Médico de Texas advierte a Florida y a otros: federales podrían racionar los anticuerpos monoclonales

Por Jannis Falkenstern
08 de Septiembre de 2021
Actualizado: 08 de Septiembre de 2021

PUNTA GORDA, Florida—Las noticias sobre la terapia de anticuerpos monoclonales se están extendiendo tan rápido como el virus de la COVID-19 en Florida, pero un médico de Texas advierte de los planes del gobierno federal para “racionar” el tratamiento, especialmente en los estados con bajas tasas de vacunación.

El martes, el gobernador de Florida, Ron DeSantis, abrió otro centro de infusión en St. Cloud, convirtiéndose en el centro número 23 del estado. Hasta ahora se han administrado más de 63,000 dosis del tratamiento a los floridanos.

Sin embargo, un nuevo protocolo de pedidos del Departamento de Salud y Servicios Humanos tiene a un médico de Texas preguntándose por qué el gobierno federal querría racionar los tratamientos.

Jim Jackson, un especialista en atención urgente de Houston, acudió recientemente a Twitter para expresar su preocupación por la injerencia del gobierno federal en los pedidos de Regeneron, el fabricante de los anticuerpos monoclonales. Jackson pide su suministro a través de Amerisource, una filial de Regeneron. Se sorprendió al descubrir que tenía que proporcionar a la empresa otra información además de pedir el producto.

“Esto es lo que pasa cuando el gobierno se mete en las cosas. Antes solo le decía a Amerisource cuántas dosis quería y ellos las enviaban”, dijo Jackson a The Epoch Times. “Ahora tengo que hacer un inventario de toda mi sala de suministros para contar las mascarillas y los guantes”.

Creando burocracia

Jackson dijo que ha notado que desde que el gobernador de Florida ha recibido mucha atención de los medios de comunicación por sus sitios patrocinados por el estado, el gobierno federal ha intervenido y ha creado mucha “burocracia” donde antes no la había. La semana pasada, el médico acudió a Twitter y descargó su frustración.

“Así que ahora el gobierno se involucra en la distribución de anticuerpos monoclonales”, dijo Jackson en un tuit. “Antes podía pedir la cantidad que necesitáramos y me la enviaban al día siguiente por vía aérea. Ahora una comisión gubernamental decidirá cuándo, y si podré conseguir para mis pacientes, y qué cantidad”.

La página web del Departamento de Salud y Servicios Humanos actualizó su proceso de pedido de anticuerpos monoclonales (mAb) contra la COVID-19 el 3 de septiembre.

La declaración indicaba que el departamento había registrado un “aumento en la utilización de medicamentos de anticuerpos monoclonales” y que había implementado cambios para “ayudar a promover un uso óptimo y equitativo del suministro disponible”.

El uso de la palabra “equitativo” fue lo que molestó a Jackson.

“Esta palabra me sugiere que [el gobierno federal] está tratando de manipular la distribución [y enviarlos] a quienes creen que deben recibir esto”, dijo Jackson. “Creo que desviarán las dosis de los estados poco vacunados, como Texas y Florida”.

El HHS, bajo el nuevo proceso de pedido, limita los pedidos inmediatos y solo enviará a los centros de administración con cuentas HHSProtect y con informes de utilización actuales. Además, el HHS revisará todos los pedidos para que se ajusten a la utilización, actualmente estimada en un 70 por ciento de los pedidos. Aunque el departamento dice que las medidas son temporales y que continuará “supervisando las tasas de utilización de los productos, la prevalencia de las variantes y la disponibilidad general de los mAb” para determinar cuándo volverán al “proceso de pedido original”.

Jackson hizo un pedido el lunes y dijo que el sitio no era “fácil de usar” y le preocupa que las clínicas de salud como la suya simplemente “se den por vencidas” debido al largo proceso que lleva pedir el producto.

“Me llevó casi dos horas navegar por el formulario”, dijo Jackson. “Es muy complejo y casi me rindo”.

Jackson dijo que espera que esto no disuada a otros médicos a la hora de conseguir los tratamientos para los pacientes que los necesitan y dijo que el formulario estaba “orientado a los datos”.

“Creo que el formulario estaba orientado más a los hospitales por las preguntas que hacían”, dijo. “Buscan datos, lo entiendo, pero la extensión del formulario era compleja y tuve que hacer un inventario de mi sala de suministros solo para responder a las preguntas. Querían saber cuántas camas de hospital tenía. Soy una consulta médica, no un hospital”.

Jackson encargó 48 tratamientos el lunes, y dijo que normalmente Amerisource los envía al día siguiente por vía aérea, pero se pregunta si el nuevo formulario exigido por el gobierno ralentizará el proceso y retrasará el tratamiento de sus pacientes.

