EE.UU. va tras aliados de Maduro y evalúa sancionar a Rusia

Por Sabrina Martín
25 de Julio de 2019 Actualizado: 25 de Julio de 2019

El Gobierno de Estados Unidos evalúa sancionar a Rusia por su constante respaldo a la dictadura chavista liderada por Nicolás Maduro. Elliott Abrams, representante especial estadounidense para la crisis venezolana, no solo anticipó mayores sanciones en contra de Cuba, sino que además no descartó que su país tome medidas contra Moscú.

Las presiones sobre Cuba aumentaron mucho desde enero y seguirán aumentando, y hemos dejado claro que fue por sus acciones en Venezuela (…) En Rusia, todavía estamos pensando qué sanciones aplicar, si sanciones individuales o sectoriales.

Abrams aclaró que el papel de Rusia se enmarca en ayudar a Maduro a vender petróleo y a evadir las sanciones estadounidenses. “Hay como 150 efectivos rusos en Venezuela. Algunos son técnicos. Así que hay docenas de efectivos armados. Si hubiese una intervención de EE. UU., se apartarían. No son locos. Pero eso no es algo que está siendo contemplado ahora”, afirmó.

“Los rusos no le están dando más dinero a Venezuela. Están sacando dinero de Venezuela. Sin embargo, están ayudando a comercializar el petróleo y eso es algo en lo que estamos pensando”, informó Abrams.

“El papel ruso es en parte psicológico y político: apoyar a Maduro, bloquear las cosas en el Consejo de Seguridad de la ONU y dar la sensación de que hay un gran país que lo respalda”, agregó, aunque apuntó que la petrolera Rosneft y los bancos rusos “han sido muy útiles” para Caracas.

Pulso entre Rusia y Trump

El Gobierno de Estados Unidos ha implementado medidas de presión contra la dictadura de Maduro y ha iniciado sanciones contra los principales aliados del régimen. Ya lo hizo con Cuba al penalizar a Cubametales, empresa estatal cubana de importación y exportación de petróleo y a empresas navieras que ayuda al régimen a transportar crudo.

El objetivo de Donald Trump es lograr la salida de Maduro y restringir el ingreso de dólares para evitar que se mantenga en el poder. Entre tanto, el Gobierno de Vladímir Putin ha respaldado al régimen desde diversos puntos, tanto en asistencia técnicomilitar como en materia económica.

Recientemente, el viceministro de Relaciones Exteriores ruso, Sergey Ryabkov, anunció que Putin estaría dispuesto a enviar tropas al país suramericano si Maduro lo necesita.

En la misma línea de respaldar a Maduro, el vicecanciller ruso también atacó a Estados Unidos por las sanciones que ha impuesto contra la dictadura chavista.

De acuerdo con Estados Unidos, Rusia ha asumido un papel protagónico en la defensa de Maduro y según sus investigaciones la petrolera estatal rusa Rosneft ha sido clave.

“Venezuela le debe mucho dinero, tanto como que el año pasado la deuda era de 8000 millones de dólares. Cuando sancionamos a Pdvsa lo primero que hizo Venezuela fue acudir a Rosneft para que les ayudara a vender el petróleo que antes comprábamos aquí en EE. UU. Y Rosneft lo ha hecho, y está claro que lo hace porque Putin se lo ordena”, sentenció.

La dictadura de Venezuela estaría usando a Rusia como un salvavidas en todos los ámbitos, mientras que a Putin no le conviene, bajo ninguna circunstancia, que Maduro abandone el poder. Sin embargo, ya Ryabkov admitió que se mantienen en contacto con la oposición venezolana.

Atacar a los aliados de la dictadura

Para lograr la caída de Maduro es necesario “atacar” a sus aliados con sanciones y presión internacional.

Joseph Humire, director ejecutivo del Centro para una Sociedad Libre y Segura, señaló a PanAm Post que Rusia, China, Irán (con Hezbolá), Cuba y Turquía se han convertido en los más grandes aliados de Maduro. No obstante, ningún gobierno ha decidido enfrentarlos para acabar con la dictadura bajo la cual está Venezuela. El único país que fue sancionado por Estados Unidos debido a su relación con la dictadura venezolana fue Cuba.

Humire asegura que a diferencia de lo sucedido en Siria, es necesario primero atacar a los aliados de Maduro: “El régimen está debilitado, pero esto no significa que va a ser fácil sacarlo porque sus aliados empiezan a reforzarlo. El error en Siria fue atacar primero al régimen y después a los aliados”, dijo.

Para Humire, gobiernos como los que integran el Grupo de Lima están de acuerdo con que hay que salir del régimen de Maduro, pero ninguno de ellos está invirtiendo esfuerzos en sancionar o castigar a los amigos de la dictadura.

Según Humire, no se trata solamente de reducir las relaciones comerciales con estos países, sino también de sancionar y perseguir todos los negocios ilícitos que tanto Rusia, China o Irán patrocinan.

Rusia mantiene “contento” a Maduro y viceversa

El Gobierno de Maduro ha recurrido cada vez más a Rusia en busca del dinero y el crédito que necesita para sobrevivir en el poder, ofreciendo a cambio preciados activos estatales.

Rusia sigue respaldando a Maduro no solo para aumentar su presencia en América Latina e incomodar a Estados Unidos, sino también porque Venezuela le ha otorgado millonarias concesiones en materia financiera.

El régimen chavista le regaló dos yacimientos de gas a Rusia, otorgándole el 100 % del proyecto y todos los derechos del gas explotado. Además, Rosneft ya es socio minoritario de varios proyectos petroleros en Venezuela.

La petrolera rusa ha canalizado más de 17 000 millones de dólares en préstamos al régimen chavista durante la última década, mientras que la empresa europea ganó tres millones de toneladas de petróleo en 2017 de sus operaciones en Venezuela. En general, Rusia ha invertido en muchas industrias venezolanas, desde banca hasta ensamblaje de autobuses.

Al mismo tiempo, entre los países latinoamericanos Venezuela ha sido uno de los mayores compradores de armas rusas. Moscú, el segundo mayor acreedor de Venezuela después de China, se convirtió en el primer proveedor de armas de Caracas, con contratos desde 2005 por decenas de miles de millones de dólares.

Debido a estas deudas y a otros lazos económicos, Putin ha respaldado a Maduro, pues posiblemente piense que si el presidente (e) Juan Guaidó asume el poder, los aliados del dictador probablemente serán expulsados, y el acceso privilegiado de Rusia a Venezuela sería revocado.

Este artículo fue publicado originalmente en PanAm Post.

Los puntos de vista expresados en este artículo son las opiniones del autor y no reflejan necesariamente los puntos de vista de La Gran Época.

 

Descubre a continuación

Monje tibetano sufre las formas más brutales de tortura a manos del régimen chino. Esta es su conmovedora respuesta

TE RECOMENDAMOS