Mercurio pasará el próximo lunes entre la Tierra y el Sol

04 de Mayo de 2016 Actualizado: 04 de Mayo de 2016

Mercurio aparecerá el próximo lunes 9 de mayo como un pequeño disco negro desplazándose por delante del Sol, pero para verlo se necesitará contar con instrumentos astronómicos.

El fenómeno comenzará a las 11H12 GMT y terminará a las 18H42 GMT. La hora podrá variar ligeramente dependiendo del lugar pero aproximadamente durará siete horas y media.

Pascal Descamps, astrónomo del Observatorio de París explicó a la AFP que visualmente “Mercurio dará la impresión de morder uno de los bordes del Sol, después lo atravesará muy lentamente antes de salir por el otro lado”. Y aseguró que es un fenómeno “raro porque exige un alineamiento casi perfecto del Sol, Mercurio y la Tierra”.

Mercurio es el planeta más pequeño del Sistema Solar, su diámetro es de 4.780 kilómetros pero es el más cercano al Sol, se encuentra a una distancia media de 58 millones de kilómetros de él y tarda 88 días en dar la vuelta al astro.

Los expertos aseguran que cada 116 días Mercurio pasa entre la Tierra y el Sol, pero por la inclinación de su órbita alrededor del astro respecto a la órbita terrestre, nos parece que se encuentra o por encima o por debajo del Sol la mayor parte del tiempo. Por ese motivo el tránsito de este planeta por delante del Sol es poco frecuente: hay 13 o 14 cada siglo.

El último tuvo lugar hace diez años. Los próximos se producirán en noviembre de 2019, noviembre de 2032 y mayo de 2049.

Tomar precauciones

El tránsito de Mercurio por delante del Sol podrá apreciarse mejor en el oeste y el norte de Europa, el oeste de África del Norte, África Occidental, Canadá, el este de Norteamérica y una gran parte de América Latina siempre y cuando las condiciones meteorológicas sean favorables.

De todas maneras los astrónomos piden prudencia y que se respeten las normas de seguridad, ya que observar el sol directamente sin medidas de protección peude provocar lesiones ocualres irremediables. Y explican que para este caso no servirán las gafas especiales para ver exlipses, ya que se necesitará “un instrumento atronómico para agrandar la imagen del sol” teniendo en cuenta que Mercurio es demasiado pequeño.

Una buena alterativa para los aficionados de la astronomía es utilizar gafas y telescopios con filtros solares adecuados para proteger la vista, mientras que para Descamps, “el medio más simple para ver Mercurio sin riesgo será utilizando un ‘solarscope’”, una especie de caja de cartón con un objetivo equipado con una lentilla y un pequeño espejo convexo que observar sin peligro el Sol a través de la proyección de su imagen invertida en una pantalla.

Artículo original aquí

TE RECOMENDAMOS