Documentos sugieren que Biden planteó el uso de una ley arcaica contra Michael Flynn

Por Ivan Pentchoukov
24 de Junio de 2020
Actualizado: 24 de Junio de 2020

El entonces vicepresidente, Joe Biden, mencionó personalmente el posible uso de la Ley Logan contra el asesor entrante de seguridad nacional, Michael Flynn, en una conversación con el presidente Barack Obama, el director del FBI James Comey y la fiscal general adjunta Sally Yates, según notas que recientemente fueron desclasificadas y de las que se cree que fueron tomadas el 4 de enero de 2017 por el oficial del FBI Peter Strzok.

Si bien se sabía anteriormente que el caso contra Flynn fue discutido por Obama y por altos funcionarios de su administración, la mención de Biden de la Ley Logan nunca se había revelado. Las notas sugieren que el vicepresidente, en contra de su reciente declaración, participó directamente en la investigación, especialmente considerando el aparente uso, por parte del FBI, de la Ley Logan como pretexto para mantener abierta la investigación contra Flynn.

“Según las notas de Strzok, parece que el vicepresidente Biden planteó personalmente la idea de la Ley Logan. Eso se convirtió en un pretexto que fue admitido para investigar al general Flynn”, escribieron los abogados de Flynn, un general del Ejército de tres estrellas ya retirado, en un memorando que acompañaba las notas escritas a mano por Strzok.

La campaña de Biden no respondió de inmediato a una solicitud de comentarios de La Gran Época.

La Ley Logan, una ley potencialmente inconstitucional que nunca ha sido procesada con éxito, hace ilegal que los ciudadanos negocien con funcionarios extranjeros sin el consentimiento de la Casa Blanca.

Según los testimonios de Comey y Yates, Obama mencionó personalmente el caso de Flynn el 5 de enero de 2017 en la Casa Blanca. Además, Biden solicitó personalmente desenmascarar la identidad de Flynn en una comunicación interceptada una semana después, el 12 de enero de 2017.

Las notas, desclasificadas por el FBI y publicadas como parte de la demanda del gobierno contra Flynn, también muestran que Comey les dijo a Obama, Yates y Biden que las llamadas interceptadas entre Flynn y el entonces embajador ruso Sergey Kislyak “parecen legítimas”.

Las transcripciones de las llamadas, que se desclasificaron recientemente, confirman la evaluación de Comey en ese momento.

Pero la declaración de Comey va en contra de las acciones tomadas por el FBI el mismo día. El 4 de enero de 2017, Strzok le envió un mensaje a un agente del FBI sobre el estado del caso de Flynn. El agente ya había preparado la documentación para cerrar el caso al no haber encontrado información incriminatoria, pero aún no la había presentado formalmente. Strzok le dijo al agente que mantuviera abierto el caso por instrucción del liderazgo del FBI.

Strzok también escribió que Obama les dijo a los funcionarios que “las personas adecuadas” deberían estar en el caso.

El documento desclasificado no muestra la fecha en que se tomaron las notas. Los abogados de Flynn sugieren que las notas se tomaron el 4 de enero de 2017, pero no explican su razonamiento sobre la suposición. Si las notas se tomaron en esa fecha, entonces Yates sabía de las llamadas de Flynn-Kislyak un día antes de la fecha en que le dijo al abogado especial, Robert Mueller, que se enteró por primera vez del propio Obama de las llamadas en la Casa Blanca, el 5 de enero.

Todavía no está claro quién le contó a Obama sobre las llamadas de Flynn-Kislyak. Comey le dijo al Comité de Inteligencia de la Cámara que el Director de Inteligencia Nacional, James Clapper, había informado a Obama, Biden y al equipo de alto rango de la Casa Blanca. Clapper le dijo al mismo comité, cuatro meses después, que no le había pasado esa información a Obama.

La publicación de las notas de Strzok se produjo poco después de que un tribunal federal de apelaciones, en Washington, le ordenara al juez del caso Flynn que aprobara la solicitud del gobierno; desestimar los cargos contra el exasesor de seguridad nacional (Flynn). El Departamento de Justicia ejerció sus facultades para retirar los cargos en mayo, después de descubrir una serie de problemas con la investigación que llevaron a la declaración de culpabilidad de Flynn.

El juez en el caso no hizo ningún dictamen sobre la moción, lo que provocó una moción para la intervención de la corte de apelaciones.

El caso del gobierno contra Flynn desenterró un acervo documental que expone la participación de altos funcionarios de la administración Obama, incluido el presidente, en la investigación, con motivos legales cuestionables, a un miembro de la administración entrante. Flynn, quien se había declarado culpable de mentirle al FBI, retiró la declaración a principios de este año, explicando que el abogado especial lo presionó para que aceptara el acuerdo.

Sigue a Ivan en Twitter: @ivanpentchoukov


Apoye nuestro periodismo independiente donando un “café” para el equipo.


Descubre

El impeachment no ayudará a encubrir el mayor escándalo político de EE.UU.

TE RECOMENDAMOS