Diálogos entre Kiev y Moscú se reanudarán mientras las fuerzas rusas se reagrupan para ir a Donbass

Por Tom Ozimek
01 de Abril de 2022 12:13 PM Actualizado: 01 de Abril de 2022 12:13 PM

Está previsto que las conversaciones de paz entre Rusia y Ucrania se reanuden el viernes, el día 37 de la guerra. Por su parte, funcionarios occidentales dijeron que alrededor del 20 por ciento de las fuerzas de Moscú en Ucrania se estaban “reposicionando” y probablemente serían enviadas a la vecina Bielorrusia para su reacondicionamiento y reabastecimiento antes de una renovada ofensiva en Donbas.

Está previsto que las negociaciones se reanuden por video el viernes, según el negociador ucraniano David Arakhamia, y se espera que las conversaciones se basen en el borrador de una estrategia para las garantías de seguridad y neutralidad de Ucrania. Dicho borrador fue presentado por Kiev durante una ronda anterior de conversaciones cara a cara en Estambul, Turquía.

Arakhamia dijo, después de las conversaciones del lunes en Estambul, que los negociadores ucranianos habían presentado una propuesta para un mecanismo similar a la cláusula de defensa mutua del artículo 5 del tratado de la OTAN, la cual establece que un ataque a un miembro es un ataque a todos los demás.

Si bien varios países occidentales han expresado un amplio apoyo a algún tipo de garantías de seguridad para Kiev, hasta el momento hay pocos detalles y cierta renuencia entre los posibles garantes a comprometerse a intervenir militarmente en caso de un futuro ataque contra Ucrania.

Aunque Moscú dijo que necesitaría tiempo para revisar la propuesta de Kiev, ambas partes emitieron una nota algo esperanzadora luego de la ronda de negociaciones del lunes. Aun así, parece haber poco optimismo de que pronto se llegue a un acuerdo.

El primer ministro italiano, Mario Draghi, quien habló por teléfono con el presidente ruso Vladimir Putin el miércoles, contó que Putin le dijo que “se habían dado pequeños pasos en las conversaciones” hasta el momento, pero que las condiciones “no existían” para detener la acción militar.

“La disposición de Zelensky siempre ha sido total para iniciar la paz, el problema es ver si se dan las condiciones para que Rusia también quiera la paz”, dijo Draghi, y agregó que “hasta ahora los hechos dicen que no ha habido tal deseo”.

Draghi agregó que Italia está “lista para ayudar a la paz, pero se necesita una desescalada”.

El primer ministro de Italia, Mario Draghi, habla durante una conferencia de prensa conjunta con el ministro de Economía de Italia y el ministro de Trabajo y Política Social de Italia después de una reunión con el gabinete, el 19 de marzo de 2021, en Roma (Italia). (Alberto Pizzoli/POOL/AFP vía Getty Images)

Se dio cierta esperanza para una desescalada después de la ronda de conversaciones de paz del lunes cuando el Kremlin anunció que estaba reduciendo “radicalmente” la actividad militar cerca de Kiev y Chernihiv, enmarcando dicha distención como un acto de buena voluntad para facilitar futuras negociaciones.

Los funcionarios occidentales expresaron dudas sobre la intención de la reducción del Kremlin y señalaron que parecía ser un movimiento para reposicionar, reacondicionar y reabastecer a las fuerzas rusas para una ofensiva renovada.

El secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg, dijo el jueves que las fuerzas rusas en Ucrania no se estaban retirando sino reagrupando para una ofensiva renovada en el este de Ucrania. Una actualización operativa del Ministerio de Defensa de Rusia confirma esta opinión.

Stoltenberg hizo los comentarios ante la afirmación del viceministro de defensa de Rusia sobre la salida de las tropas: Es “con el propósito de generar confianza y crear condiciones para continuar con las conversaciones”.

“Según nuestra inteligencia, las unidades rusas no se están retirando sino reposicionándose. Rusia está tratando de reagruparse, reabastecerse y reforzar su ofensiva en la región de Donbas”, dijo Stoltenberg.

El secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg, habla durante una conferencia de prensa antes de la reunión de ministros de Defensa de la alianza, en la sede de la OTAN, en Bruselas, el 15 de marzo de 2022. (Kenzo Tribouillard/AFP vía Getty Images)

El Ministerio de Defensa de Rusia confirmó el miércoles el reagrupamiento de sus fuerzas y afirmó que el objetivo era permitirles concentrar sus esfuerzos en el este de Ucrania.

“Todas las tareas principales de las Fuerzas Armadas Rusas en las direcciones de Kiev y Chernigov se han completado. El objetivo del reagrupamiento de las Fuerzas Armadas rusas es intensificar la acción en áreas prioritarias y, sobre todo, completar la operación para la liberación total de Donbas”, dijo el ministerio en un comunicado.

En su actualización operativa más reciente del viernes, el Ministerio de Defensa de Rusia dijo que las unidades de la llamada República Popular de Lugansk, controlada por los separatistas, estaban “continuando su ofensiva” y durante la noche mataron a 40 soldados de infantería ucranianos y destruyeron una batería de artillería y varios vehículos.

El portavoz del Pentágono, John Kirby, dijo en una sesión informativa el jueves que las fuentes de inteligencia determinaron que alrededor del 20 por ciento de las fuerzas rusas se habían “reposicionado” como parte de la supuesta decisión del Kremlin de “disminuir radicalmente” sus actividades militares.

Kirby dijo que parece que las fuerzas rusas “serán reubicadas probablemente en Bielorrusia, para ser reacondicionadas, reabastecidas y utilizadas en otras partes de Ucrania”, con un posible destino en la región de Donbas en el este de Ucrania.

Donetsk y Lugansk están en el área de Donbas, esas dos regiones están controladas, en parte, por los separatistas que Rusia ha respaldado desde 2014.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.