“Por delante de la curva”

Jackson elogió al gobernador de Florida y dijo que, gracias a sus esfuerzos, puso a Florida “por delante de la curva”.

“Los tejanos todavía no los conocen (los anticuerpos monoclonales)”, dijo. “No se ha informado ampliamente; es un tratamiento que salva vidas”.

“Hoy estimo que por cada 10 pacientes, nueve de ellos eran positivos por COVID o estaban preocupados de tener el virus”, dijo. “La mayoría de los pacientes —más de la mitad— nunca ha oído hablar de los monoclonales”.

Actualmente, Florida está utilizando el tratamiento de anticuerpos monoclonales de Regeneron. El tratamiento de Regeneron, llamado REGN-COV2, es una combinación de dos tipos de anticuerpos monoclonales. Los anticuerpos monoclonales actúan dirigiéndose a la proteína de la espícula del coronavirus, bloqueando la entrada del virus en las células del cuerpo y evitando que la infección se propague, según la página web de Salud y Servicios Humanos.

Desde agosto, DeSantis ha introducido los centros de infusión de Regeneron para que los pacientes positivos por COVID busquen tratamiento. El martes, DeSantis abrió otro centro de anticuerpos monoclonales que había señalado como área de necesidad. Está previsto que se abran más esta semana. El gobernador dijo que, a medida que pase el tiempo, los sitios tendrán que ser “ajustados a medida que la necesidad de los tratamientos” aumente o disminuya.

“El estado de Florida está trabajando para asegurar que todos los sitios de tratamiento de anticuerpos monoclonales tengan un suministro adecuado para satisfacer las necesidades de nuestras comunidades”, dijo Christina Pushaw, secretaria de Prensa de DeSantis. “En este momento, los sitios tienen un suministro suficiente, y el DOH continuará monitoreando esto de cerca”.

La eficacia de Regeneron

En enero de 2021, en el marco de la operación Warp Speed, se llegó a un acuerdo entre Regeneron y el gobierno de EE. UU., y se compraron 1.25 millones de dosis adicionales del cóctel de anticuerpos monoclonales, con lo que el suministro total asciende a 1.5 millones que se entregarán antes del 30 de junio de 2021.

Los tratamientos, que el gobierno federal paga y pone a disposición de los pacientes de forma gratuita, han demostrado que reducen drásticamente las hospitalizaciones y las muertes cuando se administran a los pacientes en un plazo de 10 días desde que experimentan los síntomas, mediante infusión intravenosa o inyecciones. Ese es el plazo en el que se ha demostrado que reducen las tasas de hospitalización y muerte en aproximadamente un 70 por ciento, según DeSantis, que dice haber “investigado y leído mucho los datos” sobre el virus y las opciones de tratamiento.

En la actualidad, el gobernador informa de que las tasas de ingreso hospitalario han disminuido, lo que indica que las vacunas junto con los tratamientos monoclonales han desempeñado un papel en esta reducción.

“El COVID no va a desaparecer”, dijo DeSantis en la conferencia de prensa. “Solo tenemos que aprender a vivir con él; todavía estamos lidiando con la gripe de 1918, así que sé que esto también resistirá”.

Tammy Allen, portavoz de Regeneron, dijo que ha visto una demanda no solo de Florida, sino también de otros estados.

“Hemos visto un aumento de la demanda en las últimas semanas”, dijo en una declaración escrita a The Epoch Times. “Se encuentran en su mayoría en el sureste: Florida, Texas, Luisiana, Misisipi y Alabama”.

Allen no disponía de los datos sobre cuántas dosis se distribuyeron en cada estado, pero dijo que el producto que se ha distribuido tiene una “vida útil y fecha de caducidad de 2023”.

En la conferencia de prensa del martes, el gobernador de Florida promocionó la vacuna pero dijo que podría tardar hasta seis semanas en proporcionar una protección completa.

“Los tratamientos con anticuerpos pueden administrarse a pacientes que ya están enfermos, con un efecto más inmediato”, dijo DeSantis.

El gobierno federal ha estado distribuyendo medicamentos de anticuerpos monoclonales a los estados desde el invierno pasado, pero los tratamientos fueron infrautilizados debido a la falta de concienciación por parte de los médicos, el escaso interés del público y la logística de habilitar zonas para administrarlos a los pacientes mediante infusión intravenosa. Pero DeSantis tenía otras ideas y lanzó un programa piloto de monoclonales en Jacksonville. Debido a su popularidad y a su índice de éxito, se abrieron más centros y ahora el gobernador y su equipo se acercan al objetivo de 32 centros.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS