Propiedad de Dominion atrae escrutinio luego de una inusual recaudación de fondos

Por Emel Akan
15 de Diciembre de 2020
Actualizado: 15 de Diciembre de 2020

WASHINGTON—Dominion Voting Systems ha sido objeto de escrutinio por su estructura de propiedad luego de que su empresa matriz recaudara fondos con la ayuda de un banco suizo antes de las elecciones presidenciales estadounidenses de 2020. La transacción, peculiar en varios sentidos, ha llevado a algunos a especular que una entidad china podría ser el inversor indirecto de Dominion.

Staple Street Capital Group LLC, una firma de capital privado (PE) con sede en Nueva York, adquirió Dominion Voting Systems Corp. en 2018. El fabricante de sistemas de votación electrónica ha estado en el centro de las denuncias de fraude electoral desde el 3 de noviembre.

UBS Securities LLC, la subsidiaria del banco suizo UBS con sede en Nueva York, ayudó a Staple Street a recaudar USD 400 millones de los inversores para su tercer financiamiento el 8 de octubre, según los registros públicos.

La subsidiaria de Nueva York opera como la división de banca de inversión del banco suizo, brindando servicios de inversión y de corretaje a sus clientes globales. En esta transacción, se asume que UBS actúa como agente de colocación, vendiendo participaciones de la sociedad del fondo de PE a los clientes de UBS.

Sin embargo, la reciente recaudación de fondos llevó a que algunos especulen que una entidad china o un intermediario afiliado a China podría ser un inversor de los fondos, lo cual lo convierte también en propietario indirecto de Dominion.

Dominion es una compañía de cartera de fondos administrada por Staple Street y ni UBS ni la firma de capital privado han revelado detalles de los inversionistas en su tercer financiamiento a pesar de las preguntas sobre la propiedad de Dominion.

Staple Street también recaudó estos fondos de una manera inusual. Según un artículo de Buyouts Insider, la firma de capital privado recibió el dinero en un acuerdo “único”, “impulsando el marketing a pesar del entorno de recaudación de fondos desacelerado por la pandemia”.

El artículo también menciona que si bien el tercer financiamiento tenía como objetivo USD 400 millones, cerró con USD 520 millones en financiamiento. Y las presentaciones de la SEC sugieren que UBS ayudó a reunir la mayor parte del capital.

La velocidad y la estructura de la recaudación de fondos es anormal, según un alto ejecutivo de un gran fondo de cobertura en Nueva York, que desea permanecer en el anonimato.

“Por lo general, cuando se recaudan fondos de capital privado combinado, es un proceso de un año con varios cierres. Los fondos de PE no se recaudan con un solo cierre a menos que haya un solo cliente estratégico que se haga cargo de todo el financiamiento, lo que podría ser el caso si solo participa un banco”.

Staple Street no respondió a las solicitudes de comentarios de The Epoch Times.

UBS retira abruptamente a los miembros chinos de la junta

Recientemente también se produjo una actividad inusual en la subsidiaria de UBS en Nueva York, en las semanas posteriores a la recaudación de fondos de Staple Street y las elecciones estadounidenses de noviembre.

Un reporte de NTD TV del 5 de diciembre mostró que tres miembros de la junta de UBS Securities LLC parecían ser chinos, incluidos Luo Qiang, Ye Xiang y Mu Lina, según la página de perfil de la compañía en Bloomberg. Posteriormente, estos nombres se eliminaron de la página de perfil, lo cual generó dudas sobre si la empresa realizó cambios después de que los medios reportaran.

Una LLC o Compañía de Responsabilidad Limitada no está obligada a tener una junta directiva, pero puede optar por tener una. Un informe de fin de año de 2019 presentado ante la SEC no revela ninguna información sobre la junta directiva de UBS Securities LLC.

Es inusual nombrar ciudadanos chinos en el directorio de una subsidiaria de Nueva York. Esto plantea la cuestión de si el banco nombró a estos miembros con fines de cumplimiento temporal, como obtener la aprobación de la junta directiva para facilitar una transacción específica que de otro modo no habría sido aprobada.

