Policía a punto de arrestar a abuela en pleno robo, se sorprende al ver lo que se había llevado

Por Chris Ford - La Gran Época
03 de Junio de 2019 Actualizado: 03 de Junio de 2019

Los oficiales de policía tienen un trabajo difícil de hacer, nunca saben qué esperar, tal vez un asesinato, un incendio provocado, una pelea, incidentes raciales, toda clase de eventos pueden ocurrir y el robo es un hecho común que deben ser tediosos para que ellos los atiendan. Pero para una ladrona, el resultado del robo resultó ser inesperado.

Helen Johnson, de Tarrant, Alabama, es una abuela que recibe asistencia social y mantiene a sus dos hijas, dos nietos y una sobrina con su cheque mensual de 120 dólares. Fue terrible, cuando en diciembre de 2014, su cheque no llegó, ya que se perdió en el correo y después de dos días sin comida, la familia se moría de hambre. Así que con todo el dinero que tenía solo 1,25 dólares, fue a la tienda local a comprar unos huevos.

La mujer desesperada se encontró con que le faltaban 50 centavos, se metió cinco huevos en los bolsillos y trató de salir de la tienda.

Pero como el destino quiso, los huevos se rompieron y con las yemas filtrándose a través de su ropa, fue sorprendida con las manos en la masa.

Llamaron a la policía. Ella le suplicó al oficial William Stacy que tomara su dinero, admitiendo que había robado los huevos, pero el le pidió que esperara mientras hablaba con el dueño.

Cuando el oficial regresó, Helen asumió que iba a ser arrestada.

“Empezó a llorar, se angustió y se disculpó mucho”, dijo William en una entrevista con Al.com. “Intentó darme el dinero que llevaba encima, 1,25 dólares”.

El oficial de policía tenía otras ideas. En su lugar, le compró una caja de huevos y también le dio un abrazo.

“A veces el mejor camino es no arrestar”, comentó William. “Espero que no lo vuelva a hacer. Rezo para que no lo haga y no creo que lo haga”.

Según el oficial, Helen le preguntó cómo podría pagarle y él la hizo prometer que no volvería a robar nunca más.

Como testigo de esto, un transeúnte, llamado Robert “Dollar” Tripp, captó el acto de amabilidad en su iPhone, y después de subirlo a su página de Facebook con el hashtag “la buena historia del día”, rápidamente se volvió viral en las redes sociales.

Sin embargo, el acto amable del oficial no terminó allí.

Cuando Helen abrió la puerta principal, cinco días después, fue confrontada por el oficial William y por sus colegas. “Estaba temblando y muy asustada”, afirmó ella. “Pensé que era por los huevos. Mi nieto dijo: ‘¿Vas a ir a la cárcel?’ y yo dije: ‘Espero que no'”.

El acto de bondad fue grabado en video y la historia atrajo tanta atención que las donaciones de dinero, comida y ropa llegaron de todas partes del mundo.

Para su sorpresa, estaban allí para ayudarla con dos camiones cargados de comida para alimentar a su familia durante los meses siguientes, que incluían la Navidad. “La última vez que vi mi casa tan llena, tenía 12 años y me quedé con mi abuela”, dijo Helen.

“He llorado todo el día”, destacó Helen, mientras estaba llena de gratitud hacia el compasivo oficial de policía.

“Es mi héroe”, añadió Helen.

Aludiendo a la carga de comida, la sorprendida Helen expresó: “¡Oh, Dios mío!”.

“¡Sí! Eres tan dulce, esto no es comida es maná del cielo (comida enviada por Dios). Esto es lo mejor que nos pasó en la vida”, añadió.

Después de enterarse de la situación de la abuela, la gente de todo Estados Unidos comenzó a inundar la estación de policía con ofertas de alimentos, juguetes y ropa, señaló el jefe de policía de Tarrant, Dennis Reno. “Está creciendo y creciendo y creciendo”, afirmó Tarrant.

“Un tipo me llamó desde Nueva York y se desmoronó. Dijo que durante dos meses estuvo enfadado con la policía y que esto le hizo cambiar de opinión”.

El abrazo y la amabilidad del oficial de policía ayudaron a que la vida de una abuela cambiara.

“Mi corazón estaba completamente abierto en ese momento”.

Mira el video a continuación:

¡A los policías también les gusta divertirse de vez en cuando!

Si esta conmovedora historia inspiró tu corazón, por favor, compártela. Apoya el periodismo independiente y ayúdanos a difundir las buenas noticias a todo mundo.

TE RECOMENDAMOS