Luego de 20 años de persecución, el mundo está “finalmente despertando”

El mitin de Falun Dafa en el Capitolio marca el 20 aniversario de la persecución
Por Gary Feuerberg
21 de Julio de 2019 Actualizado: 21 de Julio de 2019

WASHINGTON–Este jueves 20 de julio, practicantes y simpatizantes de Falun Dafa, también conocido como Falun Gong, conmemoraron el 20º aniversario en que el Partido Comunista Chino (PCCh) lanzó una brutal represión contra la práctica espiritual el 20 de julio de 1999. Este año, los manifestantes se conmovieron por un incremento de la concientización mundial sobre la persecución. así como el deseo de tomar acción por la terrible situación de derechos humanos en China.

Alrededor de 1000 manifestantes se reunieron en el West Lawn, adyacente al edificio del Capitolio, al mediodía del 18 de julio, para escuchar los discursos de dos miembros del Congreso, una comisionada de los Estados Unidos y varias ONG afiliadas a los derechos humanos y la fe.

El anfitrión de la manifestación, el Director Ejecutivo de Friends of Falun Gong Alan Adler, empezó con un tono optimista: “Ya en los últimos seis meses, hemos visto una atención sin precedentes sobre la situación de los derechos humanos en China. Los principales medios de comunicación y el público estadounidense finalmente se están dando cuenta de la seriedad en la que el mundo permite que el PCCh florezca”.

Si bien la persecución de las minorías religiosas en China no es nada nuevo, este año la paciencia por sus delitos cometidos se está agotando y el deseo de actuar es mucho más fuerte. La exposición de la represión y el asesinato injustificado de los practicantes de Falun Dafa está dando una nueva mirada al estado de China y su comportamiento criminal.

Alan Adler, director ejecutivo de Friends of Falun Gong, habla en un mitin que conmemora el vigésimo aniversario de la persecución a Falun Dafa en China, en el jardín oeste del Capitol Hill en Washington el 18 de julio de 2019. (Samira Bouaou/La Gran Época)

Al mismo tiempo que se desarrollaba la manifestación, el Secretario de Estado, Mike Pompeo, dijo en la Segunda Reunión Ministerial del Departamento de Estado para Promover la Libertad Religiosa: “Todos en esta sala también saben que los fieles chinos necesitan nuestro apoyo. En septiembre del año pasado, Chen Huixia, miembro de Falun Gong, fue condenado a tres años y medio de prisión simplemente por practicar su fe”.

Los practicantes de Falun Dafa participan en un mitin que conmemora el vigésimo aniversario de la persecución a Falun Dafa en China, en el West Lawn de Capitol Hill el 18 de julio de 2019. (Samira Bouaou/La Gran Época)

El día anterior, Yuhua Zhang se reunió con el presidente Trump en la oficina de Oval junto con 27 sobrevivientes de la persecución religiosa y le contó de que su esposo está encarcelado en China por practicar Falun Dafa. Zhang también es practicante y fue perseguida en el pasado. Esta es la primera vez que el presidente Trump se reúne oficialmente en la Casa Blanca con un practicante de Falun Dafa que ha sido perseguido por el PCCh. El presidente preguntó dónde estaba encarcelado su marido y ella respondió que estaba recluido en la prisión de Suzhou, en la provincia de Jiangsu. También dijo que los miembros de Falun Dafa han sido sometidos a sustracción forzada de órganos.

“Deberíamos tomar medidas”, dijo Zhang al presidente. “Las palabras no funcionan. ¿Cómo se toman las medidas contra el régimen comunista chino?”, según el informe de The Christian Post del 19 de julio.

El sentimiento de acción de Zhang también está ocurriendo en la China comunista. El Dr. Wang Zhiyuan, presidente de la Organización Mundial para Investigar la Persecución a Falun Dafa, dijo: “El movimiento del público general chino contra la persecución [de Falun Dafa] ha comenzado”. Pidió presentar la evidencia de su culpabilidad.

David Kilgour, exsecretario de Estado canadiense (Asia-Pacífico), también habló de la importancia de la evidencia y la investigación independiente para exponer el asesinato en masa de inocentes y el encubrimiento.

Kilgour, junto con el abogado de derechos humanos David Matas, ha estado involucrado en la investigación de la sustracción de órganos en China durante los años y escribió “Cosecha sangrienta” (2009, luego de un informe del mismo nombre publicado en 2006).

Dijo: “El régimen chino no tiene respuestas objetivas creíbles al trabajo de los investigadores ​​independientes”. Desafortunadamente, los profesionales de trasplantes de órganos en Occidente han aceptado en gran medida la propaganda del PCCh, dijo. Expresó la necesidad de estar dispuesto a enfrentar la verdad sobre la sustracción de los órganos y el asesinato de inocentes a manos de estos profesionales.

