Gobernador de Georgia rechaza descripción de Biden sobre la ley de reforma electoral estatal

Por Janita Kan
27 de Marzo de 2021
Actualizado: 27 de Marzo de 2021

El gobernador de Georgia, Brian Kemp, rechazó la caracterización que hizo el presidente Joe Biden de una ley recién promulgada que busca mejorar la integridad electoral en el estado.

“Es obvio que ni el presidente Biden ni sus manipuladores han leído realmente la ley SB 202, que firmé como ley ayer”, dijo Kemp en una declaración enviada a The Epoch Times por correo electrónico. “Este proyecto de ley amplía el acceso al voto, agiliza los procedimientos de recuento de votos y garantiza la integridad de las elecciones”.

La ley, de 95 páginas, añade una serie de cambios en la forma de votar de los georgianos, incluida la exigencia a los que votan en ausencia por correo de una identificación con foto o autorizada por el estado. La ley también ordena que se coloquen buzones seguros dentro de los lugares de votación anticipada, con vigilancia constante, y que se amplíe la votación anticipada en todo el estado.

La ley también acorta el ciclo electoral de nueve a cuatro semanas y exige un mínimo de una semana de voto anticipado antes del día de las elecciones. Las personas que deseen votar en ausencia se enfrentan a nuevos requisitos.

Anteriormente, el viernes, Biden criticó la ley como “un flagrante ataque a la Constitución y a la buena conciencia”. También calificó la ley como el “Jim Crow del siglo XXI”, en referencia a las leyes Jim Crow que imponían la segregación racial en el sur.

“No hay nada de ‘Jim Crow’ en el hecho de que se exija una identificación con foto o emitida por el estado para votar en ausencia; todos los votantes de Georgia ya deben hacerlo cuando votan en persona”, dijo Kemp en respuesta. “El presidente Biden, la izquierda y los medios de comunicación nacionales están decididos a destruir la inviolabilidad y la seguridad de las urnas”.

El gobierno de Biden está estudiando actualmente las vías para abordar las preocupaciones que plantea la nueva ley. Biden dijo a los periodistas el viernes que el Departamento de Justicia y su gobierno están “echando un vistazo” a la legislación.

“Estamos trabajando en ello ahora mismo. No sabemos exactamente qué podemos hacer en este momento. El Departamento de Justicia también lo está analizando”, dijo Biden.

El secretario de Estado de Georgia, Brad Raffensperger, lleva a cabo una conferencia de prensa sobre el estado del recuento de votos en Atlanta, Georgia, el 6 de noviembre de 2020. (Jessica McGowan/Getty Images)

El secretario de Estado de Georgia, Brad Raffensperger, que fue demandado el jueves por grupos de defensa del derecho al voto, ante la aprobación de la ley, también respondió a las críticas, diciendo que “no hay ningún argumento racional contra la exigencia de una identificación estatal —proporcionada gratuitamente a quienes no tienen licencia de conducir— para votar en ausencia”, según una declaración enviada a los medios de comunicación.

Raffensperger dijo que implementó una versión del requisito de identificación durante las elecciones de noviembre de 2020, diciendo que todas las solicitudes de votos en ausencia que llegaron a través del sitio web del estado se cruzaron con una base de datos de licencias de conducir u otro registro.

“La izquierda dijo que la identificación con foto para el voto en persona suprimiría los votos. No fue así. El registro y la participación se dispararon, alcanzando nuevos récords en cada ciclo electoral. Sus predicciones cataclísmicas sobre los efectos de esta ley son simplemente infundadas. Las próximas elecciones lo demostrarán, si bien no contendré la respiración esperando que la izquierda y los medios de comunicación admitan que estaban equivocados”, añadió.

Tres grupos de defensa del derecho al voto presentaron una demanda contra Raffensperger y otros funcionarios por la nueva ley, en un intento de bloquear su aplicación y declararla inconstitucional.

Los grupos se opusieron a algunas de las medidas para aumentar la integridad de las elecciones, argumentando que los requisitos de identificación para el voto en ausencia son “innecesarios y gravosos”, y que la colocación de buzones para el voto en ausencia dentro de los lugares de votación anticipada “restringiría indebidamente” la votación. La demanda también argumenta que la prohibición de que el estado distribuya solicitudes de voto en ausencia no requeridas y la prohibición de que terceros recojan las solicitudes de voto en ausencia —lo que, según los republicanos, podría dar lugar a la recolección de votos— representa la supresión de votantes.

La demanda también alega que la prohibición a que los trabajadores no electorales den comida o bebida a los votantes que esperan en la cola es una forma de supresión de votantes. La ley de Georgia estipula que las personas no pueden solicitar votos distribuyendo material de campaña o regalos, ni ofrecer dinero o regalos, incluidos alimentos y bebidas, en las inmediaciones del centro de votación, incluida la fila de votación.

“Estas disposiciones carecen de toda justificación por sus efectos gravosos y discriminatorios sobre el voto”, argumentan los grupos en su demanda.

El expresidente Donald Trump, que fue muy crítico con la gestión de Kemp y Raffensperger en las elecciones de noviembre de 2020, alabó la aprobación de la ley de Georgia.

“Felicitaciones a Georgia y a la Legislatura del Estado de Georgia por cambiar sus Reglas y Reglamentos para los votantes. Ellos aprendieron de la parodia de las elecciones presidenciales de 2020, lo cual no se puede permitir que vuelva a suceder. ¡Lástima que estos cambios no se hayan podido hacer antes!”, dijo Trump en una declaración publicada a través de su comité de acción política Save America.

La oficina de prensa de Raffensperger no respondió de inmediato a The Epoch Times el pedido de comentar la demanda.

Siga a Janita en Twitter: @janitakan


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS