Teoría crítica de la raza socava valor de la educación y el debate político: Escritor de think tank

Por Isabel van Brugen
08 de Junio de 2021
Actualizado: 08 de Junio de 2021

La teoría crítica de la raza (TCR) ha socavado drásticamente el valor académico del debate político y de la propia educación a lo largo de los años, según un escritor experimentado de la Texas Public Policy Foundation, un think tank conservador.

El escritor y exentrenador de debate en escuela secundaria, Roy Maynard, dijo que ha sido testigo de un cambio a lo largo de los años en la tradición del debate escolar en Estados Unidos.

Según Maynard, que enseñó debate político durante unos 20 años, los estudiantes utilizan ahora elementos de la teoría crítica de la raza como “argumento general” en los debates de los institutos para “reivindicar el victimismo” y exigir una votación a su favor.

“En el debate interrogativo, hay un solo tema cada año (…) y dentro de cada tema, los equipos presentan un caso. En la teoría habitual del debate, la forma de contrarrestar ese plan es aportar pruebas negativas contra él. Así es como solía ser”, dijo Maynard a “The Nation Speaks” de NTD.

“Hace unos 15 años, la TCR empezó a introducirse. El argumento se llama ‘kritik’ por su escritura en alemán”, explicó Maynard. “En lugar de argumentar el caso afirmativo, el equipo contrario vendrá a argumentar la legitimidad de Estados Unidos en sí mismo”.

“Argumentará el valor del debate, argumentará que nada de lo que el plan afirmativo quiere hacer funcionará porque somos [Estados Unidos] tan inherentemente racistas. El país es tan irredimible; que, en interés de la justicia social, el juez debe votar a favor del equipo que refuta. Y ese es un tipo de argumento muy destructivo”.

Maynard dijo que la tradición de que los estudiantes investiguen un tema para un debate en la secundaria se ha dejado de lado porque la teoría crítica de la raza significa que “no tienes que investigar nada, puedes entrar, usar ese argumento, reclamar el victimismo y exigir que la votación vaya a tu favor”.

“Realmente ha socavado el valor académico del debate político”, dijo el escritor experto de Texas Public Policy Foundation.

Estos argumentos de los estudiantes que impulsan la TCR son incluso alentados por los propios jueces, dijo Maynard, explicando que los jueces de los debates escolares suelen ser participantes universitarios del debate o exparticipantes a nivel de la escuela secundaria que están “empapados de la TCR”.

“Descubrimos que esos argumentos no solo estaban permitidos, sino que eran alentados por los jueces a nivel universitario, aunque los entrenadores no tuvieran ni idea de lo que ocurría en esas aulas”, dijo.

“Estuve como juez hace no muchos años, donde todo se reducía a qué equipo estaba más oprimido —’deberíamos ganar porque somos más oprimidos’, bueno, ‘soy hispano’, bueno, ‘soy mujer’, bueno, ‘estoy en el espectro de Asperger’, bueno, ‘tengo una discapacidad de aprendizaje’— realmente se llegó a ese nivel, y fue muy desalentador”, añadió Maynard.

Epoch Times Photo
Alumnos con mascarillas caminan fuera de la escuela primaria Condit en Bellaire, en las afueras de Houston, Texas, el 16 de diciembre de 2020. (Francois Picard/AFP vía Getty Images)

Las declaraciones de Maynard se producen cuando Texas está a punto de convertirse en el más reciente estado controlado por el Partido Republicano en prohibir la enseñanza de la TCR en las escuelas públicas.

La teoría crítica de la raza—que apoya la idea de que la raza no es algo natural, sino que se construye socialmente para oprimir y explotar a las minorías— es una rama de la filosofía social de la teoría crítica casi marxista que fue promovida por la escuela de pensamiento de Frankfurt.

El expresidente Donald Trump firmó una orden ejecutiva que prohibía la formación en TCR en las agencias federales en septiembre de 2020, y la Casa Blanca la describió como “propaganda antiamericana”.

Después de asumir el cargo, el presidente Joe Biden revirtió la orden ejecutiva de Trump de septiembre de 2020 y ha impulsado la formación en TCR en varios frentes.

Los defensores de la teoría han argumentado que es necesaria para demostrar lo que dicen que es un “racismo sistémico generalizado” y para facilitar su erradicación.

Los esfuerzos de la Administración Biden han desencadenado un amplio rechazo por parte de legisladores republicanos federales y estatales, conservadores y organizaciones afines, así como de los padres.

El Senado del estado de Texas aprobó el 22 de mayo el proyecto de ley 3979 de la Cámara de Representantes, pero aún no se ha concretado, ya que se siguen examinando algunas enmiendas. Aunque el proyecto de ley no menciona la TCR por su nombre, aparentemente pretende prohibir la ideología cuasi-marxista en las escuelas públicas y chárter.

Según el texto del proyecto de ley, se prohíbe a los profesores, administradores y empleados de las agencias estatales, los distritos escolares y las escuelas chárter enseñar a los estudiantes que una raza es inherentemente superior a otra raza o sexo o que un individuo es inherentemente racista, sexista u opresivo en virtud de su raza o sexo.

La medida también requiere que todos los estudiantes de Texas estudien la Declaración de Independencia, la Constitución, los ensayos 10 y 15 del Documento Federalista, extractos de “La Democracia en América” de Alexis de Tocqueville y el primer debate Lincoln-Douglas.

Maynard dijo que, aunque la aplicabilidad del proyecto de ley puede ser un problema, enviará un fuerte mensaje de que la teoría crítica de la raza “no es apropiada para nuestros hijos, que no es algo que debamos enseñar en las escuelas públicas”.

Animó a los padres a involucrarse para asegurarse de que, cuando se convierta en ley, se aplique en Texas.

“Siempre he dicho que la única reforma educativa verdadera es la participación de los padres. Si quiere estar seguro de que a sus hijos se les enseña la teoría crítica de la raza, tiene que involucrarse”, dijo Maynard. “Asegúrese de saber lo que se les enseña, lo que aprenden en la escuela y lo que ocurre en el aula. Tiene derecho a saberlo”.

Con información de Tom Ozimek.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS