Problema de transporte marítimo persistirá en 2022 ante crisis de cadena de suministro: Economistas

Por Katabella Roberts
26 de Octubre de 2021
Actualizado: 26 de Octubre de 2021

Los economistas prevén que los problemas de transporte marítimo en los grandes puertos de Estados Unidos así como la consiguiente escasez de mercadería y el aumento de los precios persistirán hasta mediados de 2022 debido a la actual crisis de la cadena de suministro.

En estos momentos unos 77 barcos esperan fuera de los muelles de los puertos de Los Ángeles y Long Beach, en California, con mercancías a la espera de ser descargadas por un valor de 24,000 millones de dólares, informó la cadena CNBC, citando a economistas de Goldman Sachs.

La situación no parece que vaya a mejorar en un futuro inmediato, con las autoridades esforzándose por encontrar una solución al problema, según el economista de Goldman, Ronnie Walker.

“Es probable que los retrasos y los elevados costos de transporte persistan al menos hasta mediados del próximo año ya que no existe una solución inmediata para el desequilibrio subyacente entre la oferta y la demanda en los puertos estadounidenses”, indicó Walker en una nota a los clientes.

Sin embargo, Walker señaló que las presiones “deberían empezar a aliviarse pronto”, aunque solo “ligeramente a medida que pasemos el actual repunte estacional de la demanda de transporte marítimo antes de la temporada de vacaciones”.

Unos 250,000 contenedores de mercancías están actualmente apilados en los muelles debido a los retrasos en el transporte por la escasez de chasis y la falta de espacio en los astilleros y almacenes. Esto está provocando que decenas de barcos se queden anclados fuera de los puertos.

La situación provocó que los contenedores de transporte marítimo tarden el triple de lo que suelen tardar en pasar por los principales puertos estadounidenses, según la CNBC.

El presidente Joe Biden intentó aliviar la escasez de suministros y las interrupciones antes de Navidad, pero los expertos afirman que el proceso tardará mucho más.

A principios de este mes, la Casa Blanca emitió una declaración que decía que habían recibido la confirmación de UPS, FedEx, Walmart y otras empresas, así como del Puerto de Los Ángeles, de aumentar el número de turnos para hacer frente a la acumulación de contenedores, la escasez de mano de obra y los problemas de almacenamiento.

“Se trata de un compromiso general para llegar a las 24 horas del día, los 7 días de la semana”, dijo Biden tras reunirse con los directores generales de varias empresas. “Necesitamos que el resto de la cadena del sector privado también nos acompañe”, añadió.

Biden también amenazó el 13 de octubre con “llamar la atención” a las empresas privadas que no ayuden a su administración y pidió que éstas den un paso adelante para solucionar los atascos de la cadena de suministro mundial.

“Si el sector privado no da un paso al frente, les llamaremos y les pediremos que actúen”, declaró Biden en la Casa Blanca.

Pero según un ejecutivo de una empresa de juguetes, el plan de la Casa Blanca llega demasiado tarde por la actual escasez de mano de obra. Otros economistas señalan la falta de coordinación entre las industrias clave dentro de la cadena de suministro.

“Tanto si los puertos están abiertos 24 horas al día como 48 horas al día, uno no consigue mano de obra”, dijo el director general de MGA Entertainment, Isaac Larian, en una entrevista con Fox News. “Si uno no puede conseguir mano de obra, no puede conseguir camiones, no puedes sacar la mercancía”.

El plan de Biden “es demasiado poco y demasiado tardío”, añadió Larian. “Además, francamente, me parece un truco político”.

Steven Ricchiuto, economista jefe de Estados Unidos en Mizuho Securities, también dijo que el plan de la Casa Blanca probablemente no resolverá las causas fundamentales del problema.

“Lo que el presidente está haciendo no va a hacer daño realmente. Pero a fin de cuentas no resuelve el problema”, dijo Ricchiuto.

Ronnie Walker, economista de Goldman, coincidió en señalar que “el resultado es que las perspectivas no ofrecen soluciones inmediatas para el desequilibrio subyacente entre la oferta y la demanda en los puertos estadounidenses”.

Walker añadió que los analistas de Goldman Sachs prevén que la congestión en los puertos “probablemente persistirá en cierta medida hasta al menos mediados del próximo año”, mientras que “las tarifas de flete probablemente se mantendrán significativamente por encima de los niveles anteriores a la pandemia durante al menos el próximo año”.

Mientras tanto, la situación podría hacer que los consumidores paguen más por los productos y tengan acceso a menos artículos hasta la primavera, según Jonathan Daniels, presidente del Consejo de Puertos de Florida.

“Es realmente una tormenta perfecta”, dijo Daniels a Fox News. “El sistema logístico en sí mismo no es capaz y no fue construido para manejar la oleada que actualmente estamos atravesando en Estados Unidos”.

“Se habla de que el retraso no se va a solucionar hasta algún momento, quizá a finales del primer trimestre, principios del segundo trimestre del año que viene”, continuó Daniels. “Si eso va a ocurrir, no podremos llevar esos productos a las estanterías del centro de distribución. Va a ver un aumento de los precios y, en última instancia, uno de los grandes impulsores de los costos asociados a los precios resulta ser el sistema de transporte”.

Biden dijo que el gobierno federal va a “trabajar con las partes interesadas en toda la cadena de suministro durante los 90 días hasta finales de año para solucionar y aliviar muchos de los atascos que podemos abordar rápidamente”.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS