Playas, terrazas y coches sin humo, propuestas antitabaco médicos y políticos

Por La Gran Época
16 de Octubre de 2018 Actualizado: 16 de Octubre de 2018

Políticos y médicos han coincidido hoy en la necesidad de superar el “estancamiento” de las medidas antitabaco y avanzar en la creación de nuevos espacios sin humo como playas, terrazas o coches, para dar un nuevo impulso a las acciones de la lucha contra el consumo de tabaco.

Estos planteamientos se han puesto sobre la mesa en la jornada “El tabaquismo en el SNS”, en el que han participado representantes del Ministerio de Sanidad, de las sociedades medico-científicas de oncología, cardiología y neumología, de los partidos políticos, y de las Comunidades Autónomas.

Organizado por la Fundación para la Investigación en Salud (FUINSA), con la colaboración de Pfizer, los participantes han rechazado que los nuevos productos del tabaco como cigarrillos electrónicos o productos calentados, aporten beneficio alguno en las estrategias antitabáquicas.

Carteles que resaltan las áreas de “No Fumar” en el pub All BarOne, el 10 de septiembre de 2004, norte de Londres. La cadena de pubs y restaurantes populares ha anunciado que cuatro quintas partes de su superficie comercial están libres de humo desde 2009. (Ilustración fotográfica: Graeme Robertson/Getty Images)

La subdirectora general de Promoción de la Salud y Vigilancia en Salud Pública del Ministerio de Sanidad, Araceli Arnáez Arce, ha mostrado su “preocupación” por estos nuevos derivados del tabaco y ha afirmado que “son nocivos para la salud y se desaconseja su uso, y son peligrosos para los jóvenes”.

Esta responsable ha mencionado las playas, las terrazas y el conjunto de los recintos hospitalarios para impulsar acciones que les libren de humo.

Los representantes de PSOE, Podemos y Ciudadanos en este debate también han rechazado los nuevos productos, que equiparan con el tabaco convencional, y se han mostrado abiertos a fórmulas de financiación para tratamientos de deshabituación tabáquica.

El portavoz del PSOE en la Comisión de Sanidad del Congreso, Jesús María Fernández, ha apostado por dar un “paso más” en la lucha contra el tabaco tras las leyes de 2005 y 2010, con el objetivo de sacar el tabaco de otros espacios públicos, como espacios deportivos, playas o coches.

La diputada de la Comisión de Sanidad de Podemos Mae de la Concha ha recordado que a pesar de las leyes, un 25 por ciento de los españoles y españolas fuma y en las prisiones el consumo de tabaco alcanza al 70 por ciento.

Y ha ofrecido otro dato, el 95 por ciento de la personas que en España trataron de dejar de fumar el año pasado, no recibió ninguna ayuda pública, para defender tratamientos financiados.

La Ministra de Salud de Alemania, Ulla Schmidt, y la empresa ferroviaria alemana Deutsche Bahn, Hartmut Mehdorn, se paran junto a un símbolo de no fumador en un tren de alta velocidad del ICE en la estación de tren Hauptbahnhof, el 30 de agosto de 2007, en Berlín, Alemania. Los dos estaban allí para anunciar una prohibición de fumar en todo el país en todos los trenes de Deutsche Bahn. (Foto de Sean Gallup/Getty Images)

Ricardo Pérez Alamillo, técnico legislativo de Sanidad del Grupo Parlamentario de Ciudadanos, ha equiparado los nuevos productos del tabaco a los de siempre y ha situado en el campo de las decisiones políticas adoptar medidas de financiación para combatir el hábito de quienes fuman.

Los médicos que han asistido a esta jornada han expuesto el enorme impacto del tabaco en la salud, defendido la financiación de tratamientos para dejar de fumar, así como un nuevo impulso normativo para reducir el consumo de tabaco.

El presidente de la Sociedad Española de Neumología y Cirugía Torácica (SEPAR), Carlos A. Jiménez-Ruiz, ha asegurado, aludiendo a estudios independientes, que tanto los cigarrillos electrónicos, como el nuevo producto IQOS, contienen sustancias tóxicas y efectos tumorales y pulmonares.

Esther Holgado, oncóloga del Hospital Ramón y Cajal de Madrid, ha alertado del aumento de consumo de tabaco en las mujeres y ha afirmado que, si no se torna la situación en España, una persona de cada seis morirá en 2030 por impacto del tabaco, un producto que en la actualidad es responsable de unas 50.000 muertes anuales.

Representantes de las Consejerías de Salud de las Comunidades Autónomas de Murcia, Navarra y La Rioja han presentado sus estrategias antitabaco y han coincidido en la necesidad de “desnormalizar” el consumo de tabaco como un hábito para dejar claro que se trata de una adicción que produce una enfermedad.

TE RECOMENDAMOS