Régimen chavista robó e hipotecó a Venezuela durante el auge petrolero, denuncian diputados

Por Anastasia Gubin - La Gran Época
07 de Agosto de 2019 Actualizado: 07 de Agosto de 2019

Diputados de la Asamblea Nacional de Venezuela presentaron cifras sobre el dramático e injustificado endeudamiento del país durante el gobierno socialista de Hugo Chávez y el régimen de Nicolás Maduro. En plena bonanza petrolera, en 2012, se alcanzaron los 120.000 millones de dólares de deuda, y para el día de cese de pago, en 2017, esta había ascendido a alrededor de 160.000 millones.

“El régimen de Chávez y Maduro, en vez de aprovechar la bonanza petrolera, malversó completamente esos recursos, los dilapidó, y ahora no tiene cómo acceder a préstamos internacionales”, dijo el diputado Williams Dávila durante el debate del 6 de agosto sobre el “endeudamiento y quiebre del país por parte del régimen usurpador de Nicolás Maduro”.

Al mostrar el gráfico de la deuda estatal, Dávila destacó que desde el 2008, “Venezuela multiplicó por seis su nivel de deuda en la época de bonanza”. Fue el período en que Chávez asumió su segundo mandato (2007-2013) continuado por Nicolás Maduro.

Desde 2008 “comenzó ese proceso de aceleramiento de la deuda, del endeudamiento público y justamente en el año 2012 Chávez lleva esa deuda a 120.000 millones de dólares y fíjense ustedes cómo ha seguido ese crecimiento de esa deuda con China, con Rusia”, remarcó el diputado.

El gráfico presentado por Dávila muestra que desde 2014, cuando comenzó la baja del precio del petróleo, en vez de cancelar la deuda con los beneficios acumulados, Chávez la aumentó a 160.000 millones dólares para 2017, año en que comenzó el default. 

En septiembre de 2017, “cuando decidieron no pagar el capital ni los intereses y todo lo que se ha acumulado, las demandas que han habido contra Venezuela, estas no son producto de la decisión de la Asamblea Nacional ni mucho menos de las sanciones que fundamenta (el régimen de Maduro) las cuales han ocurrido más en este año 2019”.

El cese de pago y la bancarrota venezolana fueron “producto de un modelo que se montó en el populismo ideológico, creyendo que iban a hacer una revolución de ideología socialista en Venezuela echando por tierra y violentando por completo los derechos humanos, los derechos económicos, los derechos sociales de la nación y destruyendo por completo la estructura productiva y las perspectivas”, dijo el parlamentario.

“Simplemente se robaron la plata”

“En 2013 los precios llegaron a 103,42 dólares el barril. ¿Dónde está la plata? ¿Qué hicieron con esos ingresos del petróleo?”, es la pregunta que planteó el diputado en el debate.

“En 2014, cuando comienza la crisis del petróleo, en vez de prepararse para lo que se preveía –que los ingresos serían la mitad–, siguieron con esa política de endeudamiento utilizando la banca para convertirla más para el servicio del endeudamiento público (…) todo lo contrario de lo que debía ser una banca”, añadió.

  

El injustificado endeudamiento entre 2008 a 2014, antes de la baja de precio del petróleo y el subsiguiente endeudamiento durante la crisis, “echa por tierra la narrativa que han querido desarrollar que nosotros estamos en esta situación de endeudamiento y de catástrofe social y económica ‘porque hay una guerra económica y porque hay una acción deliberada del imperialismo’”, dijo el diputado en el foro, sosteniendo que “¡No! Simplemente se robaron la plata. Ahí están la cifras, ahí están los datos”.

Dilapidaron el dinero. Aceleraron el endeudamiento público. (…) “No es por culpa de las sanciones la situación que vive Venezuela”, concluyó el parlamentario, destacando que estas “van direccionadas a las personas que se han aprovechado de su posición dominante en el régimen usurpador y hacia los líderes del régimen usurpador y sus asociados”.

Modelo totalitarista

Durante el debate de la Asamblea Nacional, el diputado Dávila también hizo críticas al “modelo bolivariano” mencionado por el chavismo.

“Le han querido dar esas connotaciones, buscando, como si se tratara de un modelo bolivariano, tratando de emular un pensamiento bolivariano yo no sé de dónde sacado, porque simplemente lo que vemos ahí es una depreciación completa de la realidad económica y social de Venezuela”.

“Es un modelo que nos ha traído a nosotros pobreza, nos traído endeudamiento, carencia por completo de los servicios públicos, no hemos tenido accesos a los mercados internacionales, empresas estatales totalmente quebradas y un adeuda social galopante”.

Al observar de nuevo el gráfico añade que “es una demostración palpable de que esa deuda de unos 160.000 millones de dólares comprueba un fracaso de un modelo totalitarista”.

Una Venezuela hipotecada

El diputado Alfonso Marquina añadió durante su intervención, que la deuda que acumula Venezuela, “constituye la gran estafa, el gran robo del siglo XXI”.

“Si es grave la corrupción en la emisión, más grave es en la ejecución”, dijo añadiendo que “Venezuela hoy está hipotecada”.

El parlamentario sostiene que en 20 años de histórico auge petrolero, “el más largo de la historia”, el país fue endeudado, “acrecentando su deuda a cifras exorbitantes”.

“Pretenden decir que la actual crisis es producto de las sanciones. Es un descaro, la crisis eléctrica es su culpa, así como la deuda de PDVSA”, dijo Marquina y acusó a Maduro de no pagar a los proveedores.

“Lo que sea legal se pagará, pero lo que haya servido para satisfacer la voracidad del gobierno de Maduro será revisado y llevado a la justicia”, concluyó.

De acuerdo a un reporte de Infobae el 1 de agosto, las estadísticas oficiales registran que la deuda en dólares del estado venezolano y sus empresas suma 131.000 millones de dólares, pero advierte que “un estudio de la firma Torino Capital sostiene que al añadir otros compromisos, como expropiaciones a compañías extranjeras, el monto aumenta hasta 168.000 millones de dólares”.

Esas deudas provienen principalmente de préstamos directos del gobierno y también de préstamos tomados por la compañía petrolera estatal PDVSA, según Forbes

Esta cifra equivale a un 800% del ingreso por exportaciones proyectado para este año por el Instituto de Investigaciones Económicas de la Universidad Católica Andrés Bello, dice Infobae.

Desde que el régimen suspendió el pago de capital e intereses de la deuda por la gran cantidad de bonos emitidos en el pasado, “el monto en mora asciende a 11.900 millones de dólares, de acuerdo con el registro de la firma Síntesis Financiera”, añade el reporte.

Inversionistas han demandado el pago de Venezuela en once tribunales de Estados Unidos y la presión sigue aumentando, y según el informe, quienes suman al menos 25% del monto total del bono pueden exigir la cláusula de aceleración y reclamar a Venezuela un pago inmediato de todo lo que les debe.

***

Video relacionado

Los valores conservadores ganan terreno en Venezuela

TE RECOMENDAMOS