Operativo captado en cámara parece mostrar precios de esquema de manipulación de votos en Texas

Por Petr Svab
28 de Octubre de 2020
Actualizado: 28 de Octubre de 2020

Una exvoluntaria de campaña del Congreso fue grabada con una cámara oculta diciendo que puede entregar miles de votos por decenas de miles en efectivo. También indicó que ya lo había hecho antes y se jactó de su influencia con los funcionarios electos de Texas que le deben “favores”.

La mujer fue grabada por uno o más reporteros encubiertos de Project Veritas, un periodismo encubierto sin fines de lucro que ha publicado dos videos que detallan su conducta.

En el primer video, que ahora está siendo investigado por el fiscal general de Texas Ken Paxton, se puede ver a la mujer intentando cambiar el voto de un individuo hacia el Partido Demócrata en Texas.

Ella dijo en el video que era “consultora” del candidato republicano al congreso Mauro Garza, pero fue vista en un clip tratando de persuadir a un votante de votar por la lista completa demócrata.

“¡Esto es lo que se llama dar la vuelta a la gente!” fue grabada diciendo, también señalando que “podría ir a la cárcel” por lo que hizo.

Es ilegal bajo la ley de Texas influenciar o ayudar indebidamente a un votante mientras vota.

Veritas identificó a la mujer como Raquel Rodriguez. Garza confirmó que Rachel, o “Raquel”, Rodriguez es su nombre. Dijo que ella se ofreció como voluntaria para su campaña, pero ya no lo hace. The Epoch Times no pudo contactarla para hacer comentarios. Cuando el fundador de Veritas, James O’Keefe, confrontó a la mujer en público con algunas de las grabaciones, ella dijo que no quería hablar y que no violaba ninguna ley.

En el segundo video, se la ve detallando el precio de sus servicios.

El reportero parecía fingir que quería contratar a Rodriguez para conseguir votos para el candidato demócrata al Senado MJ Hegar y el candidato presidencial demócrata Joe Biden.

Dijo que podía entregar “al menos 5000” votos “de todo el condado” por 55,000 dólares en efectivo y que eso contrataría a su “equipo entero”.

El video parece ser de alrededor del 16 de octubre, ya que se escucha a Rodríguez decir que faltaban 16 días para el día de las elecciones.

En otro clip, cuando el reportero le reiteró el trato, ella lo interrumpió:

“Deja de decir eso. Sí, sabemos los números. Ahora me estás poniendo nerviosa”.

Para una elección al consejo de la ciudad, la tarifa por sus servicios, incluyendo a su pareja, sumaría 71,000 dólares durante unos siete meses, dijo.

Dijo que ha estado haciendo lo mismo para otros candidatos, pero sus tarifas subieron.

“Los precios están subiendo solo por el hecho de que tengo más datos. He registrado más gente. Porque, no solo eso, voy a estar más establecida”, dijo. “Estamos hablando de las conexiones que tengo. No solo me estás teniendo a mí, sino también a mis conexiones”.

El candidato republicano al congreso Mauro Garza le pagó primero 5000 dólares al mes, pero luego optó por servicios más completos por 8000 dólares al mes, dijo.

Garza rechazó de su conducta y pidió una investigación.

“No apoyo ni respaldo ningún delito o fraude electoral. Si algún miembro de mi equipo de campaña, pagado o voluntario, se involucra o da la percepción de algún comportamiento negligente o amenaza la integridad del registro de votantes o se involucra en el fraude electoral, será despedido inmediatamente y entregado a la oficina de elecciones del condado y a la policía”, dijo en una declaración enviada por correo electrónico.

“La voluntaria del video de investigación ya no sirve en mi campaña. Espero que esta historia anime a los medios de comunicación y a las autoridades legales a investigar todas las pruebas de fraude y supresión de votantes, ya que ha sido un problema desenfrenado durante décadas en el sur de Texas”.

Pidió “paciencia” a sus partidarios “y una investigación a fondo para asegurar la integridad de nuestras elecciones”.

Rodriguez explicó que a veces opta por favores en lugar de dinero en efectivo por sus servicios.

Renee Yanta, candidata republicana a la Corte de Apelaciones del Cuarto Distrito de Texas, pagó solo $700 por los servicios por los que otros candidatos tuvieron que pagar $3000, dijo Rodriguez.

“¿Qué me debe? Favores”, dijo.

“Tengo un rep [representante] estatal, tengo un [senador] estatal ahora mismo. Estoy diciendo en mi bolsillo. Representante estatal, senador, comisionado, jueces”, dijo. “No he necesitado a ninguno de ellos”.

La campaña de Yanta no respondió a una solicitud de comentarios.

Rodriguez identificó a la aspirante a representante estatal como Liz Campos, la demócrata que se postula para el Distrito 119. Rodriguez dijo que ayudó a Campos a ganar sus primarias, pero que la candidata no podía pagar sus servicios para las elecciones generales. Rodríguez dijo que ella está proporcionando los servicios de todos modos.

“¿Sabes lo que le dije? ‘Te respeto. Me lo vas a deber, ¿ok? Solo recuerda lo que estoy haciendo por ti'”, dijo.

“¿Está de acuerdo con eso?”, preguntó el reportero.

“[Improperio] sí. ¿Quién no lo está? Porque eso normalmente le costaría 6000 dólares”, respondió.

La campaña de Campos no respondió a una solicitud de comentarios.

El senador estatal en cuestión era el republicano Pete Flores, dijo.

La campaña de Flores no respondió a una solicitud de comentarios.

Rodríguez indicó que su trabajo, al menos en algunos casos, era ayudar a elegir a un republicano para un cargo local, pero que los votantes siguieran votando por Biden para presidente.

“Algunos de mis republicanos son presidentes de distrito que no pueden ser conocidos porque podrían ser expulsados, pero quieren ayudar a Biden, y así es como me están ayudando a mí con mis demócratas”, dijo.

“¿Estos republicanos quieren ayudar a Biden también?” interrumpió el reportero.

“Sí. Eso es lo que estoy haciendo. Eso es exactamente por lo que me pagan”, dijo.

Siga a Petr en Twitter: @petrsvab

A continuación

Revelan nombres de los correos de Hunter

TE RECOMENDAMOS