Hunter Biden recibió más de USD 83.000 al mes para trabajar en Ucrania, según informe

Por Zachary Stieber
19 de Octubre de 2019 Actualizado: 19 de Octubre de 2019

Hunter Biden, hijo del exvicepresidente Joe Biden, ganó un poco más de USD 83.000 al mes por su trabajo mientras servía en el directorio de la compañía de energía ucraniana Burisma, según un nuevo informe.

Biden sirvió en el consejo a partir de 2014, cuando su padre todavía estaba en el cargo, hasta 2019.

Según los registros de pago que dos ex uncionarios de la ley ucranianos dijeron a Reuters que son de Burisma, la compañía pagó alrededor de USD 3,4 millones a una compañía que estaba controlada por el colega de negocios de Biden, Devon Archer, otro miembro de la junta de Burisma, llamada Rosemont Seneca Bohai LLC entre abril de 2014 y Noviembre de 2015.

Los registros mostraron 18 meses en los cuales dos pagos de USD 83.333 por mes se pagaron a Rosemont Seneca Bohai por “servicios de consultoría”, según Reuters. Los dos exfuncionarios policiales dijeron que un pago fue a Archer y el otro a Biden.

El medio dijo que no pudo verificar independientemente la autenticidad de los documentos o cuánto dinero recibió Hunter Biden.

Según los registros bancarios de 2014 y 2015 publicados por el periodista John Solomon, Rosemont recibió fondos de Burisma y pagó más de USD 850.000 en total al joven Biden.

El vicepresidente de Estados Unidos, Joe Biden, saluda al salir de Air Force Two con su nieta Finnegan Biden y su hijo Hunter Biden (D) el 4 de diciembre de 2013 en Beijing, China. (Créditos: Ng Han Guan-Pool/Getty Images)

A Biden se le preguntó durante una reciente entrevista cuánto le pagaron por servir en el directorio de Burisma y su trabajo para la firma china BHR Partners.

“Mire, soy un ciudadano privado”, dijo Biden a ABC, quien dijo que renunciaría a su cargo con BHR Partners. “Una cosa que no tengo que hacer es sentarme aquí y abrir mi kimono, ya que se relaciona con la cantidad de dinero que gané o no gané. Pero todo ha sido reportado”.

A Biden le habían preguntado si le pagaban USD 50.000 al mes por su puesto en Burisma. Ese número ha circulado con frecuencia en los informes de los medios y parece haberse originado con el New York Times.

El presidente Donald Trump dijo este mes que a Biden le pagaron “USD 100.000 al mes” más bonos no especificados “a pesar de que no tenía experiencia en energía”.

Biden, quien ha luchado frecuentemente con la adicción a las drogas, le dijo al New York Times en una entrevista publicada durante el verano que usó cocaína mientras estaba en una reunión de la junta de Burisma en junio de 2016, una de varias recaídas por las que pasó.

Joe Biden dijo el año pasado que mientras era vicepresidente en 2016, amenazó con retener USD 1000 millones en ayuda de Ucrania a menos que el entonces presidente Petro Poroshenko expulsara al principal fiscal del país, que estaba investigando Burisma.

El fiscal general ucraniano, Viktor Shokin, celebra una conferencia de prensa en Kiev el 2 de noviembre de 2015. Shokin ha afirmado que fue presionado para lanzar una investigación sobre Burisma, una compañía ucraniana que empleó al hijo de Joe Biden, Hunter. (Genya Savilov/AFP/Getty Images)

Ese fiscal, Viktor Shokin, juró más tarde que fue presionado para renunciar a menos que abandonara la investigación. Poroshenko habló personalmente con él y citó la presión de Biden como la razón por la que quería que Shokin renunciara, dijo Shokin.

El nuevo fiscal general de Ucrania, Ruslan Ryaboshapka, dijo recientemente que su oficina estaba revisando una serie de casos que fueron cerrados por sus predecesores, incluido el de Burisma. Ryaboshapka dijo que no estaba al tanto de ningún delito desde la perspectiva de las autoridades legales en Ucrania por parte de Hunter Biden.

El dinero que obtuvo Biden fue en gran medida no ganado, dijo una fuente cercana a Burisma a Reuters. “Era una figura ceremonial”, afirmó la fuente.

Reuters informó, citando entrevistas con más de una docena de personas, incluidos ejecutivos y exfiscales en Ucrania, que el papel de Biden con Burisma incluía proporcionar asesoramiento sobre cuestiones legales, finanzas corporativas y estrategia.

Oleksandr Onyshchenko, un hombre de negocios y exmiembro del parlamento ucraniano, dijo que Mykola Zlochevsky, propietaria de Burisma y exministro de ecología y recursos naturales, tuvo la idea de nombrar a Biden en la junta “para proteger [la compañía]”.

Biden no pudo proteger a Zlochevsky de una serie de sondeos de fiscales ucranianos. Zlochevsky, acusado de violar las leyes tributarias, lavar dinero y obtener licencias de manera inapropiada mientras aún era ministro. El sucesor de Shokin, Yuriy Lutsenko, cerró el caso para investigar las infracciones fiscales, unos 10 meses después de que asumió el cargo del fiscal derrocado. Dos casos separados en las licencias que obtuvo Burisma y el supuesto lavado de dinero se reabrieron en los últimos meses.

Mira a continuación

Fue arrollado por un tanque… y sobrevivió

TE RECOMENDAMOS