David Kilgour, ex secretario de Estado canadiense (Asia-Pacífico), habla en un mitin que conmemora el vigésimo aniversario de la persecución a Falun Dafa en China, en el jardín oeste de Capitol Hill en Washington el 18 de julio de 2019. (Samira Bouaou/La Gran Época)

Miembros del Congreso de EE.UU. apoyan a Falun Dafa

La congresista demócrata Sheila Jackson Lee dio un discurso entusiasta a los manifestantes en medio de uno de los días más calurosos en Washington. Lee, quien es miembro de la Comisión de Derechos Humanos Tom Lantos y de la Comisión de Helsinki, se emocionó con las fotos de las víctimas de la persecución que muchos manifestantes sostuvieron frente al podio. Ella dijo que debemos defenderlos, “honrarlos y luchar” por ellos. “Creo que debe haber una respuesta para aquellas personas que mueren o [están] desaparecidas solo por lo su creencia. ¡Veinte años es demasiado tiempo! Debemos detener los crímenes contra personas decentes y amorosas”, dijo.

La congresista demócrata Sheila Jackson Lee, habla en un mitin que conmemora el vigésimo aniversario de la persecución a Falun Dafa en China, en el jardín oeste de Capitol Hill en Washington el 18 de julio de 2019. (Samira Bouaou/La Gran Época)

Otro miembro del Congreso que dedica mucho tiempo al fortalecimiento de los derechos humanos y defensor de Falun Dafa desde hace mucho tiempo es el congresista republicano, Steve Chabot, quien dijo: “El Partido Comunista Chino es verdaderamente salvaje. Encarcelamiento ilícito, reeducación: lavado de cerebro, que realmente tortura, y la sustracción forzada de órganos… Ahora están haciendo lo mismo con los uigures en Xinjiang. Tales tácticas no tienen lugar en una sociedad civilizada”.

Un estado de ánimo optimista en el mitin

Sobre la marcha anual se encontraba la Segunda Conferencia Ministerial del Departamento de Estado, que se llevó a cabo durante la semana. Fue el mayor evento de libertad de religión en el mundo. También se produjeron varios eventos paralelos a la Ministerial. Estas reuniones y conferencias de prensa animaron a los manifestantes y oradores en el mitin, que a menudo citaban las conclusiones de los informes. Uno de ellos fue el “Informe de investigación y análisis de hechos de 2019” del Centro de Investigación de Sustracción de Órganos en China (COHRC), que celebró una conferencia de prensa tres días antes del mitin.

Una practicante de Falun Dafa participa en un mitin que conmemora el vigésimo aniversario de la persecución a Falun Dafa en China, en el jardín oeste del Capitol Hill en Washington el 18 de julio de 2019. (Samira Bouaou/La Gran Época)

“A diferencia de las operaciones de tráfico de órganos en el mercado negro en otras partes del mundo, el asesinato a pedido de presos de conciencia para obtener órganos en China es impulsado por el estado, se ejecuta a escala industrial y es llevado a cabo por instituciones militares y civiles”, declaró Comunicado de prensa de COHRC el 15 de julio.

Uno de los participantes en esta conferencia de prensa fue ETAC, o Coalición Internacional para Acabar con el Abuso de Trasplantes en China. ETAC celebró un tribunal popular en Londres que escuchó testimonios sobre la sustracción de órganos en China. Estimados analistas legales escucharon el testimonio de 15 testigos de Falun Dafa junto con expertos e investigadores. Apodado el Tribunal de China, presentó sus dos principales conclusiones el 17 de junio.

La primera conclusión decía: “La sustracción forzada de órganos se ha cometido durante años en toda China en una escala significativa y los practicantes de Falun Gong han sido una fuente de suministro de órganos, y probablemente la principal”.

Benedict Rogers, activista de derechos del Reino Unido y Líder del Equipo de Asia Oriental en Christian Solidarity Worldwide, una organización sin fines de lucro, habla en un mitin que conmemora el vigésimo aniversario de la persecución a Falun Dafa en China, en el jardín oeste del Capitol Hill en Washington el 18 de julio de 2019. (Samira Bouaou/La Gran Época)

Tratar a China como un “Estado criminal”

Benedict Rogers, quien es el líder del equipo de Asia Oriental para el Christian Solidarity Worldwide, habló sobre la segunda conclusión. Rogers dijo que también forma parte del consejo asesor de ETAC y participó en las discusiones del Tribunal. Afirmó en sus propias palabras la segunda conclusión: “Cualquiera que se encuentre a la luz de la evidencia… encontrada, cualquier persona que interactúe con el Estado de China, no China como país y no China como pueblo, sino China como Estado del Partido Comunista, debe tener en cuenta que está interactuando y comprometiéndose con un estado criminal”. Agregó que “esa palabra debe ir por todo el mundo. Es hora de hacer frente al Partido Comunista Chino”.

