FARC anuncia que retoman las armas y que se unirán con la guerrilla del ELN

Por Jesús de León
29 de Agosto de 2019 Actualizado: 29 de Agosto de 2019

El que fuera número dos de las FARC, alias “Iván Márquez”, cuyo paradero se desconoce desde hace más de un año, publicó hoy en un vídeo junto con otros exlíderes de esa guerrilla anunciando que vuelven a las armas pese al acuerdo de paz firmado entre esa organización terrorista y el gobierno colombiano.

“Anunciamos al mundo que ha comenzado la segunda Marquetalia (lugar de nacimiento de las FARC hace más de medio siglo)”, afirmó Márquez en el vídeo divulgado en internet, en el que aparece al lado de una veintena de hombres y mujeres armados con fusiles.

Entre el grupo que aparece en el video se puede ver a Seuxis Paucias Hernández, alias “Jesús Santrich” y a Hernán Darío Velásquez, alias “El Paisa”, que hace meses dejaron de cumplir sus compromisos con la Justicia Especial para la paz (JEP).

En la grabación, el jefe guerrillero dijo que hablan desde algún punto en la zona del río Inírida, situado en la región amazónica del sureste del país, cerca de las fronteras con Venezuela y Brasil.

Imagen del video divulgado hoy en internet por las FARC-EP en el que el número dos de la guerrilla colombiana de las FARC, alias “Iván Márquez”, cuyo paradero se desconoce desde hace más de un año, reapareció hoy junto con otros exlíderes de ese grupo para anunciar “una nueva etapa de lucha” armada. EFE/FARC-EP

Márquez fue jefe del equipo negociador de las FARC en los diálogos de paz de La Habana y luego fue designado senador por el partido FARC conformado por exmiembros de la guerrilla, cargo que no asumió porque a mediados de abril de 2018 se trasladó a un espacio de reunión de excombatientes en Miravalle, en el departamento de Caquetá (sur), donde se le vio por última vez en compañía de “El Paisa”.

Según este disidente, la decisión de retomar las armas “es la continuación de la lucha guerrillera en respuesta a la traición del Estado al acuerdo de paz de La Habana”, y aseguró que buscarán alianzas con la también guerrilla marxista-leninista colombiana, Ejército de Liberación Nacional (ELN).

Miembro de la guerrilla izquierdista de las FARC-EP Timoleón Jiménez (izq.) e Iván Márquez (der.) en una conferencia de prensa conjunta con el ELN de Colombia en La Habana, el 11 de mayo de 2017. Foto de ADALBERTO ROQUE/AFP/Getty Images.

“Buscaremos coordinar esfuerzos con la guerrilla del ELN y con aquellos compañeros y compañeras que no han plegado sus banderas que tremolan patria para todos”, afirmó.

Márquez ya había criticado varias veces desde la clandestinidad la dejación de armas por parte de las FARC, lo que calificó de “error”.

El líder izquierdista dijo que su enemigo es, lo que denominó, “esa oligarquía excluyente y corrupta, mafiosa y violenta que cree que puede seguir atrancando la puerta del futuro de un país”, y afirmó que buscan crear un “gobierno alternativo”.

Durante su mensaje de guerra el líder marxista mencionó el tema de Venezuela, y mencionó estar en contra de los esfuerzos que impulsa EE. UU. y la comunidad internacional en contra del dictador Nicolás Maduro.

Nicolás Maduro (izq.) da la mano al comandante de la guerrilla colombiana de las FARC, Iván Márquez, durante la firma del alto el fuego entre el gobierno colombiano y la guerrilla de las FARC en La Habana el 23 de junio de 2016. Foto de ADALBERTO ROQUE/AFP/Getty Images.

Dijeron que buscan la construcción de un nuevo orden social que llamaron “justo”, y un gobierno “popular”.

La guerrilla de las FARC surgió en la década de 1960 inspirada en la revolución comunista cubana de Fidel Castro de 1959. Medio siglo de conflicto en Colombia dejó más de 260.000 muertos y millones de desplazados.

