Gigante chino de la tecnología financiera plantea riesgos para inversores de EEUU, advierte grupo de defensa

Por Emel Akan
20 de Septiembre de 2020
Actualizado: 20 de Septiembre de 2020

WASHINGTON–Se espera que una filial financiera del gigante chino del e-commerce, Alibaba, salga a bolsa, y una parte considerable de los fondos recaudados provendrá de inversores estadounidenses, lo cual pone en alerta a Washington.

La firma china de tecnología financiera Ant Group Co. se está preparando para una oferta pública inicial (OPI) en Shanghai y Hong Kong el próximo mes. Controlada por el multimillonario Jack Ma, fundador de Alibaba, la empresa de tecnología financiera apunta a una valoración de aproximadamente USD 225,000 millones a través de la oferta pública.

Ant Group es la empresa matriz de la plataforma de pago digital más grande de China, Alipay, que tiene 1200 millones de usuarios, y atiende principalmente a clientes chinos. Su mayor competidor, PayPal, por el contrario, atiende a 346 millones de usuarios activos en 190 países.

Los principales bancos de inversión estadounidenses Goldman Sachs, JPMorgan Chase, Morgan Stanley y Citigroup son patrocinadores conjuntos de la OPI de Ant Group.

La organización de defensa con sede en Washington, The Committee on the Present Danger: China (CPDC), envió cartas a los líderes de la bolsa de valores de Hong Kong y a cuatro bancos de Wall Street para advertir sobre un posible nuevo riesgo para los inversores estadounidenses de la “creciente controversia” sobre la oferta pública. El grupo también envió una carta al presidente Donald Trump.

En las cartas, el grupo de defensa advierte a la bolsa de valores de Hong Kong y a cuatro bancos estadounidenses que ellos tienen obligaciones fiduciarias para revelar completamente los riesgos materiales de Ant Group, entre ellos los derechos humanos y las preocupaciones de seguridad nacional.

El prospecto de Ant Group reveló posibles riesgos sectoriales de tecnología financiera y comercio electrónico. El documento también citó las sanciones de Estados Unidos como riesgos para el negocio de la empresa. Sin embargo, el prospecto ignoró en gran medida los riesgos derivados de los vínculos de la empresa con el Partido Comunista Chino (PCCh).

El grupo de defensa identificó siete riesgos problemáticos, entre ellos el papel desempeñado por Ant Group y su propietario parcial, Alibaba, “en los graves abusos contra los derechos humanos” hacia los uigures por parte del régimen chino.

Las cartas también afirman que Ant Group es una amenaza para la seguridad nacional de Estados Unidos. En 2018, el Comité de Inversiones Extranjeras en los Estados Unidos (CFIUS) bloqueó la adquisición por parte de Ant Financial de la empresa de EE. UU. de transferencia de dinero MoneyGram por preocupaciones de seguridad nacional.

El gigante de la tecnología financiera genera preocupaciones porque el PCCh y su Ejército Popular de Liberación utilizan sus tecnologías para oprimir al pueblo chino. La empresa también participa en la construcción del controvertido sistema de crédito social de China, el cual rastrea cada movimiento y compra de los ciudadanos chinos.

“Creemos que la OPI debería, como mínimo, retrasarse para garantizar que dichas divulgaciones se realicen fielmente y se evalúen adecuadamente”, escribió Brian Kennedy, presidente del CPDC, en una carta a Trump.

Aunque la empresa no cotizará en Nueva York, los inversores estadounidenses estarán expuestos a la empresa a través de la bolsa de valores de Hong Kong. Kennedy advirtió que una parte considerable de las ganancias de la OPI terminaría en las carteras de inversión de millones de inversores estadounidenses.

La empresa también debería ser incluida en la lista negra por el Departamento de Comercio lo antes posible, dijo Kennedy.

El presidente del grupo también pidió a Trump de que “aliente a los estadounidenses a invertir patrióticamente” y que niegue al PCCh “los recursos que le permiten oprimir a su propia gente”.

Cada vez más empresas chinas se enfrentan a un mayor escrutinio por parte de la administración Trump debido a las preocupaciones de seguridad nacional. El aumento de tensiones entre Estados Unidos y China y la posible acción del gobierno estadounidense contra Ant Group pueden provocar caídas en el valor de las acciones, perjudicando a los inversores estadounidenses.

“Por su parte, el PCCh espera traducir una gran victoria de la OPI de Ant, financiada en gran parte por inversores estadounidenses, en una validación de su apuesta por seguir teniendo acceso a cientos de miles de millones en financiación occidental, a pesar de su brutal represión contra Hong Kong”, decía la carta.

La Casa Blanca y los cuatro bancos de inversión estadounidenses que asesoraron a Ant Group no respondieron de inmediato a las solicitudes de comentarios de The Epoch Times.

Ant Group y muchas empresas chinas han evitado cotizar en la bolsa de Nueva York, ya que Washington ha aumentado su represión contra las empresas extranjeras que no cumplen con los estándares de auditoría estadounidenses.

Según el plan de la Casa Blanca, los reguladores de EE. UU. exigirán que las empresas que cotizan actualmente cumplan con los nuevos estándares para el 1 de enero de 2022.

El tamaño de la OPI de Ant Group está sujeto a las condiciones del mercado, pero la compañía apunta a recaudar casi USD 30,000 millones de la doble cotización en Shanghai y Hong Kong. Esto podría marcar la mayor oferta pública inicial de todos los tiempos, superando la oferta pública de USD 29,400 millones en diciembre pasado de Saudi Aramco.

Siga a Emel en Twitter: @mlakan


Apoye nuestro periodismo independiente donando un “café” para el equipo.


A continuación

Trump prohíbe TikTok y WeChat; Nuevo brote de bacteria en China| China al Descubierto

TE RECOMENDAMOS