España y República Checa dicen que pruebas chinas para diagnóstico del virus del PCCh suelen fallar

Por Petr Svab
27 de Marzo de 2020
Actualizado: 27 de Marzo de 2020

Las pruebas rápidas para diagnosticar el virus del PCCh, importadas de China, a menudo no pueden detectar el virus con precisión, según profesionales médicos de España y República Checa. Las pruebas fallaron entre el 70 y el 80 por ciento de los casos.

La Gran Época se refiere al nuevo coronavirus, que causa la enfermedad COVID-19, como el virus del PCCh porque el encubrimiento y la mala gestión del Partido Comunista Chino permitieron que el virus se propagara por toda China y provocara una pandemia mundial.

Algunos países, incluidos República Checa y España, compraron cientos de miles de pruebas de China que, se supone, muestran resultados en menos de 30 minutos, a diferencia de las varias horas necesarias para las pruebas regulares.

Pero los profesionales de la salud se han denunciado de que las pruebas no son confiables.

“Las pruebas rápidas, fabricadas por la empresa china Bioeasy, con sede en Shenzhen, tienen una sensibilidad del 30 por ciento, cuando debería ser superior al 80 por ciento”, informó el diario español El País, refiriéndose a una fuente informativa que participó en las pruebas de los kits realizadas en varios hospitales españoles de gran cobertura.

La embajada china en España comentó a El País que Bioeasy no tenía licencia del régimen chino para vender las pruebas y no estaba en la lista de proveedores que el ministerio de comercio chino le había dado a España.

Bioeasy no respondió de inmediato a una solicitud de comentarios.

Las autoridades checas ordenaron 300,000 kits de pruebas rápidas por unos USD 2 millones. Al menos 150,000 de estos kits ya han llegado. Vinieron de Shenzhen, aunque las autoridades no han revelado el nombre del proveedor.

Las pruebas arrojaron un resultado falso positivo o falso negativo en aproximadamente el 80 por ciento de los casos, informaron medios checos, refiriéndose a los funcionarios de salud regionales.

“Desafortunadamente, la tasa de error fue relativamente alta, por lo que ahora estamos esperando los resultados de más pruebas en todo el país”, dijo Pavla Svrcinova, oficial de salud pública de la región de Ostrava, en el noreste del pequeño país centroeuropeo.

El Instituto Nacional de Salud de la República Checa advirtió que las pruebas verifican la presencia de anticuerpos y, por lo tanto, no pueden detectar el virus en los primeros 5 o 7 días de la infección porque, en esos días, el cuerpo no ha desarrollado anticuerpos, sin embargo, ese es el momento más contagioso.

“No es una prueba de diagnóstico”, concluyó el instituto, según el sitio de noticias checo Seznam Zpravy.

El gobierno todavía tiene la intención de usar la prueba como una medida de apoyo para evaluar a las personas que ya han tenido síntomas de la infección durante varios días o que están terminando su cuarentena de dos semanas.

El gobierno quería usar un tercio de las pruebas para evaluar rápidamente a sus agentes de la ley, militares, oficiales de aduanas y bomberos. No está claro si las pruebas aún pueden ser útiles para ese propósito.

La República Checa ha sido una de las naciones menos afectadas con aproximadamente 2000 casos y nueve muertos al 27 de marzo.

España, por otro lado, es una de las más afectadas, con más de 64,000 casos y casi 5000 muertos.

Sigue a Petr en Twitter: @petrsvab

Descubra

El virus del PCCh sigue los vínculos con la China comunista

TE RECOMENDAMOS