Senadora pide la renuncia del director de la OMS; otro legislador pidió detener financiamiento al grupo

Por Zachary Stieber
03 de Abril de 2020
Actualizado: 03 de Abril de 2020

La senadora Martha McSally (Rep.-Arizona) pidió el jueves que el director general de la Organización Mundial de la Salud (OMS), el Dr. Tedros Adhanom Ghebreyesus, renuncie, acusándolo de ayudar a encubrir la manipulación del Partido Comunista Chino (PCCh) de los números del COVID-19.

Los funcionarios chinos admitieron esta semana que no estaban contando a pacientes asintomáticos y documentos internos obtenidos por The Epoch Times muestran que tomaron varios pasos en meses recientes para esconderle al mundo las muertes y contagios.

La OMS ha elogiado repetidamente a China a pesar de que los viajantes desde ese país esparcieron el virus del PCCh, conocido comúnmente como nuevo coronavirus, a las naciones por todo el mundo.

“Nunca he confiado en un comunista. Y su encubrimiento de este virus que se ha originado con ellos ha causado muertes innecesarias por todo Estados Unidos y el mundo”, dijo McSally durante una aparición en Fox Business el jueves.

“La OMS necesita dejar de encubrirlos. Pienso que el Dr. Tedros necesita retirarse. Necesitamos tomar alguna acción para tratar este asunto. Es simplemente irresponsable, es inconcebible lo que han hecho aquí mientras tenemos gente que se muere por todo el globo”.

El director general de la Organización Mundial de la Salud, Tedros Adhanom (izq), se saluda con el líder chino Xi Jinping antes de una reunión en el Gran Salón del Pueblo en Beijing, China, el 28 de enero de 2020. (Naohiko Hatta/AFP via Getty Images)

El colega de McSally, el senador Rick Scott (R-Florida), pidió a principios de esta semana una investigación del congreso para saber si la OMS ayudó al Partido Comunista Chino a esconder la extensión verdadera del brote en China.

Según el grupo de las Naciones Unidas, Estados Unidos provee el 14.67 por ciento de su financiamiento. Es la fuente más grande de financiamiento de la OMS.

“Necesitan hacerse responsables de su rol en promover la desinformación y de ayudar a la China comunista encubrir una pandemia global”, dijo Scott en una declaración.

“Sabemos que la China comunista está mintiendo sobre cuántos casos y muertes tienen, lo que ellos sabían y cuándo lo supieron —y la OMS nunca se molestó en investigar más. Su inacción costó vidas”.

En una declaración, la portavoz de la OMS, Carla Drysdale, dijo que la organización “espera que todos sus miembros estado reporten datos de una manera precisa y a tiempo bajo los protocolos internacionales que han acordado los miembros estado de la OMS”.

El senador Rick Scott (R-Florida) pasa por el Salón Nacional de las Estatuas hacia el salón de la Cámara para el discurso del estado de unión del presidente Donald Trump en el Capitolio en Washington el 4 de febrero de 2020. (Charlotte Cuthbertson/The Epoch Times)

“La membresía a la OMS y suscribir a las Regulaciones Internacionales de Salud llevan ambas la responsabilidad de priorizar la salud pública, nacional e internacionalmente, no solo porque las normas de la salud global lo digan, sino porque las dos están inextricablemente entrelazadas, como dejó claro al mundo esta pandemia”, dijo en un email.

Ella señaló al funcionario de la OMS, Dr. Mike Ryan, quien hablando con los periodistas esta semana dijo que la gente debería ser “muy cuidadosa” de no “denunciar a ciertas partes del mundo como no cooperativas o no transparentes”.

“A veces atribuimos una falta de transparencia a lo que son limitaciones naturales en nuestra respuesta”, dijo. “Necesitamos mostrar un poquito más de equilibrio”.

Los oficiales de la OMS han promovido repetidamente una narrativa similar al régimen chino, diciendo que China trajo al mundo tiempo para responder a la pandemia cuando en realidad los funcionarios encubrían los detalles sobre el brote.

El secretario de estado Mike Pompeo ha arremetido contra los funcionarios chinos por diseminar desinformación, tal como la infundada acusación de que el ejército de EE. UU. introdujo el virus del PCCh en Wuhan, China, cuando el asesor de seguridad nacional, Robert O’Brien aseveró que el encubrimiento del brote inicial del virus por parte de los funcionarios chinos le costó al mundo unos dos meses de tiempo de respuesta.

Altos funcionarios de la salud pública dijeron esta semana que la comunidad médica, basada en los datos que publicó China, creyó que el virus era similar al SARS.

“Creo que probablemente nos esté faltando una cantidad significativa de datos, ahora que vemos lo que le pasó a Italia, lo que le pasó a España”, dijo la Dra. Deborah Birx, coordinadora de respuesta para el Grupo de Tareas del Coronavirus de la Casa Blanca, a periodistas en Washington.

Siga a Zachary en Twitter: @zackstieber

Le puede interesar:

Trasplantes de pulmón aumenta alarma sobre el origen de órganos en China en medio de la pandemia por el virus del PCCh

TE RECOMENDAMOS