Muere un hombre electrocutado al dormirse junto al celular que estaba cargando

Por Jesús de León – La Gran Época
03 de Junio de 2019 Actualizado: 04 de Junio de 2019

Un hombre en Tailandia amaneció muerto y las autoridades determinaron que murió electrocutado por su celular mientras dormía.

El hombre, de 22 años, fue encontrado muerto y con el celular en la mano por un miembro de la familia, este lunes por la noche, en la provincia de Nakhon Ratchasima.

El celular del fallecido todavía estaba conectado a la toma de corriente, y la víctima tenía quemaduras en sus manos, según reportó el medio británico Daily Mail.

La autopsia reveló que la víctima había muerto 5 horas antes de que llegara el familiar, dijo el medio británico.

La madre de la víctima comentó que era un “hombre trabajador”, y que desde muy joven viajaba al mercado con ella y con el padre para ayudarlos a vender verduras.

La muerte  de este hombre se produce meses después de que el trabajador de una fábrica en Tailandia se electrocutara mientras cargaba su teléfono y usaba los auriculares al mismo tiempo.

Kritsada Supol, el nombre del fallecido en febrero, fue encontrado muerto sobre su colchón con su dispositivo Samsung conectado a una toma de corriente con un cable de carga.

El dueño de la propiedad visitó la habitación en Chonburi y encontró el cuerpo del joven de 24 años en el colchón con señales de quemaduras alrededor de sus orejas.

Parecía haber estado escuchando música o hablando con alguien, con la sección de micrófono de los auriculares apoyada sobre sus labios, de acuerdo con Daily Mail.

El capitán de la policía Jaleuk Polthong dijo que cree que Kritsada se electrocutó mientras usaba los auriculares y cargaba su teléfono inteligente al mismo tiempo.

Casi ciega por el celular

En abril se conoció de una niña de 4 años en Taildandia que se quedó casi ciega por pasar demasiado tiempo jugando con el celular.

Dachar Nuysticker Chuayduang, el padre, contó en las redes sociales una dolorosa historia sobre lo que le pasó a su hija por utilizaba el celular inteligente por demasiado tiempo, y como esta adicción a la pantalla le trajo unos terribles efectos secundarios.

Comenzó teniendo problemas oculares y a partir de ese momento tuvo que usar anteojos.

Luego su vista se degeneró gradualmente, y a la edad de 4 años la niña tuvo que someterse a una cirugía porque su visión había empeorado. Le diagnosticaron ambliopía.

Los niños pequeños, con el aumento del tiempo que pasan frente a la pantalla, también pueden desarrollar retrasos del habla.

Pueden experimentar asimismo varios problemas físicos, como pérdida o aumento de peso (por la falta de movimiento y mirar fijamente a las pantallas), insomnio, dolores de cabeza, mala nutrición y problemas de vista.

Los niños también pueden llegar a sufrir problemas de salud mental, cambios de comportamiento y depresión.

***

Mira a continuación:

Fue arrollado por un tanque… y sobrevivió

TE RECOMENDAMOS