Exembajador de Libertad Religiosa pide sanciones al PCCh por orquestar sustracción forzada de órganos

Por Eva Fu y Frank Fang
31 de Enero de 2024 4:20 PM Actualizado: 31 de Enero de 2024 4:31 PM

WASHINGTON. El gobierno de Estados Unidos debe imponer sanciones específicas contra el régimen chino por sus crímenes de Sustracción forzada de órganos en China, según un experto en libertad religiosa y exfuncionario del gobierno.

Estados Unidos debe “dar un paso mucho más fuerte y rechazar y sancionar agresivamente a China por realizar esta práctica”, le dijo Sam Brownback, quien se desempeñó como embajador itinerante del expresidente Donald Trump para la libertad religiosa, a The Epoch Times al margen de la Cumbre Internacional de Libertad Religiosa el 30 de enero.

“Piensen en lo que estamos hablando aquí: Sustracción forzada de órganos. Le estás quitando los órganos a alguien y, con toda probabilidad, lo estás matando”, añadió Brownback. “Esto es completamente medieval”.

El Sr. Brownback, quien copresidió la cumbre, dijo que es “realmente increíble” que estos crímenes estén ocurriendo en la segunda economía más grande del mundo.

La práctica de extracción forzosa de órganos sancionada por el Estado chino atrajo la atención mundial por primera vez en 2006, tras la publicación de un informe de David Matas, abogado internacional de derechos humanos, y del fallecido David Kilgour, exmiembro del Parlamento canadiense. En 2019, el Tribunal de China, con sede en Londres, concluyó que la extracción forzada de órganos a presos de conciencia se había producido en China durante años “a una escala significativa”, siendo los practicantes de Falun Gong la “principal fuente” de órganos humanos.

La persecución del Partido Comunista Chino (PCCh) a Falun Gong, también conocido como Falun Dafa, una práctica espiritual que alienta a sus seguidores a vivir una vida guiada por los principios de verdad, compasión y tolerancia, ha convertido a China en uno de los principales destinos del turismo internacional de trasplantes. Los hospitales chinos a menudo ofrecen tiempos de espera cortos para hacer coincidir los órganos con los pacientes, a veces en días o semanas, mucho más rápido que el tiempo en los países desarrollados con sistemas de donación de órganos establecidos.

El Congreso ha abordado el tema en los últimos años. En 2016, la Cámara aprobó por unanimidad una resolución que expresaba su preocupación por la sustracción forzada de órganos en China, y en marzo del año pasado, la Cámara aprobó la Ley para detener la sustracción forzada de órganos por 413 votos contra 2. La versión del Senado del proyecto de ley de la Cámara (S.761) no ha avanzado después de su presentación.

Actualmente, nada sobre la sustracción de órganos por parte del PCCh ha llegado al escritorio del presidente.

“Creo que nos quedamos cortos a la hora de aplicar sanciones, sanciones económicas reales a China. Creo que nos quedamos cortos al no citar específicamente el mantener a las personas en el proceso de toma de decisiones y penalizarlos como individuos bajo sanciones del tipo Magnitsky”, dijo el Sr. Brownback.

El exembajador dijo que la Ley de Prevención del Trabajo Forzoso Uigur, que se convirtió en ley en diciembre de 2021, debería servir como modelo para la futura legislación sobre la práctica de sustracción forzada de órganos por parte del régimen chino.

“Creo que la Ley de Trabajos Forzosos ha tenido un éxito notable. Y creo que su diseño debería enseñarnos algo sobre otras leyes, muy específicas, muy particulares, muy condenatorias de lo que ha estado ocurriendo en esta región en particular”, dijo.

“Y tenemos que hacer el mismo tipo de cosas con la sustracción forzada de órganos y condenar esta práctica de forma muy específica”.

“Atroz”

Aunque los grupos de derechos humanos y los activistas llevan años expresando su preocupación por la sustracción forzada de órganos en Beijing, los expertos consideran que los avances para frenar esta práctica son limitados.

Frederick Davie, vicepresidente de la Comisión de Estados Unidos sobre Libertad Religiosa Internacional (USCIRF), le dijo a The Epoch Times en la cumbre que cree que “probablemente hay un conjunto particular de personas que controlan la conversación sobre esto en varias áreas”.

“La sustracción de órganos es atroz; está mal. Y nunca debería ser tolerada en ninguna sociedad, y mucho menos en una sociedad civilizada”, dijo Davie.

“No hay luz para esa horrible práctica. Y tiene que ser condenada enérgicamente cuando y donde quiera que ocurra”.

Acerca del proyecto de ley sobre sustracción de órganos aprobado por la Cámara, Davie dijo que no sabe “por qué un proyecto de ley como ese está estancado” en el Senado.

“Lo que haremos como agencia es realizar nuestro propio nivel de investigación para tratar de comprender mejor ese proyecto de ley, para comprender si la USCIRF tiene un papel en la educación sobre esa legislación en particular. Y si lo hay, lo haremos”, dijo Davie.

“Si hay un lugar para que entremos y tratemos de avanzar o educar sobre eso, entonces eso es lo que haríamos”.

Según Davie, los delitos cometidos por China deberían preocupar a los estadounidenses y al resto del mundo.

“Un mundo civilizado está en juego para todos cuando ocurren abusos como ese”, afirmó. “Estados Unidos y muchas naciones alrededor del mundo están comprometidas a crear un mundo donde la gente no tenga que vivir temiendo por sus vidas y no tenga que ser sometida a prácticas horribles y horrendas como ésta”.

Se refirió a una cita del activista de derechos civiles Martin Luther King Jr.: “La injusticia en cualquier lugar es una amenaza para la justicia en todas partes”.

“Ese tipo de actividad horrible es simplemente una amenaza para la sociedad civilizada”, afirmó Davie.

El 18 de enero, el Parlamento Europeo adoptó una resolución condenando la persecución del PCCh a los practicantes de Falun Gong. La resolución también pidió a la Unión Europea y a los estados miembros que impongan sanciones contra los perpetradores de los crímenes.

David Curry, comisionado de la USCIRF, le dijo a The Epoch Times en la cumbre que apoya sanciones financieras específicas contra las personas que dirigen estas “espantosas operaciones”.

Curry añadió que Estados Unidos debería encontrar una manera de “asociar las sanciones a nivel personal” para enviar un mensaje contundente que les diga a las personas involucradas que están “perpetrando un delito”.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.