Sabiduría china: virtudes tradicionales de una dama china

Por The Epoch Times
16 de Septiembre de 2016
Actualizado: 06 de Julio de 2020

Xiao Yixin (蕭 意 辛), la esposa de Ye Lunu, un funcionario de la dinastía Liao (遼朝) (916-1125), fue conocida en la historia china como el modelo del rol femenino que encarnaba las virtudes tradicionales de una dama china. Era descendiente de la familia real; su madre, la princesa Hutu, era la hija del emperador.

Xiao Yixin era hermosa, educada e inteligente. Se casó a la edad de 20 años y dedicó por completo su vida a su esposo y su familia.

Una vez, Xiao Yixin estaba charlando con sus cuñadas cuando ellas comenzaron a discutir sobre cómo ganar el afecto de sus maridos disipando a los malos espíritus.

Xiao Yixin ofreció una perspectiva diferente. “Este tipo de prácticas no son propias de la decencia y la etiqueta”, dijo ella.

Cuando las otras preguntaron por qué, Xiao Yixin respondió: “Si fortalecemos nuestro carácter y mejoramos nuestra conducta para cumplir la norma adecuadamente, si cuidamos a nuestros mayores y les mostramos respeto y piedad filial, si somos gentiles y bondadosas en las relaciones con nuestros maridos; y si somos generosas y de mente abierta con nuestra generación más joven, vamos a vivir de acuerdo con los principios de la decencia y la etiqueta”.

“Si somos capaces de hacer esto, nosotros naturalmente ganaríamos el amor y el respeto de nuestros maridos”.

“Si, por el contrario, se recurre a una práctica perversa para ganar el favor, ¿cómo no sentir culpa?”

Emperatriz (ImperialPainter / DominioPúblico / Wikimedia Commons)

Al oír esto, las otras damas se sintieron muy avergonzadas

Más tarde, el marido de Xiao Yixin fue exiliado debido a una falsa acusación. Como Xiao Yixin era la hija de una princesa, el emperador deseaba que se divorciase de su marido.

En respuesta, Xiao Yixin declaró, “Su Majestad, usted me considera como miembro de su familia y desea salvarme de una vida de exilio y sufrimientos con mi marido, esto es de hecho, un acto de gran bondad”.

“Sin embargo, un esposo y una esposa deben cumplir los principios morales; ellos deben permanecer juntos en tiempos buenos y malos; y no deberían separarse hasta la muerte”.

“Me casé con Ye Lunu cuando era joven y si dejo a mi marido cuando se enfrenta con problemas y dificultades en su vida, eso sería contrario a los principios morales básicos. ¿Cómo podría ser ello diferente al comportamiento de un animal?

“Espero que su Majestad muestre misericordia permitiéndome acompañar a Ye Lunu en el exilio. No tendré ningún remordimiento si muero allí”.

Conmovido por su plegaria, el emperador dio su consentimiento.

Durante el exilio, Xiao Yixin y su marido trabajaron y soportaron penurias cada día, sin embargo, Xiao Yixin no expresó queja alguna. En cambio, fue más amable y respetuosa con su marido.


Apoye nuestro periodismo independiente donando un “café” para el equipo.


Mire a continuación

Navegando por el mar de la vida con la brújula mágica de ‘Verdad, Benevolencia y Tolerancia’

TE RECOMENDAMOS