La Corte Suprema rechaza abordar caso de baños para personas transgénero

Por Matthew Vadum
17 de Enero de 2024 11:40 AM Actualizado: 17 de Enero de 2024 11:40 AM

La Corte Suprema no considerará si una escuela secundaria de Indiana estaba obligada a permitir que una niña transgénero usara el baño de varones.

La sentencia se produce después de que la Corte de Apelaciones del 7º Circuito de EE. UU. confirmara el año pasado la orden judicial de una corte inferior que permitía a los alumnos transgénero utilizar los baños que correspondieran a su identidad de género declarada.

La decisión de no implicarse en el caso significa que las demandas pendientes continuarán en todo Estados Unidos y jueces que podrían llegar a conclusiones diferentes.

El gobierno de Biden sostiene que el Título IX de la Ley de Enmiendas a la Educación de 1972, una ley federal que prohíbe la discriminación en la educación en base al sexo, protege a los estudiantes transgénero de la discriminación relacionada con su supuesta identidad de género.

La directiva ha sido impugnada en demandas relacionadas con los deportes escolares y el acceso a los baños. El año pasado, el gobierno de Biden cambió de opinión y presentó una nueva propuesta de norma que permitiría algunas restricciones basadas en el sexo en los deportes escolares y universitarios.

La Corte Suprema denegó la petición de certiorari, o revisión, en el caso Distrito Escolar Metropolitano de Martinsville contra A.C., en una sentencia sin firma del 16 de enero. Ningún juez disintió. El tribunal no explicó su decisión. Al menos cuatro de los nueve jueces deben votar a favor de una petición para que un caso avance a la etapa de argumentación oral.

A.C., que nació mujer pero ahora se identifica como hombre, se graduó en la John R. Wooden Middle School de Martinsville (Indiana) y ahora cursa la preparatoria. Un tribunal inferior señaló que A.C. empezó a identificarse como varón a los 8 años, utilizaba pronombres masculinos, empezó a llevar un corte de cabello masculino y vestía ropa de hombre.

La falta de claridad en los términos ha enturbiado la cuestión en los últimos años, ya que los conceptos de sexo e identidad sexual, o género —una idea política y científicamente controvertida cuya definición no tiene consenso universal— se han vuelto difíciles de separar. A pesar de los distintos significados de ambas palabras, muchas instituciones y personas utilizan “género” para referirse al sexo biológico, incluso en formularios y documentos que hay que rellenar.

El distrito escolar había instado a la Corte Suprema a que accediera a su petición de aceptar el caso para que el tribunal pudiera resolver una división “retrógrada y arraigada” entre los tribunales federales de apelación, según su petición.

“En los últimos años, las escuelas de todo el país se han enfrentado a una difícil decisión sobre la que las costumbres y opiniones locales varían ampliamente: si determinar el acceso a espacios tradicionalmente separados por sexo, como baños y vestuarios, basándose en el sexo biológico o en cómo se identifican los estudiantes”, dice el documento. “Los tribunales federales han demostrado estar tan divididos como los consejos escolares locales. Algunos, como el Séptimo Circuito en la decisión a continuación, han llegado a la conclusión de que el Título IX y la Cláusula de Igual Protección [de la Constitución de EE. UU.] dictan una única respuesta a nivel nacional a esta pregunta e impiden a las jurisdicciones locales mantener las políticas tradicionales que determinan el acceso en función del sexo biológico”.

“Otros han llegado a la conclusión de que los consejos escolares locales conservan una discreción sustancial para diseñar políticas que respondan a las preferencias locales, incluyendo, por ejemplo, la adopción de políticas diferentes para las escuelas primarias y secundarias”.

El 11º Circuito determinó que ni el Título XI ni la Cláusula de Igual Protección impiden a las escuelas mantener baños separados para los dos sexos.

Pero los Circuitos 4º y 7º sostuvieron lo contrario, al considerar que tanto el Título XI como la Cláusula de Igual Protección impiden que las escuelas nieguen a los alumnos el acceso a los baños correspondientes a su identidad de género, según la petición.

A.C. argumentó en un escrito presentado en diciembre de 2023 que el caso era irrelevante porque se graduó de la escuela secundaria y ya “no tiene ningún futuro interés en la política de esa escuela, y esta corte carece de jurisdicción para revisarla”.

A.C. también argumentó que sería “prematuro conceder la revisión sin más filtración en los tribunales inferiores porque una regulación crítica está bajo revisión”.

“Con respecto al Título IX, el único desacuerdo en los circuitos se refiere al significado de una regulación del Departamento de Educación que pronto será modificada y que permite a las escuelas proporcionar ‘instalaciones sanitarias … separadas en función del sexo'”.

Otros casos sobre personas transgénero

La Corte Suprema ha emitido varias sentencias en casos de personas transgénero en los últimos años.

La corte sostuvo 6-3 en 2020 que los empleados no pueden ser despedidos de sus puestos de trabajo debido a su orientación sexual o identidad de género.

La histórica sentencia en el caso Bostock contra el condado de Clayton amplió el significado de la expresión “en base al sexo” que aparece en las disposiciones contra la discriminación de la Ley de Derechos Civiles de 1964.

La Corte Suprema ha evitado otros casos relacionados con jóvenes transgénero.

En el caso del Consejo Escolar del Condado de Gloucester contra Grimm en 2021, el tribunal rechazó un caso de Virginia sobre la obligación de los estudiantes de utilizar el baño que corresponde a su sexo después de que una corte inferior determinara que la política era inconstitucional.

La estudiante, Gavin Grimm, nació mujer pero empezó a identificarse como varón. Desde entonces se ha graduado de la preparatoria y ahora es activista en California.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.