Practicantes de Falun Dafa sostienen fotos de practicantes asesinados por el Partido Comunista Chino por su fe y creencia en Falun Dafa, en un mitin que conmemora el vigésimo aniversario de la persecución a Falun Dafa en China, en el jardín oeste del Capitol Hill en Washington el 18 de julio de 2019. (Samira Bouaou/La Gran Época)

“Hago un llamado a los gobiernos de todo el mundo para que tomen en serio ese informe [de ETAC] y lo pongan en práctica”.

El Tribunal y su sentencia tuvieron un profundo efecto global. Adler notó que la atención de los medios sobre la sustracción de órganos “alcanzó niveles sin precedentes”, y los medios de comunicación publicaron al menos 100 informes.

Por su trabajo en la organización del Tribunal, Adler otorgó a ETAC en nombre de Friends of Falun Gong, como el ganador del Segundo Premio Anual de Derechos Humanos.

Dede Laugesen, Directora Ejecutiva de Save the Persecuted Christians, habla en un mitin que conmemora el vigésimo aniversario de la persecución a Falun Dafa en China, en el jardín oeste del Capitol Hill en Washington el 18 de julio de 2019. (Samira Bouaou/La Gran Época)

Otra acción tomada para derrotar al PCCh fue planteada por la Directora Ejecutiva de Save the Persecuted Christians, Dede Laugesen, quien habló de una carta firmada por líderes religiosos que exhorta a las firmas de abogados estadounidenses que están realizando lobbies a favor de los regímenes malvados, incluido China continental, para que renuncien a su esfuerzo. Ella dijo que tales lobbies no deberían ser legitimados.

“Hasta que China ya no sea comunista”

Todos los oradores en el mitin pidieron al estado chino que cese su supresión hacia Falun Dafa y permita que los miembros practiquen libremente y sin miedo. El director ejecutivo del Victims of Communism Memorial Foundation, Marion Smith, dio un paso más. Dijo que la situación de supresión religiosa nunca será tolerable “hasta que China ya no sea comunista”, afirmando que mientras el Partido tenga el poder, “el pueblo chino vivirá en la tiranía” y Falun Dafa no podrá practicar en libertad.

Marion Smith, director ejecutivo del Victims of Communism Memorial Foundation, habla en un mitin que conmemora el vigésimo aniversario de la persecución a Falun Dafa en China, en el jardín oeste del Capitolio en Washington el 18 de julio de 2019. (Samira Bouaou/La Gran Época)

Smith citó al Tribunal de China que concluyó lo que dijo que los practicantes ya sabían que el Partido Comunista los asesina y sustrae sus órganos. Dijo que esta era una “industria masiva” supervisada por el estado. “Este espantoso sistema funciona día y noche, y reclama a decenas de miles de víctimas cada año”. Y demuestra que el régimen en Beijing no solo es cruel sino también malvado.

En el mismo sentido, el comentarista de Falun Dafa, Wang Youqun, habló sobre el legado del PCCh de matar a más de 80 millones de chinos. Dijo que el desarrollo de la sustracción de  órganos de practicantes de Falun Dafa vivos a gran escala constituye un “crimen horrible”. Él culpó a la destrucción de la cultura tradicional por parte del PCCh. “Su objetivo final es convertir a los descendientes de la tierra divina de China en marxistas que siguen la deshonestidad, la maldad y la violencia, y cometen todo tipo de atropellos en el país y en el extranjero, que a su vez destruirán a toda la nación china”, dijo.

Rong Yi, presidente del Tuidang Center, habla en un mitin que conmemora el vigésimo aniversario de la persecución a Falun Dafa en China, en el jardín oeste del Capitol Hill en Washington el 18 de julio de 2019. (Samira Bouaou/La Gran Época)

El objetivo del movimiento Tuidang es lograr un final pacífico para el PCCh, dijo Yi Rong, presidente del Centro Tuidang. Su organización proporciona un mecanismo para que las personas se retiren del Partido Comunista y sus organizaciones afiliadas. Yi informó que 337 millones habían renunciado. Casi todos los oficiales del PCCh saben que el régimen comunista chino está colapsando, y muchos están enviando a sus familias y dinero al extranjero, dijo.

Las ONG’s se solidarizan con Falun Dafa

Las sinceras palabras de los portavoces de las muchas ONG que prepararon comentarios fueron bien recibidas y se alinearon bien con el tono del mitin.

Laugesen dijo: “Estamos unidos como individuos que rechazan los regímenes malvados que buscan silenciar la voz”.

