Por ética, revista de EE.UU. se retracta de 18 estudios genéticos sobre minorías realizados en China

Una destacada revista científica de genética se ha retractado de 18 artículos escritos por autores chinos

Por Lear Zhou
29 de Marzo de 2024 3:18 PM Actualizado: 29 de Marzo de 2024 3:18 PM

SAN FRANCISCO-Una destacada revista científica sobre genética se ha retractado de 18 artículos escritos por autores chinos. Se trata de la mayor retractación masiva hasta la fecha debido a la preocupación por las violaciones de los derechos humanos.

Todos los trabajos retractados fueron publicados entre 2019 y 2021 en la revista de genética Molecular Genetics & Genomic Medicine (MGGM), publicada por la editorial académica estadounidense Wiley.

La retractación masiva se hizo a través de un acuerdo entre la editora en jefe de la revista, Suzanne Hart, y Wiley Periodicals LLC, después de una investigación que encontró “inconsistencias entre la documentación de consentimiento y la investigación reportada”, según la documentación de la retractación.

En varios casos, las muestras de ADN utilizadas en la investigación procedían de grupos étnicos minoritarios, como tibetanos, uigures y mongoles, poblaciones consideradas vulnerables a la explotación y la opresión en China por expertos y defensores de los derechos humanos.

En la actualidad, algunos de los artículos retractados aún pueden consultarse en Wiley Online Library, con avisos de retractación y marcas de agua en cada página.

En uno de los artículos retractados, publicado en febrero de 2021, se utilizaron muestras de ADN de 120 tibetanos no emparentados.

Cuatro de los ocho coautores del artículo trabajan para diversos departamentos de seguridad pública. Cheng Zhang, el segundo coautor, figuraba como funcionario del Centro de Pruebas Materiales, Seguridad Pública de la Región Autónoma del Tíbet, Lhasa, Tíbet, China.

Otros artículos retractados solo muestran la propia retractación en Wiley Online Library. Un artículo publicado el 14 de junio de 2020 en Wiley Online Library utilizaba muestras de sangre de 340 uigures de Kashgar, Xinjiang, para estudiar los vínculos genéticos entre ellos y los uigures de otras regiones.

“Fue un alivio ver que finalmente se retractaron los artículos éticamente cuestionables”, dijo a The Epoch Times en un correo electrónico Yves Moreau, profesor de la Universidad de Lovaina (Bélgica).

Moreau fue quien planteó a Hart su preocupación por estos artículos en marzo de 2021.

“También es frustrante que un proceso de este tipo haya durado casi tres años, mientras que entre cuatro y seis meses deberían bastar para llevar a cabo las comprobaciones necesarias y tomar una decisión”, añadió Moreau.

Los artículos retirados incluían formularios de consentimiento, tal y como exigía la revista; sin embargo, la implicación de las autoridades de seguridad pública “anula cualquier noción de consentimiento libre e informado”, afirmó Moreau, según Tibetan Review.

Moreau también expresó su preocupación por el hecho de que la investigación genética forense de estos artículos pudiera utilizarse para la elaboración de perfiles de ADN e incluso para la persecución de minorías étnicas en China.

“Este tipo de investigación es problemática porque apoya directamente el despliegue imprudente de la tecnología de bases de datos de ADN en toda China y a menudo implica a investigadores con vínculos con el aparato de justicia penal”, dijo Moreau a The Epoch Times.

El proceso de retractación de Wiley exige que se notifique al autor y, en caso necesario, a su institución, antes de hacer pública la retractación, según se indica en el sitio web de Wiley.

Los autores de 15 de los 18 artículos retractados respondieron que no estaban de acuerdo con la retractación de sus artículos. Los autores de los otros 3 artículos fueron informados pero no respondieron, según los avisos de retractación.

“Sin embargo, es frustrante ver que estas retractaciones no son simplemente el resultado de aplicar normas éticas bien establecidas”, dijo Moreau. “La implicación de los Institutos Nacionales de Salud de EE.UU. y de algunos miembros del consejo editorial fue muy probablemente clave para obtener las retractaciones”.

De los 25 miembros del consejo editorial de MGGM, 8 dimitieron después de que Moreau expresara su preocupación, según un informe de The Intercept.

Las retractaciones masivas son poco frecuentes porque los editores suelen ser reacios a proceder a retractarse, dijo Moreau.
“Sin embargo, estas retractaciones son esenciales porque se trata de una sanción a la que los investigadores prestan verdadera atención”, dijo.

Los investigadores pidieron la retractación inmediata de más de 400 artículos científicos sobre trasplantes porque era probable que los órganos se hubieran obtenido de forma poco ética de presos ejecutados en China, según un artículo publicado en la revista BMJ Open en 2019.

Hasta la fecha, se han retractado 40 artículos sobre trasplantes procedentes de China, según un sitio web de bases de datos de retractaciones. De ellos, 26 trabajos fueron retractados por “violaciones éticas del autor”.

El primer artículo retractado de este tipo, publicado en la revista Liver International en octubre de 2016, se descubrió que estaba relacionado con la sustracción sistemática de órganos de presos de conciencia por parte del régimen comunista chino, principalmente practicantes de la disciplina espiritual Falun Gong, sometidos a una violenta campaña de persecución en China.

El trabajo analizó 564 trasplantes de hígado en el Primer Hospital Afiliado de la Universidad de Zhejiang entre abril de 2010 y octubre de 2014. El coautor, el Dr. Zheng Shusen, escribió en un documento que había llevado a cabo 46 trasplantes de hígado “de emergencia” desde enero de 2000 hasta diciembre de 2004, lo que indica que se ejecutaron donantes forzosos de una población viva de personas preseleccionadas bajo demanda.

Moreau aplaude los esfuerzos de las organizaciones que defienden los derechos de los grupos perseguidos en China, esfuerzos que a menudo se traducen en retractaciones esporádicas.

“Solo espero que los editores científicos apliquen con coherencia las normas éticas que suscriben públicamente”, dijo Moreau. “El público debe darse cuenta de que varias editoriales científicas son enormes empresas con ingresos anuales de miles de millones de dólares. Es uno de los negocios más rentables del mundo”.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.