Oso retenido ilegalmente en pequeña jaula oxidada durante 3 años en zoológico obtiene un nuevo hogar

Por Louise Bevan
28 de Diciembre de 2020
Actualizado: 28 de Diciembre de 2020

Un oso pardo de 4 años fue rescatado de una vida de miseria tras las rejas de un zoológico en el norte de Macedonia, que lo mantenía ilegalmente. Ahora está viviendo la vida que se merece en un santuario en Bulgaria.

Los antiguos dueños de Teddy, el oso, lo criaron como mascota en su patio después de que lo encontraran como un cachorro huérfano en la naturaleza. Cuando el osito creció demasiado, su dueño lo entregó al zoológico Shtip, donde el oso pasó tres años solo en una pequeña jaula oxidada, según un comunicado de prensa del grupo internacional de bienestar animal Four Paws.

Después de que los informes de las deplorables condiciones del oso surgieron, Four Paws lanzó una investigación a finales de 2019. Durante una visita in situ, el equipo confirmó que las terribles condiciones de vida del oso estaban afectando gravemente a su salud física y psicológica.

Teddy estaba detenido ilegalmente en malas condiciones en el zoológico de Shtip en el norte de Macedonia. (Cortesía de Hristo Vladev a través de FOUR PAWS)

El equipo también observó un riesgo para su seguridad: la oxidada jaula del oso no era segura, y el público estaría en peligro si escapaba.

Al enterarse de que el zoológico Shtip no tenía licencia para mantenerlo, Four Paws regresó para liberarlo. Estaba destinado a una nueva vida en el montañoso Parque de los Osos Bailarines en el Santuario de Belitsa, Bulgaria Occidental, dirigido conjuntamente con la Fundación Brigitte Bardot y Four Paws.

El equipo de rescate se enfrentó al viaje de 500 kilómetros al norte de Macedonia antes de volver a Bulgaria vía Grecia, con el oso. Fue un traslado transfronterizo complicado, y las cosas se retrasaron debido a las restricciones por la pandemia de Covid-19. Sin embargo, aún así lo lograron.

El 5 de noviembre, Teddy se unió a 21 osos pardos que viven en 12 hectáreas de hábitat apropiado para su especie, muchos de los cuales son antiguos osos bailarines de Bulgaria, Serbia y Albania.

“Recibimos con beneplácito la decisión de la municipalidad de Shtip y las autoridades responsables de poner fin a la permanencia inapropiada de Teddy”, dijo Barbara van Genne, experta en rescate y defensa de animales salvajes de Four Paws, en un comunicado de prensa.

Rescate del oso Teddy del zoológico de Shtip a DBP Belitsa, Bulgaria. (Cortesía de Nake Batev a través de FOUR PAWS)

“Teddy tendrá tiempo para descansar ahora”, continuó Bárbara, añadiendo que el oso tiene los dientes dañados por morder las barras de metal de su jaula e infecciones en sus patas por el sucio suelo de concreto.

“Vivió una vida muy deprimente, sin ningún enriquecimiento ni espacio para moverse”, explicó. “Eso cambiará ahora, y podrá redescubrir su comportamiento natural en nuestro santuario”.

Vacunación y colocación de microchip del oso Teddy. (Cortesía de Hristo Vladev a través de FOUR PAWS)

La propiedad privada sin licencia de osos es actualmente ilegal en el norte de Macedonia, pero debido a la falta de instalaciones apropiadas para los animales salvajes en el país, la ley no se aplica adecuadamente.

El 3 de diciembre, Four Paws publicó una actualización de Teddy en Instagram. “Estamos abrumados de ver cuánta confianza tiene en su nuevo entorno”, escribieron. Al oso juguetón, dijeron, le encanta lanzar su palo largo y jugar con él en su estanque. Además, también le gusta dormir la siesta en su cálida cama de paja.

Los primeros pasos de Teddy en DBP Belitsa, Bulgaria. (Cortesía de FOUR PAWS)

Teddy representa un triunfo en el esfuerzo por mejorar la vida de los osos pardos cautivos. Four Paws tiene en su radar al menos dos osos más que sufren en cautiverio privado en el norte de Macedonia.

El 8 de diciembre, un mes después del rescate de Teddy, Four Paws ayudó a un oso de circo que vivía en una pequeña jaula en un garaje en Ucrania. Jambolina había sido utilizada como artista por el circo durante 11 años, según el Daily Mail.

Los dueños del oso la abandonaron voluntariamente, diciendo que se habían visto obligados a enjaularla ya que el negocio se agotó al inicio de la pandemia.

Durante cuatro días, el equipo de rescate transportó a Jambolina a la reserva de la Tierra de los Osos de Arosa, en Suiza, para descansar y rehabilitarla en un recinto de adaptación. Bárbara explicó: “Mediante la distribución selectiva de alimentos, se acostumbrará al ritmo de la hibernación y esperemos que recupere sus instintos naturales”.

Vea el vídeo:

(Cortesía de FUOR PAWS)

¡Nos encantaría escuchar sus historias! Pueden compartirlas con nosotros en emg.inspired@epochtimes.nyc


Únase a nuestro e Tcanal delegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí

¿Sabía esto?

36 occidentales se reúnen en China para una foto grupal: en 20 segundos llega la policía

Se sentaron a meditar en la principal plaza de Beijing. Su mensaje simple sorprendió a todos y su presencia sin precedentes pronto se convirtió en una noticia internacional.

Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS