Facebook e Instagram censuran artículo sobre las millonarias propiedades de la cofundadora de BLM

Los usuarios ya no pueden compartir la noticia publicada por el New York Post
Por Katabella Roberts
16 de Abril de 2021
Actualizado: 16 de Abril de 2021

Facebook e Instagram están censurando a los usuarios para que no compartan un artículo de New York Post relativo a las residencias de lujo adquiridas por la cofundadora de Black Lives Matter, Patrisse Khan-Cullors, en barrios predominantemente blancos.

El artículo fue publicado el 10 de abril y afirma que desde 2016, Cullors compró en Estados Unidos “cuatro casas de alta categoría por 3.2 millones de dólares”.

Ella también estudió la posibilidad de comprar una residencia en Bahamas en un complejo ultra exclusivo donde Justin Timberlake y Tiger Woods tienen propiedades, según el artículo.

The Post se enteró de que los apartamentos y casas adosadas en el resort Albany, frente a la playa, en las afueras de Nassau, tienen un precio que va desde los cinco hasta los 20 millones de dólares.

Los usuarios de Facebook se dieron cuenta el jueves que no podían compartir directamente en su muro, o a través de la aplicación Messenger, el enlace al artículo de la cartera de propiedades multimillonarias de Cullors publicado por el New York Post.

Cuando un usuario intenta compartir el enlace, se bloquea y aparece el siguiente mensaje: “Su publicación no se ha podido compartir porque este enlace va en contra de nuestras Normas de la Comunidad. Si cree que esto no va en contra de nuestras Normas Comunitarias hágalo saber a nosotros”.

Captura de pantalla del artículo de New York Post sobre la cofundadora de Black Lives Matter, Patrisse Khan-Cullors, que fue bloqueado en las publicaciones de Facebook el 16 de abril de 2021. (Captura de pantalla/Katabella Roberts)

Instagram también siguió su ejemplo y actualmente no permite a los usuarios compartir el artículo.

Cullers, que se identifica como “marxista entrenada”, el mes pasado adquirió una casa de 1.4 millones de dólares en un barrio mayoritariamente blanco de Los Ángeles a través de una entidad corporativa bajo su control, según Dirt.com.

Twitter suspendió al escritor deportivo Jason Whitlock por compartir la historia. “La fundadora de Black Lives Matter compra una casa de 1.4 millones de dólares en Topanga, que tiene una población negra del 1.4%. Ella está con su gente”, dice el posteo.

Whitlock fue bloqueado de su cuenta y se le dijo que había violado las reglas de Twitter contra la publicación de información privada. Más tarde, Twitter revocó la decisión, alegando que se había cometido un error.

La noticia provocó que el director de Black Lives Matter Greater New York hiciera un llamado para que se lleve a cabo una investigación independiente sobre las finanzas de BLM Global Network. Black Lives Matter Greater New York no está afiliada a BLM Global Network.

El martes, la Fundación Black Lives Matter Global Network, de la que Cullers es directora ejecutiva, emitió una declaración en la que afirma que esta no había pagado por su casa.

Según la fundación Cullors habría recibido un total de 120,000 dólares desde que se fundó la organización en 2013, “por deberes como servir de portavoz y participar en el trabajo de educación política”, y no ha recibido ninguna compensación después de 2019.

“Para ser contundentemente claro, como un 501c3 registrado, BLMGNF no puede y no comprometió ningún recurso de la organización hacia la compra de bienes personales por cualquier empleado o voluntario. Cualquier insinuación o afirmación de lo contrario es categóricamente falsa”, dice una declaración.

“El trabajo de Patrisse en favor de los negros a lo largo de los años, la ha convertido a ella y a otros que se alinean con la lucha por la liberación de los negros, en objetivos de la violencia racista”.

“Las narrativas que se están difundiendo sobre Patrisse fueron generadas por las fuerzas de la derecha que intentan reducir el apoyo y la influencia de un movimiento que es más grande que cualquier organización”.

“Esta ofensiva de la derecha no solo pone a Patrisse, a su hijo y a sus seres queridos en peligro, sino que continúa una tradición de terror de los supremacistas blancos contra los activistas negros”, indica la declaración.

No es la primera vez que Facebook y Twitter bloquean a los usuarios para que no compartan un artículo de New York Post.

En octubre de 2020, ambas redes sociales limitaron la distribución de un artículo del New York Post en el que se afirmaba que Hunter Biden presentó al entonces vicepresidente de EE.UU., Joe Biden, a un alto ejecutivo de una empresa energética ucraniana, para la que trabajaba Hunter Biden.

Twitter dijo que bloqueó el artículo porque contenía números de teléfono y correos electrónicos que violaban la política de información privada de la compañía. Además indicó que la historia contenía materiales adicionales que violaban su Política de Materiales Hackeados, ya que incluían información supuestamente obtenida de un ordenador portátil de origen incierto.

The Epoch Times se puso en contacto con Facebook e Instagram para obtener comentarios.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS