Revelan gigantesca isla flotante de piedra pómez desplazándose por el Pacífico hacia Australia

Por Anastasia Gubin - La Gran Época
27 de Agosto de 2019 Actualizado: 27 de Agosto de 2019

Una gigantesca isla flotante se está desplazando por el Pacífico y podría llegar en los próximos meses a las barreras de coral de Australia.

La isla, de 150 kilómetros cuadrados, está formada con las piedras pómez de una erupción de un volcán submarino que pasó sin que nadie se diera cuenta.

Ahora está llamando la atención de los científicos ya que se espera que en ella se adhieran miles a millones de seres vivos y sirva para alimentar a la Gran Barrera de Coral de australiana, informó The Open University of Tanzania (OUT) el 23 de agosto.

Estas son las imágenes compartidas por una navegante que se topó con la isla de piedras el 9 de agosto:

“El 9 de agosto de 2019 navegamos por un campo de piedra pómez durante 6-8 horas, la mayor parte del tiempo no había agua visible. Fue como arar un campo. Pensamos que la piedra pómez tenía al menos 6 ” (15 cm) de espesor”, escribió Shannon Lenz, al publicar el vídeo.

El investigador Scott Bryan ha estado siguiendo el viaje de la isla flotante con la ayuda del Dr. Andrew Fletcher, científico espacial de The Open University of Tanzania (OUT), desde la primera observación a principios de agosto.

“Esta es una de las rocas más nuevas de nuestro planeta, de sólo unos días de antigüedad. La piedra pómez es de una erupción de la que nadie fue testigo”, dijo Bryan en el informe de la universidad.

Trozo de piedra pómez. (Michael Hoult a través de The Open University of Tanzania (OUT))

Según el profesor “por el momento, la piedra pómez estará desnuda y estéril, pero en las próximas semanas comenzarán a adherirse a ella los seres vivos”.

“Luego crecerán y se diversificarán, para finalmente lavarse aquí en Australia”, añadió.

Estos organismos que se adherirán ayudarán a repoblar la Gran Barrera de Coral. 

Este enorme arrecife es el más grande y rico de todo el mundo, sin embargo gran parte se ha muerto. Con sus más de 2.600 kilómetros, la Gran Barrera de Coral se extiende por toda la costa noroeste de Australia. Arrecifes de coral. ScubaPonnie | Shutterstock

Según el profesor, la isla de piedras pasará por Nueva Caledonia, Vanuatu y posiblemente algunas zonas de arrecifes de coral en el este del Mar del Coral en la época en que los principales corales desovan a finales de este año.

“Es el momento adecuado, por lo tanto, se podrá recoger corales y otros organismos que construyen los arrecifes y luego introducirlos en la Gran Barrera de Coral”, dijo Bryan.

Trayectoria de la isla de piedra pómez (The Open University of Tanzania (OUT))

El científico ha estudiado otros eventos de este tipo de erupciones submarinas que han generado islas flotantes similares en los últimos 20 años. Es un mecanismo potencial, que se repite en promedio cada cinco años, para traer nuevos corales sanos y otros habitantes al arrecife a la Gran Barrera de Coral.

Aunque aclara, no resolverá todos los problemas de la destrucción sufrida por los arrecifes en los últimos años.

Arrecifes de Coral muertos en la zoa norte de la Gran Barrera de Coral de Australia ( ARC Universidad James Cook)
Arrecifes de Coral muertos en la zoa norte de la Gran Barrera de Coral de Australia ( ARC Universidad James Cook)

Las imágenes de satélite de la NASA revelan que probablemente el volcán entró en erupción el 7 de agosto.

Los vulcanólogos del Smithsonian creen que la evidencia apunta a un volcán submarino sin nombre cerca de Tonga a 18.325 ° Sur, 174.365 ° Oeste. El último informe de una erupción en el sitio ocurrió en 2001, reportó el Observatorio Tierra de la NASA.

Isla de piedra pómez flotante cerca de Tonga comparada con Manhatan( Imagen de stélite de la NASA)

Cuando la roca fundida de la erupción de un volcán se enfría muy rápido, forma una piedra porosa llamada piedra pomez.

La pareja australiana Michael Hoult y Larissa Brill de SailSurfROAM, navegaban en su catamarán hacia Fiji y se encontraron con la roca volcánica flotando en la superficie del mar, fueron los que dieron el primer aviso.

Los marineros alertaron a otras naves sobre el peligro y desde entonces los investigadores han estado tomando muestras y detalles de las mismas.

***

Descubra

Una verdadera historia de dificultad y resiliencia que te hará emocionar hasta las lágrimas

TE RECOMENDAMOS