Suzanne Scholte, presidenta de la Fundación del Foro de Defensa, dijo: “El gobierno y la comunidad internacional han tardado demasiado en responder a las graves violaciones de los derechos humanos que el PCCh está cometiendo contra Falun Gong todos los días y a todos los que sufren bajo la tiranía del PCCh”. Cuando completó sus comentarios, ofreció un verso que proporciona consuelo del Creador a quienes se comprometen en el trabajo de derechos humanos y se niegan a guardar silencio cuando vemos el mal.

Linda Lagemann, Comisionada de la Comisión de Ciudadanos por los Derechos Humanos, habla en un mitin que conmemora el vigésimo aniversario de la persecución a Falun Dafa en China, en el jardín oeste del Capitolio en Washington el 18 de julio de 2019. (Samira Bouaou/La Gran Época)

La Dra. Linda Lagemann, quien es parte de la Comisión de Ciudadanos por los Derechos Humanos, se especializa en el papel que juega la tortura psicológica y psiquiátrica en la campaña para erradicar Falun Dafa. “[Las] atrocidades inconcebibles no podrían ocurrir sin la participación íntima de la psiquiatría”. Esto significa que hay psicólogos y psiquiatras detrás de la tortura que deben rendir cuentas.

“[Los practicantes] son inyectados a la fuerza con drogas psicotrópicas, reciben enormes cantidades de electrochoques a través de agujas de acupuntura, soportan la privación forzada del sueño y son amarrados por largos períodos de tiempo. La coerción psicológica y las drogas psiquiátricas se utilizan para debilitar y obligar a los practicantes de Falun Gong a retractarse de Falun Gong”, escribió la Dra. Lagemann a La Gran Época por correo electrónico.

Gayle Manchin, vicepresidenta de la Comisión de los Estados Unidos para la Libertad Religiosa Internacional, habla en un mitin que conmemora el vigésimo aniversario de la persecución a Falun Dafa en China, en el jardín oeste del Capitolio en Washington el 18 de julio de 2019. (Samira Bouaou/La Gran Época)

Gayle Manchin, vicepresidenta de la Comisión de los Estados Unidos para la Libertad Religiosa Internacional (USCIRF), dijo: “La USCIRF pide al Departamento de Estado de los EE.UU. que utilice su autoridad en la máxima medida para sancionar a los funcionarios y agencias chinas responsables de las violaciones de la libertad religiosa”. La Directora de Defensa de Freedom House, Annie Boyajian, instó al gobierno de los Estados Unidos a “imponer sanciones globales de Magnitsky a los funcionarios chinos involucrados en la represión y los abusos de los derechos humanos en China, incluidos aquellos que persiguen a los practicantes de Falun Gong”.

La USCIRF es una comisión del gobierno de los Estados Unidos, cuyos comisionados son nombrados por el presidente y el Congreso. Freedom House es una reconocida ONG independiente que recibe fondos del gobierno de los Estados Unidos. Investiga y defiende la democracia y los derechos humanos.

Wendy Wright, presidenta de Christian Freedom International, le da la mano a Alan Adler, presidente de Friends of Falun Gong en un mitin que conmemora el vigésimo aniversario de la persecución de Falun Dafa en China, en el jardín oeste de Capitol Hill en Washington el 18 de julio. 2019. (Samira Bouaou/La Gran Época)

Wendy Wright, presidenta de Christian Freedom International, busca criminalizar a todos los que están involucrados de alguna manera en la sustracción forzada de órganos. No solo los médicos y el personal del hospital son criminales, dijo, sino que también lo es cualquier persona involucrada, aunque sea indirecta. Los que vienen de otros países para obtener un nuevo órgano significa que “los agentes de viajes, los corredores, el turismo médico y toda una red” deben rendir cuentas, dijo.

Faith McDonnell, directora de programas de libertad religiosa en el Instituto de Religión y Democracia habla en un mitin que conmemora el vigésimo aniversario de la persecución a Falun Dafa en China, en el West Lawn de Capitol Hill en Washington el 18 de julio de 2019. (Samira Bouaou/La Gran Época)

Faith McDonnell, directora de Programas de Libertad Religiosa en el Instituto de Religión y Democracia, habló sobre los informes recientes de China que proporcionan “una evidencia innegable” de la “sustracción de órganos de las personas mientras aún están vivas, el mal que el gobierno comunista chino ha perpetrado”. contra Falun Gong “. Agradeció a Falun Dafa y a los manifestantes a los que hablaba por ser” testigos de la verdad cuando la gente se burlaba de la idea de que había una sustracción de órganos”.

Una niña participa en un mitin que conmemora el vigésimo aniversario de la persecución a Falun Dafa en China, en el West Lawn de Capitol Hill el 18 de julio de 2019. (Samira Bouaou/La Gran Época)

Desde el 20 de julio de 1999 el comunismo chino lucha por eliminar 100 millones de personas

TE RECOMENDAMOS