Perro llega con una bolsa de basura a casa, al ver lo que hay dentro se apresuran a ir al hospital

Por Chris Ford y Li Yen - La Gran Época
20 de Junio de 2019 Actualizado: 24 de Junio de 2019

Estos perros fueron reconocidos como héroes. Lo que hicieron es un  gran ejemplo, que muestra que en el mundo de hoy, cuando una persona no dudar en abandonar a un recién nacido, un “animal” no lo piensa dos veces para salvar la preciosa vida.

Pui es un perro Thai Bangkaew, de 6 años, que salvó la vida de un bebé recién nacido en 2013. Vagaba cerca de un vertedero de basura en Ayutthaya, Tailandia, cuando se encontró con una “extraña” bolsa de plástico.

El perro de alguna manera descubrió que una bebé recién nacida estaba dentro de la bolsa. Esta increíble mascota se apresuró a “recoger” la bolsa que agarró con la boca y la llevó a su casa.

Al llegar a su casa lo dejó y ladró para alertar a la familia. Al principio, ignoraron los ladridos, pero al final, Sudarat Thongmak, que entonces tenía 12 años, salió a ver qué pasaba y corrió a buscar a su familia cuando vio que la bolsa de plástico contenía una bebé.

Imagen Ilustrativa. (Crédito: PDPics/Pixabay)

En seguida llevaron a la niña prematura recién nacida, que aún tenía un cordón umbilical conectado, al hospital, donde los médicos trataron a la bebé de 2 kilogramos.

“Es una suerte que el pequeño Pui haya encontrado al bebé. Fue una sorpresa para nosotros, ya que el pequeño Pui nunca trae nada a casa, solo ladra a los extraños cuando anda por allí”, dijo Poomrat Thongmak, la madre de Sudarat, según el periódico Khaosod de Tailandia.

“Debe ser el destino el que nos unió”, añadió, expresando el deseo de adoptar a la bebé. Varias familias también expresaron su interés en adoptar de la niña.

Pui recibió una medalla de la Cruz Roja y un collar nuevo por su acto heroico. La Fundación Milagro de la Vida también contribuyó con USD 260 para la alimentación de los tres perros de la familia.

Ping Pong es otro perro heroico del pueblo de Ban Nong Kham de Tambon Tha Lad, Korat, en el noreste de Tailandia, que ayudó a salvar la vida de un pequeño bebé el 15 de mayo de 2019, que fue enterrado por su madre de 15 años.

A pesar de vivir sin una pierna tras ser atropellado por un coche, Ping Pong es un fiel servidor. Siempre ayuda a su dueño cuando va al campo a cuidar su ganado. En ese fatídico día, Ping Pong olfateó algo vivo enterrado bajo el suelo junto en el campo de mandioca de un granjero.

Ping Pong luego escarbó en el suelo, al parecer intentaba desenterrar al ser que estaba con vida.

El dueño, Usa Nisaika, pastoreaba su vaca cuando escuchó el ladrido de Ping Pong. Fue a investigar y con sorpresa, vio una pierna que salía del suelo. Desenterró con rapidez al ser vivo, que resultó ser un bebé recién nacido.

Afortunadamente, el bebé de alrededor de 2,400 kilos fue rescatado justo a tiempo por Ping Pong y Nisaika. El recién nacido fue llevado de inmediato al hospital de Chum Phuang y los médicos diagnosticaron que el bebé estaba sano.

Por ayudar a salvar al recién nacido, Ping Pong, de tres patas, es considerado el héroe de la comunidad Tha Talat de Korat. “Todo el mundo en el pueblo está asombrado por lo que hizo. Es un héroe porque salvó la vida del bebé”, comentó Usa, según MailOnline.

Estos maravillosos caninos salvaron vidas humanas y es posible que no estén conscientes de la importancia de su acción. Pero, de nuevo, esta es la belleza de la naturaleza innata y amable de un ser, que es la verdadera bondad. Deseamos que todos podamos apreciar estas virtudes por siempre.

¡Un perrito baila con su dueña de una manera muy sincronizada!

Si esta conmovedora historia inspiró tu corazón, por favor, compártela. Apoya el periodismo independiente y ayúdanos a difundir las buenas noticias a todo mundo.

TE RECOMENDAMOS