El exfiscal ucraniano dice que Yovanovitch le mintió al Congreso

Por Katabella Roberts
10 de Diciembre de 2019 Actualizado: 10 de Diciembre de 2019

El exfiscal general ucraniano Yuriy Lutsenko acusó a la exembajadora de Estados Unidos Marie Yovanovitch de mentirle al Congreso durante su testimonio bajo juramento del impeachment del presidente Donald Trump, según una entrevista exclusiva con One America News Network.

Yovanovitch afirmó anteriormente que fue víctima de una campaña de difamación donde la acusaron de haber presentado a funcionarios ucranianos una lista de “no procesar”, protegiendo a ciertas personas de investigaciones de corrupción.

Durante su testimonio en la investigación del impeachment o juicio político, Yovanovitch desestimó las acusaciones como un “invento”, añadiendo que “Lutsenko, quien hizo esa acusación, admitió que la lista nunca existió”.

También afirmó que nunca le dijo a Lutsenko ni a ningún otro funcionario ucraniano a quién debían o no procesar antes de que fuera repentinamente destituida de su cargo como embajadora de EE.UU. en Ucrania.

Pero ahora, en una entrevista, Lutsenko afirmó que Yovanovitch no fue directa con la  declaración que presentó al Congreso en relación con su solicitud de obstaculizar las investigaciones del Fiscal General.

Además, Lutsenko afirma que Yovanovitch “bloqueó” a los fiscales ucranianos para que no trabajaran con funcionarios estadounidenses en la lucha contra la corrupción en Ucrania.

Lutsenko dijo que Yovanovitch lo visitó en su oficina para una “pequeña negociación” durante la cual ella le pidió que “cambiara a algunos antiguos diputados”.

El exfiscal general dijo que Yovanovitch le pidió que cerrara el caso de una persona. Él le respondió que era “imposible cerrar cualquier caso sin una investigación”.

“Así que puse un pedazo de papel sobre mi mesa y escribí estos tres, no son casos, son apellidos: Kasko, Leshchenko, Shabunin”, dijo.

Lutsenko recordó cómo entonces le dijo a Yovanovitch que continuara con su “lista de intocables” y ella se preguntó por qué estaba “tan serio”.

Afirma que luego destruyó la lista y le dijo: “Mientras yo sea fiscal general, ningún presidente ni embajador me podría dar… me podría presentar tales listas”.

Una de las organizaciones en la lista de Yovanovitch era Anti-Corruption Action Center, un grupo financiado conjuntamente con dinero de los contribuyentes de Estados Unidos y una fundación perteneciente al multimillonario financiero George Soros.

Lutsenko dijo que Yovanovitch inmediatamente salió corriendo de su oficina después de este incidente y que “no aceptó recibir ninguna orden para abrir o cerrar casos criminales”.

“Sí, no había ninguna lista. Pero, se anunciaron [mencionaron] tres apellidos”, concluyó.

En otra parte de la entrevista con OANN, Lutsenko presentó pruebas en forma de una carta que escribió en la que pedía “cooperación para [una] investigación contra [la] organización criminal de Yanukovytch, y en lo que respecta a una posible inversión en fondos mutuos de inversión depositados en Estados Unidos (fondos de inversión colectiva) y de otro tipo con el fin de lavar dinero”.

El fiscal general dijo que la carta demostraba que él quería discutir las denuncias de la intensa corrupción en Ucrania con algunos funcionarios estadounidenses.

“Ella estaba bajo juramento, [declaró] en el Congreso que nunca envié ninguna información. Esta es [la] carta oficial sobre [el] tema que quería discutir [con] los EE.UU. y Yovanovitch me bloqueó. Ella nunca me respondió después de esta solicitud y mintió en el Congreso. Esta es la evidencia”, dijo.

La investigación del juicio político contra Trump comenzó el mes pasado y la dirige el presidente del Comité de Inteligencia de la Cámara de Representantes, Adam Schiff (D-Calif.).

Los demócratas acusan a Trump de haber presionado a Ucrania para que busque información perjudicial sobre uno de sus principales contendientes demócratas a la presidencia en 2020, Joe Biden, y su hijo Hunter. También lo acusan de negar 400 millones de dólares de ayuda militar a Ucrania.

El presidente ha negado vehementemente los reclamos y posteriormente denominó a la investigación en su contra como una “cacería de brujas “.

Hasta la fecha, las pruebas de la conexión entre la solicitud de las investigaciones de los Bidens y la retención de la ayuda se basan en rumores y presunciones.

El senador Ron Johnson (R-Wis.) denunció posteriormente a los burócratas de estar en desacuerdo con la política exterior de Trump.

“La política exterior estadounidense es lo que el presidente determina qué se hace, no lo que el “consenso” de los burócratas de política exterior no elegidos quiere que sea. Si alguno de los burócratas no está de acuerdo con el presidente, deberían usar sus poderes de persuasión dentro de su cadena de mando legal para lograr que el presidente esté de acuerdo con su punto de vista”, escribió Johnson en una carta al representante Devin Nunes (R-Calif.), miembro de alto rango del Comité de Inteligencia de la Cámara.

“Al final, si no pueden llevar a cabo la política del presidente, deberían dimitir. No deben tratar de debilitar la política infiltrando a personas fuera de su cadena de mando”.

El reportero senior de The Epoch Times, Ivan Pentchoukov, colaboró con la redacción de este artículo.

***

¿Sabías?

Google estaría intentando evitar la reelección de Trump

TE RECOMENDAMOS