Rusia interferirá en elecciones presidenciales 2020, predice el Jefe de Seguridad Nacional de EE.UU.

Por Jack Phillips
18 de Enero de 2020 Actualizado: 18 de Enero de 2020

El secretario interino del Departamento de Seguridad Nacional de Estados Unidos, Chad Wolf, dijo que su agencia prevé que Rusia interfiera en las próximas elecciones presidenciales y subrayó la necesidad de tomar medidas a nivel local, estatal y federal antes de noviembre de 2020.

“A diferencia de China, Rusia no busca debilitar nuestra economía y superarnos en el escenario mundial, más bien se enfoca en acciones que interrumpen y socavan el estilo de vida estadounidense”, dijo Wolf, según la transcripción de un discurso que pronunció el viernes. “Como vimos en 2016, creemos que Rusia intentará interferir en las elecciones 2020 para sembrar la discordia pública y socavar nuestras instituciones democráticas”.

Desde 2016, el Departamento de Seguridad Nacional y otros organismos federales han tomado medidas para prepararse para la posible interferencia rusa, dijo Wolf, antes de agregar que la Casa Blanca tiene un enfoque “láser” para hacer frente a las potenciales amenazas de Moscú.

“Permítanme ser claro: estamos preparados”, dijo Wolf, añadiendo que “más importante aún, los funcionarios estatales y locales que dirigen nuestras elecciones están preparados. Estamos trabajando con nuestros socios federales para asegurarnos que esos funcionarios que están en primera línea de nuestras elecciones tengan la información y las herramientas necesarias para combatir la interferencia rusa”.

Cerca del 90 por ciento de los votos emitidos en noviembre tendrán su correspondiente papeleta de votación, dijo. El uso de máquinas de votación que imprimen un registro de cómo votó un votante ha sido promocionado como una ayuda de seguridad para prevenir la posible interferencia extranjera o la manipulación por parte de actores maliciosos.

Más allá de las amenazas electorales, se refirió a las amenazas cibernéticas de varios países, entre ellos China e Irán. Pero China, subrayó, es “la amenaza de estado-nación más persistente en el ámbito cibernético”.

“Por medio del espionaje cibernético y otras actividades que impactan nuestra prosperidad económica y poder intelectual, (China) persigue un objetivo a largo plazo de ‘toda la nación’ para amenazar y socavar a Estados Unidos”, señaló Wolf. “Si bien valoramos nuestra asociación con Beijing para promover la prosperidad mundial, trabajamos para hacer responsables a los malos actores chinos de sus actividades malignas”.

Wolf sugirió que China representa una amenaza más persistente para Estados Unidos que Rusia o cualquier otro gobierno adversario.

El Partido Comunista Chino, agregó, “utiliza la apertura de nuestra sociedad e instituciones en nuestra contra, ya sea en nuestras comunidades académicas y científicas o en Silicon Valley, para expandir agresivamente su capacidad de dar forma a la información y a la narrativa china en el extranjero”.

Al mismo tiempo, Irán podría estar aumentando sus capacidades de ciberataque después de que Estados Unidos diera muerte a uno de los principales comandantes del régimen, Qasem Soleimani, a principios de enero, provocando un ataque de represalia desde Teherán y declaraciones belicosas por parte de sus líderes.

El secretario señaló un boletín emitido por el Sistema de Asesoría de Terrorismo Nacional de Seguridad Nacional la semana pasada sobre el potencial de un ciberataque iraní.

Sin embargo, enfatizó que no hay “ninguna amenaza creíble y específica a la patria” por parte de Irán, y que Seguridad Nacional está “operando con una postura reforzada” para contrarrestar cualquier posible ataque.

*****

A continuación:

 

TE RECOMENDAMOS