Vísperas del anuncio de las FARC

Poco antes del anuncio de la guerrilla, la Fundación Paz y Reconciliación advirtió en un informe presentado en Bogotá que los grupos disidentes de las FARC, que estaban en un proceso de “bandolerización” sin carácter político, y antiguos líderes de ese grupo armado se estaban juntando y podrían conformar una nueva guerrilla el año próximo.

“La información que tenemos es que se está juntando la disidencia política y armada. Eso da la posibilidad y el riesgo hacia el año entrante de la conformación, otra vez, de un grupo guerrillero en Colombia distinto al ELN”, aseguró el director de la Fundación, León Valencia.

Antes de estas alertas, a principios de agosto, el expresidente colombiano Andrés Pastrana había alertado en las redes sociales que Santrich viajó a Cuba después que Interpol expidiera una circular roja contra él, y aseguró que el viaje lo hizo junto al también prófugo Iván Márquez.

Jesús Santrich (C), ex miembro del partido FARC, ocupa su escaño de diputado en el Congreso Nacional de Colombia junto a otros diputados que se manifestaron en contra de su presencia en la cámara baja de Bogotá, el 12 de junio de 2019. JUAN BARRETO/AFP/Getty Images.

El objetivo del viaje se trató de un acercamiento con la dictadura castrista. Viajaron en un avión exclusivo de Nicolás Maduro, dijo Pastrana.

“El avión de uso exclusivo de Nicolás Maduro que camuflan como comercial de Conviasa, matrícula YV3016 salió rampa 4 de Caracas destino La Habana. Transporta a Iván Márquez, Santrich y Adán Chávez para reunión emergencia en Cuba”, reza la publicación de Pastrana en Twitter.

Un miembro de la guerrilla izquierdista colombiana ELN, observa una camioneta de la compañía telefónica pública EMCALI después de prenderle fuego a principios del 16 de diciembre en las afueras de Cali, 490 Km al suroeste de Bogotá, Colombia. Foto JAIR CABAL/AFP/Getty Images.

Repercusiones

Luego de las declaraciones del grupo terrorista la reacción de políticos y de la sociedad colombiana no se hizo esperar.

El expresidente colombiano Juan Manuel Santos, firmante del acuerdo de paz con las FARC, pidió este jueves que el Estado mantenga su compromiso con los excombatientes que siguen comprometidos con el proceso y “reprimir” a desertores como el alias “Iván Márquez” que anunció que vuelve a las armas.

“El 90 % de las FARC sigue en el proceso de paz. Hay que seguirles cumpliendo. A los desertores hay que reprimirlos con toda contundencia. La batalla por la paz no se detiene”, escribió en su cuenta de Twitter.

Mientras que el expresidente colombiano Álvaro Uribe, uno de los más férreos críticos al acuerdo de paz negociado entre las FARC y el gobierno de Juan Manuel Santos, lamentó el anuncio de Iván Márquez y Santrich.

“Es muy grave para el país”, dijo el actual senador, que gobernó el país entre 2002 y 2010, en un audio que compartió en Twitter.

“Aquí no hubo paz sino el indulto para algunos responsables de delitos atroces a un alto costo institucional”, añadió. “Era imprevisible. La impunidad absoluta genera mal ejemplo”.

Para Uribe lo que tiene que hacer el país es entrar muy seriamente en cómo se modifican esos privilegios constitucionales que les dio el gobierno de Santos, y adelantar una gran política de seguridad que lleve a estas personas a la cárcel.

“El gobierno de Santos les dio unos privilegios enormes a las Farc y el presidente Duque no tuvo posibilidades de extraditar a Santrich porque lo protegió el gobierno Santos. ¡Mano firme contra esos bandidos!”, sentenció Uribe desde Bucaramanga, Colombia.

Luego Uribe llamó hacer una gran reflexión nacional porque ha habido un lenguaje de paz que no permite una política de seguridad.

“El Acuerdo de Paz es de 2016 es un logro histórico que no tiene marcha atrás. No es esta la primera ni será la última crisis del proceso. Hacemos un llamado a todos los colombianos y colombianas a arropar y proteger el proceso de paz”, escribieron en una declaración, el político y excandidato a las elecciones presidenciales de 2018, Humberto de la Calle, y el ex jefe negociador de paz y actual Embajador de Colombia en Bruselas, Sergio Jaramillo.

