Pentágono no dará identidad de los terroristas ISIS abatidos en el ataque aéreo

Por Zachary Stieber
04 de Septiembre de 2021 1:45 PM Actualizado: 04 de Septiembre de 2021 5:43 PM

Los oficiales militares de Estados Unidos ocultan los nombres de los terroristas de ISIS supuestamente abatidos por un ataque aéreo en Afganistán que se llevó a cabo en represalia por un atentado suicida que dejó al menos 13 soldados estadounidenses muertos.

El portavoz del Pentágono, John Kirby, se negó el viernes en dos ocasiones a facilitar las identidades de los terroristas que supuestamente murieron en el ataque.

“No creo que nos hayamos negado a decir quiénes son. No hemos dado ningún nombre”, dijo Kirby a los periodistas en Washington, respondiendo a una pregunta sobre sus identidades.

“Sabemos quiénes son. Creo que en su momento no dimos los nombres porque estábamos en medio de un entorno de amenazas muy fluido”, añadió después. “Déjenme ver si esa es una información que se puede proporcionar ahora. No lo sé. Es decir, sabemos quiénes son. No sé si es una información que vayamos a poder proporcionar ahora”.

El Pentágono no respondió a una solicitud de comentarios.

La decisión de ocultar las identidades suscitó algunas críticas.

“Es una farsa. ¿Por qué no publicar los nombres?”, dijo el exrepresentante Jason Chaffetz (R-Utah) en las redes sociales.

El teniente coronel retirado del Ejército de Estados Unidos, Brian F. Sullivan, dijo al New York Post que el ocultamiento de los nombres indica que quienes fueron abatidos no eran del más alto perfil del ISIS.

“Normalmente, si alcanzan a una persona de alto perfil les gusta nombrarlo”, dijo Sullivan.

El ataque del 29 de agosto tuvo lugar en Kabul, golpeando lo que el ejército estadounidense describió como “una amenaza inminente del ISIS-K” contra el aeropuerto de la ciudad, el que estaba en manos de las tropas estadounidenses en ese momento.

“Estamos seguros de que hemos dado con el objetivo con éxito. Las significativas explosiones secundarias del vehículo indicaron la presencia de una cantidad sustancial de material explosivo. Estamos evaluando las posibilidades de que hayan víctimas civiles, aunque no tenemos los indicios en este momento”, dijo entonces en una declaración el capitán Bill Urban, portavoz del Comando Central de Estados Unidos.

Los funcionarios estadounidenses confirmaron más tarde que varios civiles habían muerto.

Los familiares de los fallecidos dijeron que 10 civiles murieron a causa del ataque.

Desde entonces, Kirby defendió en repetidas ocasiones el ataque de represalia.

El general Mark Milley, jefe del Estado Mayor Conjunto, dijo esta semana que fue un “ataque justo” que siguió a los procedimientos adecuados.

“Teníamos absolutamente una inteligencia sólida de que se trataba de individuos del ISIS que estaban en el acto de llevar a cabo de forma inminente una amenaza directa al aeropuerto y a nuestra gente y potencialmente a vidas inocentes fuera del aeropuerto”, añadió Kirby el viernes.

“La inteligencia era muy buena y dimos el golpe de la manera más oportuna posible para prevenir esta amenaza inminente. No hay duda en el pensamiento del departamento, de que era una amenaza válida, un objetivo válido y estaba relacionado con ISIS-K”.

El ISIS-K es una filial del ISIS. El grupo terrorista se reivindicó la autoría del atentado del 26 de agosto en el aeropuerto internacional Hamid Karzai en el que murieron 13 militares estadounidenses y resultaron heridas decenas de personas, tanto estadounidenses como afganas.

Estados Unidos se retiró de Afganistán el 30 de agosto.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.