Querida siguiente generación: “Tome cada día como una oportunidad para ser mejor, ser una persona mejor”

Por DEAR NEXT GENERATION
05 de Abril de 2021
Actualizado: 05 de Abril de 2021

Querida siguiente generación,

La sabiduría no es un producto del tiempo, sino un producto del conocimiento aplicado y mejorado a través de la oportunidad del tiempo. Tuvimos un año de incertidumbre y de calamidades salvajes, y sin embargo nos presentó la propuesta de cambio y, lo más importante, de sabiduría. Aunque el mundo que nos rodea puede caer en picada o parecer que se expande y se contrae con los siempre confusos resúmenes de los medios de comunicación, esta volatilidad será siempre existencial. Es ineludible. Con ese conocimiento, aplicado, usemos todos la sabiduría para avanzar.

Tomar cada día como una oportunidad para ser mejor, ser una persona mejor. Abre los ojos cuando uno se despierta y dice para sí mismo (o en voz alta): “¡Hoy es un hermoso día y una oportunidad para ser grande!”. Todos debemos centrar nuestra energía y nuestro tiempo en el poder de los pensamientos y afirmaciones positivas, para aportar la energía necesaria para alimentar la esperanza y el cambio positivo en el mundo. Reconozcamos que, por mucho que primero intentemos controlar nuestro mundo exterior mediante la expresión vehemente de nuestras opiniones, la destrucción de construcciones físicas o la organización masiva de partidarios, todos debemos controlarnos primero a nosotros mismos.

Nuestra mente y nuestro comportamiento son colineales. Tome nota de la próxima vez que se sienta tranquilo y calmado: ¿cuáles son sus pensamientos? O la próxima vez que se sienta enfadado y frustrado, ¿cuáles son sus pensamientos? Si todos nos tomamos el tiempo necesario para respirar profundamente y darnos la oportunidad de despertarnos con positividad y empezar a conocernos mejor a nosotros mismos, podremos empezar a cambiar nuestro mundo exterior. Cuando encontremos nuestra mente vagando por pensamientos de duda e imprudencia, paremos todos, respiremos profundamente y creamos: “Hoy es una oportunidad para ser grandes. Mantener la calma, respirar. Sonría con alegría. Comparta la compasión con los demás”. Con la repetición de este comportamiento, nos enseñamos a exudar aceptación y a relajar nuestro corazón y nuestra mente. Sí, todos podemos seguir “luchando” por lo que es “correcto”, pero no lo hacemos bajo la coacción de la ira, sino a través de la libertad del amor a nosotros mismos y la compasión por los demás.

Mike Numon, Connecticut

________

Querida siguiente generación,

La siguiente es la forma en que mi esposo y yo hemos vivido nuestras vidas. Se ha definido a lo largo de muchos años, pero siempre ha estado en la base de lo que hemos hecho como individuos y como familia. Buena suerte.

“Trabajar duro, divertirse mucho, comer bien” es mi respuesta a la gente que me pregunta cómo nos hemos mantenido activos y sanos hasta nuestra avanzada edad. Mi marido tiene 79 años y va a trabajar todos los días a la empresa familiar que fundamos en 1979. A los 77, me retiré de mi trabajo “remunerado”, que me encantaba, pero continúo llevando la contabilidad y todo el papeleo que conlleva la gestión de un negocio exitoso.

Llevamos 56 años casados y desde el inicio decidimos que no íbamos a pelearnos por el dinero y que nunca tomaríamos decisiones sin discutir a fondo los pros y los contras. Fuimos muy conservadores y, en retrospectiva, quizá demasiado. Nuestra primera prioridad a la hora de tomar decisiones fue nuestra familia. Ellos eran lo primero. Le enseñamos a nuestros dos hijos y a nuestras dos nietas la ética de “trabajar duro, divertirse mucho y comer bien”, y todos ellos tienen éxito en sus profesiones.

Trabaje duro: Empiece por trabajar duro para conseguir una buena educación, que tenga posibilidades de empleo. No es necesario tener una licenciatura para ganarse bien la vida, pero sí hay que tener una habilidad. Además de esa habilidad, debe estar dispuesto a ir más allá de los requisitos del trabajo. Trabaje esos minutos extra, ofrezca su ayuda como voluntario, haga sugerencias para mejorar su trabajo.

Tenga opciones. Desarrolle habilidades que le den múltiples vías para conseguir un gran trabajo. Cambiará de profesión una o dos veces antes de jubilarse, pero necesita las habilidades y los conocimientos necesarios para conseguir ese nuevo trabajo. Trabaje duro para aprender algo nuevo durante toda su vida. Esa nueva vocación o pasatiempo puede estar esperándolo. Debe encontrar un trabajo que le guste, no uno al que vaya solo por el sueldo.

Diviértase mucho: Divertirse es su recompensa por haber trabajado duro. Encuentre actividades que se ajusten a su estilo de vida. ¿Le gusta viajar? ¿Le gusta sentarse junto a una hoguera en la montaña? ¿Se siente más feliz cuando está esquiando, nadando, navegando o escalando? Haga una lista de deseos que contenga sus sueños más descabellados sobre las cosas que quiere hacer. Establezca un orden de prioridades y póngase en marcha. Nuestra lista empezó con las cosas realmente físicas que sabíamos que no podían esperar hasta que nos jubiláramos, como hacer rafting en el río Colorado, conducir nuestra moto más de 300,000 millas, conducir jeeps todoterreno y acampar. No deje la diversión para más adelante porque la vida pasa y no querrá desear haber hecho las cosas que lo hacen feliz.

Coma bien: Mi mejor consejo. Aprenda a cocinar. Enséñele a sus hijos a cocinar. Siéntese con su familia para hacer tantas comidas al día como pueda. Siempre desayunamos y cenamos juntos. No se puede comer bien haciendo todas las comidas en un restaurante. Para que su mente y su cuerpo funcionen con la máxima eficiencia, necesita una buena comida de verdad. Suprima los productos químicos. Compre alimentos frescos. Si no puede conseguirlos frescos, cómprelos congelados; omita los enlatados, si es posible. Si la lista de productos químicos es más larga que la de alimentos reales, no los compre. Los estilos de vida ocupados y los horarios conflictivos pueden hacer que comer juntos en familia sea imposible, pero haga un esfuerzo. ¡Siéntese con su familia y disfrute!. Convierta sus comidas en un asunto familiar.

Esta sencilla fórmula nos ha funcionado bien. Por supuesto, hay cosas que haríamos de forma diferente si pudiéramos volver a empezar, pero el componente de trabajar, divertirse y comer bien siempre formará parte de nuestras vidas. ¡Sea feliz, trabaje duro y disfrute!

Annette Kirk, California


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS