Pelosi dice que la Cámara avanzará con un intento de impeachment si Pence no responde

Por Jack Phillips
11 de Enero de 2021
Actualizado: 11 de Enero de 2021

La presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi (D-Calif.), dijo el domingo por la noche que la Cámara avanzará el lunes con una resolución  que pide al vicepresidente Mike Pence que invoque la 25a Enmienda para enjuiciar al presidente, a solo dos semanas de finalizar su mandato.

En una carta a sus colegas, Pelosi dijo que los demócratas de la Cámara de Representantes intentarán aprobar una resolución que insta a Pence a invocar la 25a Enmienda para declarar al presidente Donald Trump “incapaz” de cumplir con sus deberes presidenciales.

Los demócratas le han dado a Pence 24 horas para actuar. Si el vicepresidente se niega a cumplir con las demandas de los demócratas, la Cámara considerará artículos de impeachment sobre el incidente del Capitolio de Estados Unidos. Miembros de los medios de comunicación, algunos legisladores, exfuncionarios y otros críticos han culpado a Trump por presuntamente incitar a los disturbios.

Esto ocurre el mismo día que el representante Hakeem Jeffries (D-N.Y.), el demócrata No. 3 de la Cámara de Representantes, anunció que se presentará una “resolución privilegiada que acusará” a Trump de “incitar a la sedición”.

Jeffries dijo que la introducción de una resolución privilegiada permitirá a la Cámara actuar “rápidamente” para considerar el artículo de impeachment antes del 20 de enero.

Los demócratas de la Cámara de Representantes, después de presentar el artículo, lo “votarán” y lo “enviarán al Senado sin tener que pasar por la tradicional aprobación del Comité Judicial”.

Sin embargo, las posibilidades de los demócratas de obtener una condena en el Senado antes del 20 de enero parecen ser escasas.

El líder de la mayoría del Senado, Mitch McConnell (R-Ky.), envió el viernes una carta a los senadores republicanos sobre cómo el Senado podría legalmente “deshacerse de cualquier artículo de impeachment” propuesto por los demócratas de la Cámara de Representantes contra el presidente Donald Trump antes del 20 de enero.

“El Senado se encuentra actualmente en receso y está celebrando sesiones pro forma cada tres días hasta el 19 de enero. De conformidad con la orden aprobada por unanimidad que establece el receso y estas sesiones pro forma, el Senado no puede gestionar asuntos hasta el 19 de enero”, escribió McConnell en una declaración.

El líder de la mayoría señaló que “sin el consentimiento unánime, el Senado no puede realizar ningún asunto de ningún tipo durante las sesiones pro forma, incluyendo el comenzar a actuar sobre los artículos de impeachment recibidos de la Cámara”.

Si la Cámara hace un juicio a Trump por segunda vez, lo que requiere una mayoría simple de votos, el Senado recibirá un aviso de que la Cámara hizo un impeachment al presidente mientras el Senado está en receso. Según McConnell, los 100 senadores tendrían que estar de acuerdo en realizar “cualquier asunto de cualquier tipo”.

“Suponiendo que no se dé tal consentimiento unánime, lo siguiente se llevaría a cabo bajo las Reglas de Impeachment del Senado cuando el Senado reanude la sesión regular el 19 de enero”, escribió McConnell, y agregó que a menos que tanto la Cámara como el Senado actúen rápidamente, el juicio del Senado no comenzaría hasta “después de que expire el mandato del presidente Trump”.

Pelosi (D-Calif.) dijo a sus colegas demócratas que se prepararan para regresar a Washington DC el 8 de enero, cuando discutió las opciones por teléfono para sancionar a Trump por la presunta conducta.

“Cuando prestamos juramento al cargo, prometemos al pueblo estadounidense nuestra seriedad en la protección de nuestra democracia. Por eso, es absolutamente esencial que los que perpetraron la agresión a nuestra democracia rindan cuentas. Debe haber un reconocimiento de que esta profanación fue instigada por el presidente”, dijo Pelosi en la carta.

Si se inicia un procedimiento de impeachment, los demócratas probablemente se centrarán en el discurso de Trump a los manifestantes el 6 de enero, donde dijo que la elección fue robada y tomó nota de las acusaciones de fraude electoral, irregularidades y leyes de votación inconstitucionales.

“Nunca nos rendiremos. Nunca aceptaremos la derrota”, dijo Trump. El presidente, por su parte, no les dijo a los manifestantes que ingresaran al Capitolio ni usaran la violencia; al contrario, en un video de twitter borrado por la plataforma, les dijo que fueran pacíficos y que se fueran a casa, y luego denunció la irrupción en el Capitolio. Los críticos afirmaron que sus acusaciones de fraude electoral e irregularidades fueron una incitación a la violencia.

The Epoch Times contactó con la Casa Blanca para una solicitud de comentarios.

Con información de Janita Kan.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Mira a continuación

Los negocios son una guerra

Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS