Investigan posible participación de policías en secuestro del hijo de ‘El Chapo Guzmán’

19 de Agosto de 2016 Actualizado: 19 de Agosto de 2016

El Director de Seguridad Pública de Puerto Vallarta, Jesús Rodríguez Campoy, aunque no descartó la posibilidad de que funcionarios estén involucrados, aseguró que actuaron conforme a los protocolos.

Según la Fiscalía de Jalisco, la madrugada del lunes pasado, Jesús Alfredo Guzmán Salazar, y 15 personas más, se encontraba festejando en el restaurante La Leche en la zona turística de Puerto Vallarta. A las cero horas con 53 minutos irrumpieron en el restaurante siete sujetos armados y se dirigieron a la mesa donde se encontraba Jesús Alfredo Guzmán Salazar. Lo sometieron y también a cinco de sus amigos y empezaron a sacar de uno por uno a las cinco personas que fueron privadas ilegalmente de su libertad.

Según Rodríguez Campoy en cuanto se tuvo el reporte de que personas armadas estaban en el restaurante La Leche, la policía municipal se trasladó al lugar. “La patrulla que se aproximó era la que estaba aquí en la zona del Pitillal era la más cercana, lo que se hizo del traslado; ahí están los registros y apuntado todo. Como a los tres, cuatro minutos que llegamos nosotros también arribó la del Mando Único y ya después la policía investigadora y ya en conjunto estuvieron trabajando”.

Mientras tanto, a cuatro días del secuestro nada se sabe de los seis secuestrados ni de sus captores.

La pista más reciente que se investiga es la posible vinculación que pueda tener el secuestro con la aparición de seis cadáveres en Jalisco. Los seis cuerpos presentaron disparos y otras huellas de violencia. Fuentes oficiales informaron que los encontraron en dos municipios de la zona metropolitana de Guadalajara, Tonalá y Tlajomulco de Zúñiga.

Los cuerpos fueron trasladados al Servicio Médico Forense para realizar las autopsias de ley. Ninguna de las personas encontradas ha sido identificada.

A través de redes sociales, la Fiscalía estatal indicó que por el momento no se puede vincular a los cuerpos con las seis víctimas del secuestro el lunes en el balneario de Puerto Vallarta, entre ellas Jesús Alfredo Guzmán, hijo del capo Joaquín “el Chapo” Guzmán, atribuido al Cártel Jalisco Nueva Generación.

Artículo original aquí

TE RECOMENDAMOS