UBS no respondió a las solicitudes de comentarios de The Epoch Times.

Una mirada más cercana a estos nombres también mostró que, además de Luo Qiang, quien tiene nacionalidad francesa, los otros dos son ciudadanos chinos. Todos tienen vínculos muy estrechos con UBS Securities Co. Limited, con sede en Beijing. El régimen chino posee el 49 por ciento de UBS en Beijing. En un movimiento inusual, la subsidiaria de Beijing también reemplazó a 11 de los 14 miembros de la junta inmediatamente después de las elecciones de EE. UU. de 2020, según el Documental de Investigación sobre las Elecciones de 2020 de The Epoch Times.

Según la información pública, Ye Xiang formó parte del directorio de UBS Securities LLC y UBS Securities Co. Ltd hasta que su nombre fue eliminado de ambas entidades. Ye había sido presidente de la junta de UBS Beijing durante más de 10 años. Anteriormente, trabajó en el banco central del régimen chino, el Bank of China de propiedad estatal, así como en las agencias reguladoras financieras del gobierno de Hong Kong. También es el fundador de VisionGain Capital Limited, una empresa de gestión de activos con sede en China.

Luo Qiang, otro miembro de la junta de UBS Securities LLC, también formó parte de la junta de UBS Beijing entre 2004 y 2012.

Mu Lina, quien era miembro de la junta de la subsidiaria de Nueva York, trabajó como director de fondos de gestión de patrimonio y jefe de operaciones de fondos en UBS Beijing, según información pública. Mu fue anteriormente miembro de la junta de China TransInfo, un importante productor de cámaras de vigilancia en China. Proporciona big data e inteligencia artificial a las autoridades chinas. Su presidente es miembro del Partido Comunista Chino (PCCh). Mu se desempeñó como miembro de la junta en China TransInfo durante los últimos seis años hasta que dejó el cargo en septiembre de este año.

El grupo UBS se convirtió en la primera empresa extranjera en poseer una licencia completa de operación de valores en China en 2018. La junta y los ejecutivos de la empresa son todos ciudadanos chinos con fuertes vínculos con el PCCh.

El abogado Lin Wood, miembro del equipo legal del presidente Donald Trump, escribió en Twitter el 1 de diciembre que “Se está recibiendo información AHORA de que la China comunista compró Dominion Voting el 8 de octubre por USD 400 millones”. En un tweet posterior, Wood mencionó los estrechos vínculos entre las subsidiarias de UBS en Nueva York y Beijing, pero no dio más detalles sobre la conexión entre China y Dominion.

En respuesta a las acusaciones, Dominion publicó un comunicado en su sitio web, diciendo que la empresa “es una empresa estadounidense no partidista”.

“Ningún ciudadano extranjero es dueño o controla directa o indirectamente la empresa”, se lee en el comunicado. “Dominion y otros fabricantes de sistemas de votación presentan extensas divulgaciones de la compañía a las autoridades federales y estatales como términos de prueba de productos y certificación de sistemas. La empresa no tiene ningún vínculo de propiedad con UBS o los gobiernos de China, Cuba o Venezuela”.

Poco después de las elecciones del 3 de noviembre, el sitio web de Staple Street Capital experimentó una transformación completa. Se eliminó toda la información sobre los fundadores y las carteras de inversión de la empresa, incluida su relación con Dominion.

Dominion también ha mostrado un comportamiento extraño. Por ejemplo, más de 100 de sus empleados, un tercio de la fuerza laboral total ha borrado sus registros de LinkedIn, incluidos los empleados de Dominion en Serbia cuando la empresa se convirtió en un foco global después de las elecciones.

Siga a Emel en Twitter: @mlakan


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí

A continuación

Máquinas de votación Dominion declaradas como un “problema de seguridad nacional” | Al Descubierto

Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS