales y locales, enfocados en duplicar la seguridad, la vista y la no vista”, apuntó Johnson.

TE RECOMENDAMOS