Se siente muy mal al rayar un auto, así que deja una nota, no vas a poder creer lo que hace el dueño

Por La Gran Época
02 de Febrero de 2019 Actualizado: 02 de Febrero de 2019

Los errores ocurren. Sydnee, por ejemplo, se cree una excelente conductora, pero se encontró en una situación difícil cuando se sintió responsable al rozar un auto estacionado y dejar una marca.

Imagen ilustrativa. (Crédito: Tim Boyle / Getty Images)

Mientras que otros pueden encontrar maneras de evitar la responsabilidad por lo que hicieron, Sydnee no lo hizo así. En cambio, la mujer honesta dejó una nota en el parabrisas del auto, explicando lo que pasó. Lo que ella no sabía era exactamente de quién era el auto.

Sydnee explicó en su nota,”Intenté aparcar en el lugar (que estaba) al lado suyo, pero la persona del lado izquierdo estaba aparcada horriblemente, en el proceso rayé la parte trasera izquierda de su coche”, Sydnee explicó en su nota.

Ella escribió, “Por favor, contácteme y nos ocuparemos de ello” y luego añadió su número.

Imagen ilustrativa. (Crédito: Daniel Shirey /Getty Images)

Pronto, Sydnee recibió una llamada.

La persona que llamó dijo,”Hola, Sydnee, me llamo Jennica. Tengo tu nota sobre el rayón de mi coche”.

Al darse cuenta de que era la dueña del auto, inmediatamente comenzó a disculparse.

Sydnee respondió,”¡Oh, Dios mío! Hola. En serio, lo siento mucho”, respondió . “Después de lo que sucedió, yo pensaba, “Dios mío, esto es lo peor (que me sucedió)”.

La persona que llamó preguntó si podían reunirse en una heladería cercana, a lo que Sydnee aceptó. Después de llegar a la heladería, ella esperó sola en una mesa.

Imagen ilustrativa. (Crédito: Tania Sona Smith /Flickr /CC BY 2.0)

Mientras miraba su teléfono, un desconocido hombre que estaba sentado en una mesa al lado de Sydnee entabló una conversación. Cuando el hombre le preguntó por qué estaba allí, Sydnee le contó sobre su terrible día.

Le contó, agitando un pedazo de papel en su mano, “Bueno, hoy golpeé el auto de esta chica, así que tengo que darle la información del seguro”.

Al escuchar la historia, el hombre se levantó y caminó hacia la mesa de Sydnee. Luego compartió una experiencia similar.

El hombre le comentó,”Oh, eso me pasó una vez y me costó como 200 dólares”. “Y mi seguro subió 100 dólares ese mes”.

Sydnee se lamentó,”No quiero eso”, aún sabiendo que era inevitable.

Cuando elogió su honestidad, ella respondió tristemente que no esperaba “nada de ello”. Sin embargo, añadió, “me sentiré mejor conmigo misma de todos modos”.

Le dijo, “Bueno, genial, aprecio a la gente honesta”, entregándole un sobre.

Él le respondió,”Acabo de volver del trabajo y tenía algo de dinero extra, así que pensé que podrías usarlo más que yo”, después de que Sydnee le preguntara qué era.

Continuó explicándole a Sydnee, que estaba desconcertada. “Por ser honesta, solo aprecio la honestidad”.

Imagen ilustrativa. (Crédito: Pixnio/CCO 1.0)

Ella dijo,”Estás bromeando”, después de mirar adentro del sobre, incapaz de comprender lo que acababa de ocurrir.

El hombre insistió en que no bromeaba sobre darle el dinero, ya que estuvo antes en esa situación y sabía que no era fácil, así que quería ayudar.

Sydnee preguntó,”¿Puedo abrazarte?” “Voy a llorar”.

Los dos se abrazaron. Sin embargo, cuando Sydnee se marchaba, el hombre finalmente reveló quién en verdad.

El dueño del auto expresó. “Porque chocaste mi auto”.

Exclamó sorprendida “¿Golpeé tu auto? Al mismo tiempo, sabiendo que finalmente se reveló la broma, el dueño del auto no podía dejar de reír.

Stuart Edge, el verdadero dueño del auto, le explicó cómo hizo que su amiga Jennica hiciera la llamada y que toda la conversación fue filmada. Fue un gran alivio para Sydnee. Por otro lado, al darse cuenta de quién le ofrecía el dinero, ya no lo quería.

Stuart dijo, “¡Es así de grande!”, el rayón que era del tamaño de tres monedas. Entonces él insistió en que Sydnee se quedara con el dinero, por ser honesta al respecto.

Stuart expresó, “Hoy le diste al coche de la persona adecuada”.

De hecho, según la sección del canal YouTube de Stuart Edge, el YouTuber soñaba con dejar su trabajo y “crear vídeos virales que, no solo hicieran reír a la gente, sino que también se sintieran inspirados”. El sueño de Stuart se hizo realidad cuando su video se volvió viral en diciembre de 2012.

Observa la reacción a continuación:


Empleada de McDonald’s recibe de regalo un auto nuevo de un cliente de buen corazón

Si esta conmovedora historia inspiró tu corazón, por favor, compártela. Apoya el periodismo independiente y ayúdanos a difundir las buenas noticias a todo mundo.

TE RECOMENDAMOS