Otra de las personas que reaccionó al anuncio de las FARC fue la congresista colombiana Margarita Restrepo.

“Las Farc nunca dejaron de existir. Y el culpable es Santos que determinó otorgarles impunidad a costa de la institucionalidad y la justicia, desconociendo el mandato popular que dijo NO en el plebiscito”, escribió en Twitter.

Luego añadió, “Vamos a luchar para defender nuestra democracia. No vamos a permitir que unos pocos se queden con el sueño de 50 millones de colombianos. La Nueva Guerrilla es la misma de hace 50 años, pero con participación política, gracias a Santos”.

El senador colombiano Gabriel Velasco Ocampo también manifestó su opinión sobre el rearme de la FARC.

“El Estado debe actuar con mano firme contra estos narcoterroristas de las Farc, que siempre se burlaron de los colombianos, nunca han dejado de delinquir y ahora vemos nuevamente hombres sanguinarios infundiendo temor cuando hablaron de una supuesta ‘Paz de Santos’. ¡Impunidad!”, escribió en Twitter.

Asimismo, el senador Roy Barreras, del Partido de Unidad Nacional, recordó ante la radio La FM, según Infobae, que “están poniendo en riesgo a más de 11.000 que sí dejaron las armas y están cumpliendo”.

Mientras que el Representante a la Cámara, Álvaro Hernán Prada, expresó: “Siempre advertí que el proceso de paz de Juan Manuel Santos era una fachada para lavar los delitos de las Farc. Los hechos nos dan la razón, quedaron con impunidad, curules gratis y armados. Una paz con impunidad era caldo de cultivo de nuevas violencias”.

Luego del anuncio de Iván Márquez, el exlíder guerrillero y ahora director del partido Farc Rodrigo Londoño, aseguró en Twitter que seguirán comprometidos con lo acordado con el gobierno de Juan Manuel Santos en La Habana. Dijo que más del 90% de los exguerrilleros están comprometidos con el proceso de paz.

¿Quiénes son estos líderes guerrilleros?

Este es el prontuario de los exjefes guerrilleros que decidieron retomar las armas, según publicó hoy el medio colombiano Canalrcn.

Iván Márquez

Luciano Marín Arango, más conocido como Iván Márquez, fue comandante del Bloque Caribe, integrante del secretariado y negociador de las Farc en las conversaciones con el gobierno de Juan Manuel Santos.

Es señalado de numerosos ataques a la fuerza pública, así como asaltos a municipios colombianos. Además, fue acusado de ser el autor intelectual del secuestro al Edificio Miraflores en Neiva y del atentado al Club El Nogal en Bogotá.

Tiene 28 condenas y 198 órdenes de captura en su mayoría por delitos de lesa humanidad.

Jesús Santrich

Seuxis Paucias Hernández Solarte o ampliamente conocido como alias Jesús Santrich, perteneció al estado mayor conjunto de las Farc y al igual que Márquez, fue negociador en La Habana.

Sobre él recae una circular roja de la Interpol y es solicitado por la justicia de Estados Unidos para que responda por cargos de narcotráfico.

El Paisa

Hernán Darío Velásquez Saldarriaga, conocido como El Paisa, fue comandante de la Columna Teófilo Forero de las Farc y fue apadrinado por el alias ‘Mono Jojoy’, jefe guerrillero abatido en 2010.

Se le atribuye el asesinato de la familia Turbay Cote. Dentro de su prontuario también figura el secuestro en el Edificio Miraflores y el del avión de Aires en el que viajaba el exsenador Jorge Eduardo Gechem.

Velásquez también fue el responsable del secuestro y asesinato de los diputados del Valle, así como del atentado contra del Club El Nogal.

Romaña

Henry Castellanos es recordado por ser uno de los protagonistas de las denominadas ‘pescas milagrosas’. Es señalado de delitos de lesa humanidad, como reclutamiento de menores.

Además, ‘Romaña’ participó de la toma Mitú, Vaupés, en 1990, hecho en el que murieron 16 policías y fueron secuestrados 50 miembros de la fuerza pública.

***

A continuación:

El objetivo del comunismo

Lee la serie completa: https://bit.ly/2HbaqcJ


TE RECOMENDAMOS